Seguinos en redes

Argentina

La oposición vuelve a ser cómplice del autoritarismo kirchnerista: Juntos por el Cambio aceptó postergar las elecciones para fin de año

Luego de una feroz interna dentro de Juntos por el Cambio, finalmente Negri, Ritondo y López lograron convencer a Macri de que era conveniente para la oposición apoyar al Gobierno en su intención de postergar las elecciones.

Publicado

en

Los líderes de la mesa nacional de Juntos por el Cambio decepcionaron a su electorado y aceptaron la propuesta del Frente de Todos de postergar por un mes las elecciones primarias y generales debido a la pandemia.

De aprobarse la ley, las PASO (8 de agosto) se pasarían al 12 de septiembre, mientras que las Generales (24 de octubre) se trasladarían al 14 de noviembre

La idea provino de Máximo Kirchner, quien a principio de año se lo planteó a Sergio Massa, asegurándole que si iban a una elección en pleno invierno con la pandemia y la economía en crisis iban a tener un escenario muy difícil contra Cambiemos. 

Desde ese entonces, el kirchnerismo estuvo presionando a JxC para que acepte la proposición, hasta que a principios de abril lograron convencer a Mario Negri (UCR), Cristian Ritondo (PRO), y Juan Manuel López (CC ARI) de apoyar la medida.

No se entiende por qué el bloque legislativo de la oposición aceptó la postergación de las elecciones, que solamente beneficia al kirchnerismo. Una de las posibilidades es que hayan visto como mala publicidad no postergar las elecciones mientras el Gobierno iba a estar presionando mediáticamente con los muertos por COVID; otra opción es que se hayan dado cuenta que el Frente de Todos podía convencer a los bloques del peronismo federal y pasar la reforma por su propia cuenta.

Sea cual sea la razón, la cúpula legislativa de Juntos por el Cambio, respaldada por Lilita Carrió, María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta tuvo que enfrentarse a la Presidente del PRO, Patricia Bullrich, quien se oponía a darle una victoria al kirchnerismo en este tema. 

Sin embargo, después de unas feroces internas, finalmente apareció la figura de Mauricio Macri, quien le dio el pulgar arriba a Negri para confirmar el apoyo. “Somos personas razonables y si la propuesta es razonable tenemos que discutirlo, no rechazar por rechazar. Lo que hay que garantizar es que haya PASO”, fueron las palabras del ex presidente en la última reunión presencial realizada por la oposición en Palermo. 

Ad

Desde Juntos por el Cambio reafirmamos nuestro interés en contribuir a la mejor gestión de la pandemia y, a la vez, respetar las normas electorales vigentes con la garantía de las elecciones primarias que hoy consagra la ley. Por ello acompañaremos el corrimiento del cronograma y, además, solicitamos al oficialismo la inclusión de una cláusula que reasegure el compromiso del gobierno nacional con el respeto de la legislación electoral vigente”, enfatizaron los líderes de Cambiemos en un comunicado.

El apoyo opositor está a atado a una condición: que no se modifiquen nuevamente las fechas electorales en lo que queda del actual calendario, y que las fechas de septiembre y noviembre sean inamovibles. De todos modos, viendo la reacción de JxC a la petición del Gobierno, no sorprendería que si el kirchnerismo quiere hacer otra modificación, la “oposición” dijera que sí.

Además, el macrismo quiere evitar a toda costa que se suspendan las PASO. A pesar de ser un método de primarias poco democráticas que perjudica la auto-determinación de los partidos políticos, desde Cambiemos entienden que hoy en día esta modalidad es ley y debe ser cumplida.

Especialmente porque muchas de las elecciones legislativas de este año de Juntos por el Cambio, en especial en las listas del interior del país, serán dirimidas por PASO, lo que que quitar este sistema a esta altura sería muy complejo para la estructura del interbloque opositor.

Esto no quiere decir que la suspensión de las PASO esté fuera de la mesa. Máximo Kirchner ya ha expresado a lo interno que un mal resultado en las elecciones primarias podría ser catastrófico para el Gobierno, y seguirá insistiendo para que haya unas únicas elecciones en noviembre, con el fin de garantizar el mejor resultado posible para el Frente de Todos.

El hijo de la Vicepresidente logró doblegar a la frágil oposición.

