Conecte con nosotros

Argentina

Acorralado por las presiones internacionales, Alberto Fernández envió la Ley del Aborto al Congreso, junto a un “Plan de Mil Días” para evitar un choque con la Iglesia

Acorralado por las presiones internacionales en plenas negociaciones con el FMI, Alberto Fernández envió dos proyectos al Congreso: uno para legalizar el aborto y otro para asistir desde el Estado a mujeres embarazadas.

Publicado

en

En un corto mensaje publicado desde su cuenta de Twitter, el presidente Alberto Fernández confirmó que hoy cumplió una de las promesas más grandes de su campaña, enviar una ley para legalizar el aborto en todo el país.

Cuando asumió la presidencia, el 10 de diciembre del año pasado, había prometido que “antes de fin de año, los diputados tendrán el proyecto para empezar a leerlo“, pero el 2019 terminó sin novedades en este aspecto. Luego, el 1° de marzo, cuando participó de la apertura del Congreso, dijo en su discurso inaugural que “en los próximos 10 días mandaré la ley IVE“, pero esto tampoco nunca ocurrió.
Casi un mes después, llegó la pandemia del coronavirus. A pesar de que en estos casi 8 meses de cuarentena envió decenas de proyectos, como la expropiación de Vicentín, la Reforma Judicial y la Ley de Teletrabajo, Fernández aseguró que “no había espacio para tratar el aborto“, y que “no quería generar discordia entre los argentinos en medio de una crisis“.
Sin embargo, en las últimas semanas Martín Guzmán y el equipo económico reanudaron las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI), y las presiones del organismo fueron más fuertes que las voluntades del Presidente; finalmente, el Gobierno kirchnerista tuvo que terminar cediendo.
Así como en 2018, el FMI pide una serie de políticas económicas y sociales a cambio de los masivos préstamos que otorga. El Fondo adhiere a la Agenda 2030 de la ONU, una serie de objetivos que los organismos internacionales quieren implementar en todos los países del mundo para dicho año; entre ellos “igualdad de género“, “fin de la pobreza“, e “igualdad de oportunidades“, todos solamente alcanzables, según ellos, a través de la legalización y la gratuidad del aborto.

17 Objetivos para el Desarrollo Sostenible, según figura en la página de EDUCO.

Ad

Las reacciones políticas fueron mezcladas. Como de costumbre en Argentina, algunos peronistas y algunos radicales se expresaron en contra de la decisión, mientras otra gran mayoría de miembros de Juntos por el Cambio y el Frente de Todos celebraron el día de hoy como “histórico”.

Por su parte, el pre-candidato liberal a diputado, José Luis Espert, conocido por su apoyo a la despenalización del aborto, aseguró en Twitter que si estuviera en el Congreso en este momento, no votaría a favor de esta ley.

Gómez Centurión, en un corto pero contundente video, recordó que “cada vez que aparece el FMI aparece el aborto en Argentina“, y aseguró que para los organismos internacionales “el aborto es la solución para la pobreza“. A su vez, convocó a nuevas manifestaciones en la calle para rechazar esta ley.

Ad

El mayor desafío que tendrá ahora Alberto será conciliar esta postura netamente abortista con su fluida relación con el Vaticano. Minutos después de publicar el video, el Presidente encomendó a sus funcionarios preservar el “diálogo institucional” con la cúpula religiosa para evitar un enfrentamiento de “celestes” y “verdes” que divida aún más a la sociedad.

En un pobre intento de justificarse, voceros del Gobierno explican que la ley de legalización del aborto “está al margen de cuestiones religiosas, y que su objetivo institucional es la salud pública. Así lo dejó marcado también el mismo Alberto Fernández en su anuncio cuando sostuvo: “Mi convicción es que el Estado acompañe a todas las personas gestantes en su proyecto de maternidad, pero también es responsabilidad del Estado cuidar la vida y la salud de quienes deciden interrumpir su embarazo”.

Para suavizar el golpe que esta ley podría tener en las Iglesias, Alberto Fernández también envió al Congreso un proyecto de ley paralelo, que puede ser aprobado junto al aborto o no, para implementar un Plan de Mil Días, para “acompañar a las madres desde el Estado durante los primeros 1.000 días del embarazo“.

Ad

“Plan de los Mil Días”

Según pudo acceder Infobae, entre los seis puntos claves del proyecto se destacan: 

1) Nuevos planes sociales para las madres gestantes. Consiste en el pago de una nueva Asignación Universal por Hijo (AUH), a abonarse una vez por año, para ayudar al cuidado de cada uno de los niños de menos de tres años. 

