Conecte con nosotros

Argentina

Éxodo sin freno: Walmart a un paso de irse de Argentina y Danone puso en revisión estratégica sus negocios en el país

La famosa cadena de supermercados Walmart comunicó que esta cerca de concretar la venta de su negocio en Argentina, y Danone, la dueña de La Serenísima y Villavicencio, anuncio una revisión estratégica de su negocio en el país por las perdidas millonarias que sufrió durante 2020.

Publicado

en

La Argentina hoy en día no presenta ningún incentivo ni ganancias para las PyMEs y las grandes compañías que se encuentran operando en el país. Producto de las políticas empleadas por el Gobierno de Alberto Fernández en estos 10 meses en el poder, que han destruido al sector privado, y la cuarentena eterna que han impulsado, muchas empresas alertan perdidas millonarias durante este año.

Frente a esto, el éxodo de empresas internacionales no cesa. Diversas aerolíneas extranjeras como Latam y Qatar Airways, grandes compañías como Falabella y Sodimac, son solo algunas de las empresas que han decidido dejar de operar en Argentina. 
En ese sentido, Walmart comunicó el día de ayer que está más cerca de concretar la venta de su negocio en la Argentina. Fuentes cercanas a la negociación aseguran que pasan por estas horas por una “etapa exploratoria” y que la definición podría demorar meses. En el mercado, sin embargo, hablan de una “venta inminente”

Ad

Esta famosa cadena de supermercados comenzó sus operaciones en el país en 1995 con la apertura de su primera tienda en Avellaneda, provincia de Buenos Aires. Actualmente, la compañía cuenta con 92 locales en 21 provincias, donde trabajan unos 10.000 empleados: es el noveno principal empleador privado del país.

Ya desde hace varios meses está en la búsqueda de un grupo o un competidor que se haga cargo de su negocio. Se trata de un proceso que había empezado en febrero, se suspendió en marzo por la pandemia y ahora se reactivó. 

Algunas de las razones de la salida de Walmart de nuestro país es la alta inflación con una fuerte caída del consumo en los últimos años. A pesar de que hubo una recuperación por las compras de stockeo al comienzo de la cuarentena, unos meses después el sector volvió a tener números negativos. El escenario macroeconómico no ayudó para nada a revertir una decisión que la empresa analiza desde hace tiempo.

Acá es muy complicado ganar plata con hipermercados. Esos son fundamentals de la decisión que tomó la cadena. Creo que entre los jugadores del mercado no hay ningún interesado en quedarse con semejante estructura, y menos en este contexto. En el mundo, las grandes superficies están en retirada”, le explicó a Infobae un importante ejecutivo de un competidor directo.

Cabe resaltar que si bien la venta podría significar la salida de la empresa del país, fuentes de la negociación destacan que no necesariamente se irán: podrían no encontrar socio y seguir operando la cadena, o encontrar uno para una parte del negocio.

Estamos explorando nuevas alianzas para potenciar nuestro negocio en Argentina y su senda de crecimiento. Como reconocimos públicamente, este era un proceso que estaba suspendido desde el inicio de la situación de emergencia por el COVID-19 y que ahora estamos empezando a explorar nuevamente de cara a acelerar nuestra estrategia. Walmart mantiene su confianza en el potencial del negocio en el país y sigue comprometido con sus clientes y colaboradores en Argentina”, aseguraron desde la empresa.

Ad

Danone, otra compañía con perdidas millonarias

La multinacional alimentaria francesa Danone, cuya facturación cayó un 9,3% en el tercer trimestre del año a nivel global, anunció una revisión de su estrategia en Argentina, en el marco de un plan de reorganización y de reestructuración de sus marcas en distintas partes del mundo.

Danone es la dueña de La Serenísima y Villavicencio en Argentina, y además, la empresa participa en el negocio de las galletitas, donde está asociada con el grupo local Arcor en la empresa Bagley. Tiene alrededor de 5.000 empleados en el país.

El Grupo Danone revisará estratégicamente el desempeño de algunos activos. La Argentina forma parte de esa estrategia. Como empresa revisamos constantemente nuestro portafolio para asegurarnos que esté alineado con nuestras metas y objetivos. Este proceso está por comenzar y, por lo tanto, no implica ninguna opción concreta. Llegado el caso, la empresa informará oportunamente cuando haya completado su revisión“, señaló la compañía en un comunicado oficial.

En Argentina, Danone lleva tres años de números locales rojos en natural, con un 2019 que tuvo récord de pérdidas: con más de 100 millones de euros. La compleja situación local –así la definen en la filial– se explica por la recesión de los últimos años a la que se sumó el contexto inflacionario y el impacto de la cuarentena.

Estamos ante un proceso global de revisión de las inversiones y la verdad es que la Argentina viene muy golpeada, especialmente el negocio de los lácteos“, señaló una fuente de Danone Argentina.