Ad

Fuentes cercanas al Presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, anticiparon a La Nación que el viernes próximo se convocará a un plenario de las comisiones de Asuntos Constitucionales y de Legislación General para debatir el proyecto de la postergación electoral. 

Se invitará a los gobernadores y a los jefes partidarios, y la intención es apurar los tiempos: según estipula el Código Electoral, el Poder Ejecutivo tiene plazo hasta el 10 de mayo para dictar el decreto de convocatoria a las elecciones.

Esto quiere decir que en los próximos 18 días, el Congreso, tanto diputados como senadores, deberán pasar la legislación que le permita al Presidente convocar a elecciones como estipula la Constitución Nacional con las fechas postergadas.

El ministro del Interior, Eduardo “Wado” De Pedro también será invitado a exponer en el plenario de las comisiones. De Pedro se reunió hace unas tres semanas con los jefes de bloque de Juntos por el Cambio en una reunión ceremonial en la Casa Rosada, donde les propuso en secreto su oferta de posponer las elecciones. Ante la desconfianza opositora, De Pedro les garantizó que las elecciones internas no se suspenderían.

Reunión en Casa Rosada donde el kirchnerismo logró convencer a los líderes “opositores” de postergar la elección.

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Argentina

Alberto Fernández da su primera cadena nacional como presidente para apoyar a Cristina, al borde de la condena

Publicado

en

El presidente instruyó al Ministerio de Justicia para que impulse acciones penales contra el grupo de funcionarios que viajaron a Lago Escondido para determinar si se cometió algún delito

El presidente Alberto Fernández dio su primera cadena nacional este lunes para expresar su apoyo a la vicepresidente Cristina Kirchner en la causa Vialidad, que la tiene contra las cuerdas y una condena este martes es prácticamente una certeza.

En su corto discurso, que parecía estar pre-grabado, aseguró que instruyó al Ministerio de Justicia para que impulse acciones penales contra un grupo de jueces, fiscales, funcionarios y empresarios de medios que se habrían reunido en Lago Escondido, quienes según una investigación del diario kirchnerista Página 12 estaban confabulando para arrestar a Cristina.

En una guerra de operaciones de prensa, los diarios ultra-kirchneristas Página 12, Tiempo Argentino y El Cohete a la Luna, publicaron material hackeado de una línea de celular, adjudicada al sitio breached.vc, que muestra un supuesto intercambio de mensajes de audio entre los jueces Julián Ercolini (Juzgado Federal 10), Pablo Yadarola (Penal Económico 2), Pablo Cayssials (Contencioso Administrativo 9), y Carlos Mahiques (sala II de Casación Penal), el ministro de Seguridad y Justicia porteño Marcelo D’Alessandro, quien sería el propietario de la línea, y el procurador de CABA Juan Batista Mahiques.

Según el sitio web patagonianfacts.com, alineado al kirchnerismo, también aparecen en las filtraciones el director de Asuntos Legales e Institucionales del Grupo Clarín, Pablo Casey, y el CEO del multimedios, Jorge Rendo, quienes, según se desprende de los mensajes de voz difundidos, habrían organizado y solventado el costo del vuelo privado y la estadía posterior en Lago Escondido.

Reunión en Lago Escondido

El viaje de los jueces se habría dado el pasado jueves 13 de octubre en un vuelo de la empresa Flyzar que partió desde el aeropuerto de San Fernando. Llegaron todos juntos en un avión privado al aeropuerto de Bariloche para trasladarse luego a la inmensa propiedad del británico Joe Lewis en las afueras de El Bolsón.

Según los medios kirchneristas, el mismo día los protagonistas crearon un grupo de Telegram para acordar una estrategia de respuesta a la inevitable condena a Cristina Kirchner, que incluía supuestamente presionar a algunos medios para que guardaran silencio y al mismo tiempo planificar una versión unificada para difundir a través de ciertos periodistas.

Este fue el contexto en el que los cuatro jueces, más el procurador Mahiques, D’Alessandro y los directivos de Clarín, Casey y Rendo, se reunieron para elaborar una estrategia unificada para evitar que prospere la denuncia kirchnerista contra los magistrados por el delito de dádivas, que Cristina intentó esgrimir para contraatacar en la causa.