2) Extensión del pago por la Asignación Universal por Embarazo. Hasta la fecha se percibían seis mensualidades; con este proyecto se extiende a nueve mensualidades, abarcando la totalidad del embarazo. “Se abonará a la persona embarazada desde la acreditación de su embarazo, que podrá realizarse a partir de la decimosegunda semana de gestación, y se percibirá hasta completar la cantidad de meses que hubiese durado su embarazo”, apunta el proyecto. 

3) Ampliación del pago por Nacimiento y por Adopción a las personas beneficiarias de la Asignación Universal por Hijo (AUH) que hasta ahora estaban excluidas de este beneficio. 

4) Provisión pública y gratuita de insumos esenciales durante el embarazo y también para la primera infancia, coordinando y ampliando los programas existentes. “En especial, se atenderá a la provisión de medicamentos esenciales; vacunas; leche; alimentos para el crecimiento y desarrollo saludable en el embarazo y la niñez, en el marco de los programas disponibles al efecto”, dice el proyecto.

5) Creación del Sistema de Alerta Temprana de Nacimientos y el Certificado de Hechos Vitales con el objeto de garantizar el derecho a la identidad de las niñas y niños recién nacidos. “El DNI es una herramienta central para el ejercicio efectivo de derechos”, sostuvo Fernández.

Además, en su artículo N° 25 el Proyecto hace referencia a las niñas y adolescentes menores de 15 años embarazadas y sostiene que “se les garantizará una atención oportuna para la detección de un posible abuso sexual con todos los resguardos necesarios para preservar su privacidad y la confidencialidad y respetar la autonomía progresiva según lo establece el Código Civil y Comercial de la Nación, evitando su revictimización”.

Según denuncian algunas organizaciones provida, en este seguimiento estatal que se les quiere hacer a las madres se inculca como una opción el aborto, y se le indican todos los mecanismos a los que podrá recurrir para hacerlo. Incluso sin la Ley IVE, con los protocolos del aborto que ya están aprobados en casi todas las provincias.

Proyecto de Ley completo:

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Argentina

Alberto Fernández hará los anuncios del nuevo gabinete que pidió Cristina el lunes

Publicado

en

El lunes por la mañana el presidente hablará en una conferencia de prensa donde prometió revelar el acuerdo con Cristina para evitar la quiebra del gobierno.

Después de estar casi 24 horas recluido en la Quinta de Olivos y escondido de la prensa, Alberto Fernández volvió a la actividad ejecutiva hoy a la tarde y le informó a los medios que tomó una decisión respecto a su gabinete, pero que se tomará 48 horas más para analizar los cambios específicos y que los anunciará el lunes.

Según los reportes de los medios oficialistas, Fernández está dispuesto a ceder y a “entregar” a Santiago Cafiero, jefe de Gabinete y dirigente de su máxima confianza, además de soltarle la mano a Wado de Pedro, ministro de Interior, y a Juan Cabandié, ministro de Medio Ambiente.

Como reveló Cristina Kirchner en la lapidaria carta del jueves, ella intercedió para que Alberto ponga a Wado de ministro del Interior y no de Jefe de Gabinete en 2019 cuando asumió el Frente de Todos. Ahora, la Vice no lo quiere más y pidió su salida del gobierno.

Según ella misma admitió, el lunes después de las PASO se juntó en Olivos a solas con Alberto Fernández, y le pidió que lo saque a Cafiero en favor de Juan Manzur y a Wado en favor de Sergio Uñac.

Los gobernadores tucumano y sanjuanino fueron los únicos dos peronistas que ganaron en territorios competitivos el pasado domingo, y Cristina cree que ese capital político debe ser explotado a nivel nacional.

Además, Cristina habría pedido la cabeza de Julio Vitobello, el Secretario General de la Presidencia, cargo para el cual la Vice veía a Aníbal Fernández como un buen reemplazo.

La crisis que está atravesando el gobierno es una consecuencia directa de Alberto diciendo que no a estas órdenes de Cristina, pero todo indica que finalmente cederá y Manzur irá a la Jefatura, Uñac a Interior y Aníbal a la Secretaría General.

Los cambios que pidió Cristina para el Gabinete de Alberto: Manzur por Cafiero, Uñac por Wado y Aníbal por Vitobello.

Tanto Manzur como Uñac resistieron en un primer momento su nominación, ya que ambos están fuertes en sus provincias y no quieren quemar su capital político asumiendo en el gobierno que sufrió la peor derrota a nivel nacional de la historia del peronismo.