En su informe, la empresa hace referencia directamente al contexto hiperinflacionario en el que se encuentra Argentina.

  

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Argentina

La Cámpora, la JPRO y el FIT marchan juntos por el medio ambiente

Publicado

en

Todos marchan Juntos por el Cambio climático.

Como todos los 24 de septiembre, el movimiento ambientalista volvió a salir a las calles para pedirle al Congreso más medidas de protección del medio ambiente, como si toda la batería de leyes que prohíben la minería, la tala de árboles, las emisiones y la Ley Micaela no fueran suficientes.

Sin embargo, la movilización de este año tuvo un condimento especial, y es que por primera vez militantes de La Cámpora (Frente de Todos), la Juventud PRO (Juntos por el Cambio) y organizaciones sociales asociadas al Frente de Izquierda (FIT-U) marcharon codo a codo por una misma causa.

“Abrácense que tan distintos no son” dijo en el debate presidencial del 2019 el candidato José Luis Espert, y hoy se vio más que nunca. Tanto el kirchnerismo como el macrismo/larretismo comparten exactamente la misma agenda en términos de medio ambiente, pero por alguna razón ambos espacios marchan para quejarse contra un Congreso, irónicamente, dominado por el FdT y JxC.

“En este año de elecciones legislativas queremos votar a candidatos que estén realmente alineados con los objetivos del Acuerdo de París y que alcen su voz frente a: la erosión ambiental, el abuso de nuestros territorios y la violación de los derechos de las comunidades que los habitan, demandan desde Climate Save Movement, la principal organización de lobby en Argentina que convoca la marcha del #24S.

Y subrayan: “Queremos conocer sus propuestas y acciones concretas y que abran al debate popular las decisiones que involucren al ambiente como el Acuerdo porcino con China, ley de Hidrocarburos, megaminería, la exploración sísmica, los desmontes, el sistemático uso de agrotóxicos, entre tantas otras”.

Desde Jóvenes por el Clima, otro de los convocantes a las marchas del 24-S, también reclamaron en la previa de las primarias por un cupo social ambiental dentro de los debates públicos de los entonces pre candidatos. Se sumaron a una movida con otras organizaciones y referentes de la sociedad civil para reunir firmas en un petitorio digital que sigue abierto para exigir incluso a los periodistas que se informen al respecto para preguntar con precisión a los aspirantes a un cargo electoral.

“Queremos que todos los candidatos y candidatas de estas elecciones tengan que hablar de ambiente. Exigimos un #CupoSocioAmbiental en sus propuestas de campaña, exhortaron desde su cuenta en Twitter en agosto pasado.

Seguir Leyendo

Argentina

El voto por derecha surte efecto: El Gobierno eliminará las retenciones para empresas que exportan servicios

Publicado

en

Tras el fracaso electoral, el gobierno de Juan Manzur y Cristina Kirchner entiende que es hora de flexibilizar algunas de las medidas más maliciosas de Argentina.

El Gobierno confirmó hoy que eliminará completamente las retenciones para todas las empresas que exportan servicios, una de las trabas más importantes que existía hasta el momento para el sector terciario de la economía. 

Según Martín Guzmán, el objetivo de la medida es “fomentar la creación de empleo, generar divisas e impulsar la agregación de valor”, explicó en un comunicado.

La industria de los servicios abarca a todas las empresas de informática, software, programación, servicios profesionales y diseño, entre otros. Fue el segundo sector que más exportó en los últimos 4 años, sólo superado por el oleaginoso-cerealero. En 2020 se exportó un total de US$ 5.700 millones, y los principales destinos fueron Estados Unidos y la Unión Europea.

Hasta el momento, Guzmán había resistido bajar impuestos o aranceles, en busca del equilibrio fiscal durante la pandemia. Sin embargo, la derrota histórica del pasado 12 de septiembre puso a la política económica contra las cuerdas, y Cristina Kirchner salió a defenestrar al Ministro de Economía por querer reducir el déficit en plena pandemia.

La vicepresidente dio la orden, a través de Juan Manzur, de que es hora de flexibilizar algunas de las políticas más estrictas del kirchnerismo. En tan solo una semana, el gobierno levantó la cuarentena y empezó a sacar retenciones. Evidentemente, el voto por derecha surtió efecto.

La quita de retenciones, de todos modos, empezará a partir del 1ro de enero del 2022. “En 2022 el Gobierno eliminará por completo las retenciones a la exportación de servicios producidos en el país y consumidos en el exterior. A partir del 1° de enero, tanto las empresas inscriptas en el Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento como las que aún no lo están, pagarán cero”, destacaron.

Tras la derrota electoral, Guzmán debió cambiar su libreto.