En los mensajes que supuestamente se cruzaron por Telegram, acuerdan que intentarían condicionar a la fiscal federal subrogante de Bariloche, María Cándida Etchepare, para que envíe la causa a los tribunales federales de Capital Federal, en Comodoro Py, donde sería cajoneada.

Alberto le rinde pleitesía a Cristina

Entre los mensajes figura un nombre que complicó a Alberto Fernández y llevó a que hoy tenga que salir con algo tan pesado como una cadena nacional para demostrar lealtad a Cristina. Se trata de Julián Leunda, el actual jefe de asesores del presidente.

El joven de 32 años, que se desempeñó como Director de Asuntos Institucionales de C5N y de Ámbito Financiero, aparece mencionado en los chats por uno de los implicados, asegurando que ya habló con él y que les aseguró que los ayudaría a mantener las reuniones en secreto.

Pablo Casey, director de Asuntos Legales e Institucionales del Grupo Clarín y sobrino de Héctor Magnetto, dice: “Gente: me acaba de llamar Julián Leunda. Parecía que hubiera venido con nosotros. Caliente con Kollmann por la nota”. Esto lo dijo en referencia del periodista de Página 12 que publicó originalmente la noticia del viaje a Bariloche.

Seguir Leyendo

Argentina

Alberto Fernández logra mantener oculta la letra chica de los contratos de las vacunas por US$ 2000 millones de dólares

Publicado

en

El kirchnerismo logró aprobar en la Auditoría General de la Nación (AGN) sin debate un documento que valida los 10 contratos que se firmaron con laboratorios sin mostrar los textos completos.

La mayoría kirchnerista que conforma la Auditoría General de la Nación (AGN) aprobó mantener oculto el texto final de los 10 contratos de compra de vacunas contra el coronavirus por parte del Estado argentino y dispuso que se mantuviera bajo secreto todas las actuaciones de los convenios.

En otras palabras, el Gobierno se negó a mostrar la letra chica de los acuerdos que el Estado suscribió con las compañías farmacéuticas en 2020, y que le costaron al país unos US$ 1.737 millones de dólares.

De esta forma, además, Alberto Fernández logró que no se avance en una auditoría integral sobre sus negociaciones en las compra de las vacunas. Cabe recordar que en un primer momento acordó solamente con la rusa Sputnik, luego con la china Sinopharm, y recién casi un año después, accedió a firmar un contrato con la norteamericana Pfizer y la inglesa AstraZeneca, lo cual generó polémica por parte de la oposición, que denunció intereses económicos de fondo.

Los auditores de Juntos por el Cambio, en minoría, presentaron un dictamen de “rechazo total” al informe del oficialismo, que hubiera requerido mostrar los contratos tal y como fueron firmados.

Sin embargo, el Frente de Todos hizo pesar su mayoría y aprobó el documento sin que se pudiera discutir cuestiones tales como la elección de los laboratorios, los montos que se pagaron y la entrega de las vacunas, entre otras cuestiones.

La decisión de declarar o transformar en reservada es, a mi juicio, infundada y perjudicial y yo podría citar a un destacadísimo cientista político italiano, Giovanni Sartori, que llama la atención sobre una de las principales promesas de la democracia es la transparencia que está siendo afectada por esta circunstancia”, manifestó el jefe auditor de la oposición Jesús Rodríguez.

El equipo de auditores de la oposición, compuesta por Miguel Ángel PichettoAlejandro Nieva y Jesús Rodríguez, asegura que el documento que suscribió el kirchnerismo “autolimita” el accionar de la AGN ya que no les permite realizar un control exhaustivo de los convenios de las compras de las vacunas.

Desde el entorno de los auditores aseguran que en la letra chica que se quería auditar se quería determinar por qué se tardó tanto en firmar el contrato con Pfizer o cuál es el contenido de las cláusulas confidenciales que se firmaron.

En particular la oposición quería conocer la letra chica del convenio con AstraZeneca, quien tuvo diversos incumplimientos que afectaron la campaña de vacunación en la Argentina, y se han denunciado sobreprecios con el productor en el país, Hugo Sigman, dueño del grupo farmacéutico Insud, amigo del entonces ministro de Salud, Ginés González García.