Manzur, particularmente, no quiere abandonar Tucumán porque actualmente está disputando una feroz interna con su vice, Osvaldo Jaldo, quien lo desafío en las PASO del domingo. A pesar de que Manzur salió triunfante de esas primarias, la relación quedó al rojo vivo y la salida de Manzur significaría la asunción de Jaldo como gobernador, algo que desde el entorno del cuyano aseguran que sería entregarle la Provincia en bandeja.

Sin embargo, parece que la persuasión de Cristina Kirchner sigue siendo el punto débil de los señores feudales peronistas, y Manzur por lo menos aceptaría el ingreso al gobierno nacional, mientras que Wado podría resistir la embestida y Aníbal caer en otro ministerio, como el de Seguridad o Defensa.

Seguir Leyendo

Argentina

Cristina gana la pulseada: el vocero y operador de Alberto Fernández fue echado del gobierno

Publicado

en

Juan Pablo Biondi compartió la carta de su dimisión en redes sociales: “Motiva esta decisión la crisis desatada en las últimas horas y espero que mi alejamiento del cargo contribuya a pacificar, en parte, estos momentos difíciles que nos toca vivir”, expresó.

El vocero y principal operador de prensa de Alberto Fernández, Juan Pablo Biondi, presentó su renuncia indeclinable esta tarde en medio de la crisis política que atraviesa el Gobierno y luego de que Cristina Kirchner apuntara contra su persona en la carta que difundió el jueves.

“Tengo el agrado de dirigirme a usted para presentarle mi renuncia indeclinable como Secretario de Comunicación y Prensa de la Presidencia Argentina con el que me honrara el 10 de diciembre del 2019. Motiva esta decisión la crisis desatada en las últimas horas y espero que mi alejamiento del cargo contribuya a pacificar, en parte, estos momentos difíciles que nos toca vivir”, expresó en la carta de renuncia que publicó en sus redes sociales.

“Sólo usted sabe de mi compromiso, entrega y fidelidad a su investidura y a su persona en este largo camino en que lo acompañé”, agregó.

Esto supone una victoria total de Cristina Kirchner, quien había tratado de forzar la salida de Santiago Cafiero tras la derrota electoral del domingo, pero recibió una fuerte resistencia de la mano derecha del círculo íntimo presidencial.

Biondi aprovechó la presión del ala cristinista, ejercida a través de una renuncia masiva de funcionarios, para instalar en los medios que La Cámpora quería la cabeza de Guzmán, no de Cafiero, para desarmar la operación del kirchnerismo duro y generar el repudio de sus seguidores.

Pero esto no funcionó. Cristina llamó a Guzmán el miércoles a la noche, le contó que ella no había pedido su renuncia y que tenía todo su respaldo, y el jueves publicó la lapidaria carta que lo menciona con nombre y apellido.

Alberto Fernández con Santiago Cafiero y Juan Pablo BiondiAlberto Fernández con Santiago Cafiero y Juan Pablo Biondi

En la renuncia, le dedicó un párrafo directo a Cristina Kirchner, quien ayer esgrimió duras críticas hacia la función del vocero “Me ofenden y lamento las malas interpretaciones que hiciera sobre mí la señora Vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, al considerarla una líder indiscutible del espacio político que representa ella junto con usted. Siempre he sido una pieza de armonía, concordia y tolerancia en mis funciones y profesional en mi relación con los medios de comunicación, escribió sin pudor.

Señor Presidente, deseo que esta nueva etapa que comienza sea superadora de la precedente. Tengo la certeza que así será y que en esta nueva instancia de su gobierno cuente con un nuevo elenco de colaboradores para enfrentar los desafíos venideros. Reitero el inmenso honor de haberlo podido acompañar en esta enorme tarea, cargada sobre sus hombres y de todo su Gabinete, la tremenda tragedia humanitaria como es la pandemia del COVID 19, que nos lastimó desde marzo del año pasado y que la hemos enfrentado sin ambages”, cerró el ahora ex funcionario.

La salida de Biondi es la primera confirmada luego de la contundente derrota del Gobierno en las elecciones Primarias. Si bien el Presidente se tomará unas horas más para empezar a delinear el nuevo Gabinete, trascendió que está dispuesto a “entregar” a Santiago Cafiero, jefe de Ministros y dirigente de su máxima confianza. Este es otro de los reclamos de Cristina Kirchner. En su lugar, iría alguno de los gobernadores peronistas que cantaron victoria en las PASO.

Para el reemplazo de Biondi, suena Gustavo Béliz, quien ha fracasado en sus tareas como asesor estratégico internacional, y podría ahora tratar de meterse de lleno en la política local.