Hasta el momento, el sector adherido pagaba una alícuota del 5% que rigió durante todo el año 2020. Durante 2019 había sido entre 11% y 7 por ciento. El decreto reglamentario de la Ley de Economía del Conocimiento, de fines del 2020, había establecido que a partir de este año la empresas adheridas al Régimen de Promoción de la Economía del Conocimiento no pagarían derechos de exportación. Ahora, asegura el Gobierno, tendrán alícuota cero todas las empresas del sector, estén o no adheridas al régimen de promoción.

Cabe aclarar que esta retención había sido instaurada por el macrismo, que en 2018 impuso un derecho a la exportación de $4 por dólar, que llegó a gravar hasta el 12% de las ventas al exterior.

Aplicar derechos de exportación a los servicios fue una política errada consecuencia de una mirada exclusivamente fiscalista sobre los derechos de exportación durante el período 2015-2019, cuando se resolvió aplicar alícuotas a todos los bienes y servicios (independientemente del nivel de valor agregado) y con poca diferenciación entre bienes primarios, industriales, servicios, etc.”, detallaron desde el Gobierno.

El arancel cero contribuirá a generar los 500.000 empleos y USD 10.000 millones de exportaciones proyectados al 2030, según cálculo de comienzos de año del presidente de la Cámara de la Industria Argentina del Software (CESSI), Sergio Candelo.

Seguir Leyendo

Argentina

El albertismo busca frenar a Manzur: creen que está preparando una candidatura para 2023

Publicado

en

Tanto el entorno como de Alberto Fernández como de Sergio Massa ven con malos ojos que Manzur utilice su buen desempeño como Jefe de Gabinete para candidatearse junto a Cristina en 2023.

Juan Manzur aterrizó en el gobierno nacional para sacar las papas del fuego después de la peor derrota de la historia del peronismo. Sólo un par de días le bastaron para modificar esa imagen, y las primeras encuestas empiezan a demostrar una leve suba en la imagen del gobierno, especialmente tras anunciar el levantamiento de las restricciones sanitarias.

“El gobernador”, como le dicen internamente en el Frente de Todos, no vino a ser un secretario del presidente, si no que fue ungido por Cristina Kirchner como una suerte de primer ministro preparado para tomar las riendas del gobierno y pasar a Alberto Fernández a un segundo plano.

Su llegada encendió las alarmas en las cercanías de Alberto Fernández, no solo por desplazarlo en el Ejecutivo nacional si no porque todavía está convencido que él va a ser candidato en 2023 para reelegir con el peronismo unido atrás suyo.

Juan es un turco pícaro y ambicioso, pero está corriendo un riesgo demasiado alto”, advirtió una persona cercana al presidente ante la consulta de cuál es el proyecto de Manzur como Jefe de Gabinete.

Y es que Manzur arrancó su gestión como jefe de Gabinete poniendo quinta. Prácticamente lo corrió de escena al jefe de Estado. Él hizo el anuncio del “fin de la cuarentena”, les dio las órdenes a los ministros que estaban acostumbrados a trabajar directamente con Alberto y anunció que va encabezar reuniones de gabinete todas las semanas, algo que Cafiero rara vez hacía.

Su agenda es inagotable. Este miércoles recibió a su par bonaerense, Martín Insaurralde, en la Casa de Gobierno, para ponerse en sintonía tras el desembarco de ambos en la administración. El encuentro fue para “ordenar y planificar el trabajo conjunto entre el gobierno nacional y provincial con el objetivo de fortalecer las políticas de producción y creación de empleo”, consignó el parte oficial de la provincia.

En el entorno del presidente hay inquietud e incomodidad, porque en pocas horas Manzur le intervino el Gobierno y no desmiente sus pretensiones presidenciales. Tampoco les agrada la estrategia del jefe de Gabinete de excluir o reducir sustancialmente las apariciones públicas del presidente de la campaña electoral que reanudará en octubre.

“A Alberto podés descalificarlo o ridiculizarlo. Lo que no acepta es que le saquen el micrófono. Su adicción mediática es su talón de Aquiles, dijeron hace poco en un mitín del Frente de Todos.

Pero no solo al albertismo molesta el alto perfil que está adoptando Manzur. Sergio Massa, quien tiene unas muy públicas ganas de ser candidato en 2023 si Alberto no se presenta, entiende que Manzur le frustra sus intenciones políticas. Lo mismo le ocurre a Máximo Kirchner, quien no estaba de acuerdo con el pacto que hizo su madre y también ve a Manzur como un adversario que puede sacarle poder en el kirchnerismo.

No es secreto para nadie que todo el universo peronista siente mucha más empatía y confianza hacia Juan Manzur que hacia el volátil Alberto Fernández o la soberbia despectiva de Máximo Kirchner. Sin embargo, varios son los que temen que haya mostrado demasiado rápido su juego y termine eyectado.

Seguir Leyendo

Trending