El kirchnerismo usa como argumento para mantener el secreto las cláusulas de confidencialidad que pidieron y firmaron los laboratorios. El Gobierno asegura que no quieren “defraudar” a las grandes multinacionales que esto podría generar demandas por parte de las farmacéuticas.

Diez contratos por 146.000.000 vacunas a cambio de U$S 1737 millones

En total, Alberto Fernández firmó 10 contratos por un total de 146 millones de vacunas que le representaron al país el pago de US$ 1.737 millones de dólares. Entre los sueros adquiridos se encuentra la Sputnik V (Rusia); Sinopharm y Cansino (China); CovidShield (India); AstraZeneca (Reino Unido); y Pfizer y Moderna (Estados Unidos).

Durante la presentación del informe, que comenzó el miércoles a la mañana, la oposición cuestionó la “pobreza” del informe y hasta el propio Pichetto dijo que en el sitio oficial del Ministerio de Salud puede encontrarse mayor información. También hablaron de demoras en la presentación del documento.

En los 30 años de la AGN es difícil encontrar un tema más relevante que este de los contratos”, expresó Rodríguez. Y agregó: “No sólo por la magnitud del esfuerzo fiscal involucrado, si no por las razones que justificaron esas contrataciones. Excepción hecha de las cuentas de inversión que la Constitución nos manda que analicemos”.

Seguir Leyendo

Argentina

El Partido Comunista Chino censura la expresión artística de Shen Yun en el Teatro Colón

Publicado

en

Este año se cumple una década sin que el Teatro Colón acepte presentar a la prestigiosa Shen Yun por presiones de la Embajada del Partido Comunista de China.

A pesar de lo emocionado que estuvo Jorge Telerman en 2014 con la obra, hoy como director se niega a presentarlos.

Desde hace unos 10 años, el Partido Comunista Chino (PCCh), a través de su Embajada en Buenos Aires, presiona a funcionarios argentinos para denegar el alquiler del Teatro Colón para la presentación de la prestigiosa compañía de artes escénicas, Shen Yun Performing Arts, la cual revive los 5.000 años de cultura tradicional china antes de la llegada del comunismo.

Las autoridades locales han aceptado esta vergonzosa demanda proveniente de un poder totalitario extranjero y una y otra vez le niegan a la prestigiosa compañía de música y danza clásica china a nivel mundial con sede en Nueva York la posibilidad de tener una función en el Colón.

El totalitarismo comunista no quiere que esta obra sea escenificada en Argentina, donde hay una enorme comunidad china, ya que muestra la gloriosa historia china que el Partido Comunista se ha dedicado a tapar y reescribir. Pero también porque todos sus artistas son practicantes de Falun Dafa.

Falun Dafa es una disciplina espiritual milenaria de la Escuela Buda, que entra en jaque con la naturaleza atea del Partido Comunista. En 1999, el dictador Jiang Zemin ordena la prohibición de esta religión en China debido a la enorme aceptación que estaba teniendo en los años 90. Falun Dafa fue prohibida ese año y desde entonces comenzó una brutal persecución que continúa hasta la actualidad

Organismos de derechos humanos internacionales, la justicia argentina, Naciones Unidas y parlamentos de todo el mundo han catalogado a esta persecución religiosa como un genocidio. Pero lo más preocupante es que esta persecución se ha extendido hacia el extranjero; donde el Partido Comunista difunde calumnias contra Falun Dafa, e incluso ejerce violencia e intimidación.

En Argentina, los practicantes argentinos de Falun Dafa han sido violentados en manifestaciones pacíficas, ante la inacción deliberada de las fuerzas de seguridad. En la actualidad, hay seis causas judiciales abiertas contra ciudadanos de origen chino y también funcionarios argentinos por las agresiones realizadas públicamente a los practicantes argentinos

Pero además, la repudiable injerencia del Partido Comunista Chino en Argentina se ha extendido hasta el ambiente artístico: la Embajada china en Buenos Aires estaría presionando a las autoridades del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires para que Shen Yun no se pueda presentar en el Teatro Colón.