Seguir Leyendo

Argentina

“Presidente, queda poco tiempo”: la fuerte advertencia a Alberto de un arzobispo cercano al Papa Francisco

Publicado

en

Víctor Manuel Fernández criticó a Alberto Fernández por “entretenerse con el aborto, la marihuana y el lenguaje inclusivo” mientras desatendía los graves problemas sociales del país.

La derrota electoral del 12 de septiembre dejó al descubierto un descontento social generalizado con las políticas del gobierno de Alberto Fernández que solo La Derecha Diario y muy pocos otros medios habían reportado.

En ese marco, uno de los principales referentes de la Iglesia Católica argentina y hombre de extrema confianza del Papa Francisco, el arzobispo de La Plata Víctor Manuel Fernández, le pidió a Alberto Fernández que revea el rumbo de su gestión y las prioridades planteadas por su gobierno: “Presidente, queda poco tiempo”.

En la carta que le dirigió a Alberto, mientras el mandatario hace malabares para no ser desplazado por Cristina, el líder eclesiástico lamentó que el Gobierno no le haya dado prioridad a los graves problemas sociales que agobian al pueblo argentino, como la pobreza, la inflación y la desocupación.

Víctor Manuel Fernández es el arzobispo de La Plata. Pero sus palabras no pesan únicamente por su cargo eclesiástico, sino por su conocida cercanía con el sumo pontífice, que lo entronizó en el cargo que desempeña, tras desplazar a Héctor Aguer.

En esa línea, el prelado que es conocido como “Tucho” Fernández, y que fue entronizado en el cargo que desempeña por el Papa tras desplazar a Héctor Aguer, cuestionó al Presidente por concentrarse en una agenda de temas que no resultan urgentes, como la legalización de la marihuana, el lenguaje inclusivo, el aborto y la eutanasia.

El arzobispo lo criticó duramente por haberse “entretenido” con el aborto mientras otros países se preocupaban por conseguir más vacunas y enfrentar como se debe a la pandemia de coronavirus, con medicina y no con una cuarentena cavernícola.

Tucho Fernández, antes de ser arzobispo de la capital de la provincia de Buenos Aires -la segunda en importancia detrás de la que tiene asiento en la CABA- era Rector de la Universidad Católica Argentina, un ámbito que el Sumo Pontífice también tenía bajo su liderazgo.

Aviso de la Iglesia a Alberto Fernández: Queda poco tiempo

En una columna de opinión que envió al diario La Nación, el arzobispo de confianza del Papa le imploró al oficialismo que se concentre en la producción y el trabajo, en lugar de enfocarse en los reclamos de los sectores “minoritarios que tiene cerca”.

Titulada “Pedido al Presidente”, Tucho plantea fuertes cuestionamientos al rumbo que tomó el gobierno nacional desde su asunción, sobre todo en lo referido a la sanción de la ley que despenalizó el aborto, y brinda su propia interpretación sobre los motivos profundos que entiende derivaron en la aplastante derrota electoral del Frente de Todos del pasado domingo.

Las frases más destacadas de la carta pública de Víctor Manuel Fernández al presidente Alberto Fernández:

1- “Presidente, queda poco tiempo”.

2- “A fines del año pasado, mientras los países vecinos estaban comprando vacunas, aquí el Ministerio de Salud se apasionaba en plena campaña por el aborto”.

3- “¿Quiénes no le perdonarían al Presidente el mal paso de la fiestita de Olivos? El asunto es que él trataba de imbéciles a quienes hacían lo mismo”.

4- “Lo hemos visto muy entretenido con el aborto, la marihuana y hasta la eutanasia, mientras los pobres y la clase media tenían otras hondas angustias que no obtenían respuesta”.

5- “A fines del año pasado, mientras los países vecinos estaban comprando vacunas, aquí el Ministerio de Salud se apasionaba en plena campaña por el aborto”.

6- “Sin embargo, algunos miembros del propio gobierno parecen pensar que la solución está en radicalizarse más, sin ver que eso sería acercarse más al abismo”.

7- “Muchas mujeres, a las que el gobierno creía responder, estaban viviendo al día, con sus familias despedazadas, sus hijos que habían abandonado el colegio y habían caído en la droga y la delincuencia, y con la plata valiendo cada día menos”.

8- “En los últimos meses se vio una potente avanzada para imponer un lenguaje “no binario” que en las inmensas barriadas a nadie parece interesarle”.

9- “De un estratega se espera la capacidad de leer en el momento histórico actual cuáles son los verdaderos y más grandes reclamos del pueblo, al margen de los propios gustos.

10- “Ya hay mucha gente cansada de esperar”.

Seguir Leyendo

Trending