Al ser el PCCh un régimen oficialmente ateo, teme el despertar espiritual que Shen Yun pueda generar en la audiencia, y quiere evitar, por todos los medios posibles, que se revele ante la comunidad china argentina la trágica realidad de la persecución religiosa que sufren los practicantes de Falun Dafa en la China continental

Además, el Partido Comunista considera a la cultura tradicional china como una amenaza a la ideología comunista. Es por eso que para contrarrestar esta injerencia comunista se ha iniciado una petición ciudadana a nivel nacional para concientizar sobre esta intromisión extranjera en la expresión artística en Argentina y poder apoyar la causa, afirmando tanto la libertad de expresión como la soberanía nacional.

Petición Ciudadana 

Habiendo agotado las vías administrativas para resolver este conflicto, se ha lanzado una gran campaña de difusión a nivel nacional para informar a todos los ciudadanos argentinos acerca de lo que está ocurriendo en Argentina con la censura extranjera en la expresión artística.

Se invita a todos aquellos que quieran reafirmar la soberanía a firmar la petición ciudadana dirigida a las autoridades de la Ciudad de Buenos Aires y del Teatro Colón

Ceder ante el PCCh significa no solo apoyar la persecución realizada en China hace ya 23 años hacia los practicantes pacíficos de Falun Dafa, si no permitir que un régimen genocida extranjero cercione la soberanía nacional.

Funcionarios de otros países han respondido con dignidad, y han permanecido  firmes ante las demandas irracionales del Partido Comunista incluso manteniendo intactas sus relaciones comerciales, por lo que no se entiende por qué en Argentina se ha decidido en los últimos años ceder tanta soberanía.

Una década de censura artística

Desde hace 10 años se han solicitado fechas para poder alquilar el Teatro Colón para las funciones de Shen Yun en Buenos Aires. Sorprendentemente, las múltiples solicitudes fueron ignoradas y evadidas detrás de un comportamiento muy poco profesional

Recién por primera vez en 2019, Shen Yun obtuvo la primera respuesta formal de parte de la por entonces Directora General, María Alcaraz, diciendo que no había disponibilidad de fechas para los próximos 3 años.

En otra ocasión más informal, también se ha excusado diciendo que Shen Yun no es una obra “clásica”, lo cual es falso, ya que la naturaleza del espectáculo es puramente de música y danza clásica china.  Además es sabido que hoy el Teatro Colón abre sus puertas a todo tipo de espectáculos de diferentes géneros musicales y artísticos, incluso a conciertos de rock

Sin bajar los brazos, las solicitudes para la actuación de Shen Yun se siguen enviando mediante cartas documento. Pero ni el último cambio de autoridades, con la asunción de Jorge Telerman como director, quien ha hablado maravillas del espectáculo cuando lo vio en el año 2014, ha podido cambiar esta forma evasiva de operar por parte del Teatro Colón. 

A puertas cerradas, hay testimonios de directores de teatros argentinos y funcionarios públicos sobre cómo la Embajada china, a través de llamadas telefónicas y “amenazas”, los ha presionado para que cancelen las presentaciones y les ha advertido que no vean el espectáculo.

En octubre del año 2016, la Asociación de Falun Dafa pidió información a la Cancillería sobre la ”interferencia por parte de la Embajada China en Buenos Aires con el fin de evitar la presentación del espectáculo Shen Yun en el Teatro Colón en 2017”.

La Cancillería no negó la interferencia, y respondió que esa información es clasificada. “Esa información en materia de política exterior solicitada se encuentra expresamente clasificada como reservada. En virtud de ello, sugiere denegar la información requerida amparándose en el Artículo 16 inciso a) del Reglamento General del Acceso a la Información Pública para el Poder Ejecutivo Nacional”.

Este tipo de acciones difamatorias e irrespetuosas a través de sus diplomáticos son actos sistemáticos que realiza el Partido Comunista en cada país donde se presenta Shen Yun. Sin embargo, la gran mayoría de ciudades y teatros del mundo libre no ha aceptado esta forma de interferencia en las decisiones culturales de su país.

Los funcionarios locales de un país soberano no tienen ninguna obligación de aceptar estas presiones. En cambio, repudiar y rechazar este tipo de inescrupulosos planteos y proteger a su pueblo es su deber y responsabilidad.

¿Qué es Shen Yun Performing Arts?

Shen Yun Performing Arts fue fundada por practicantes de Falun Dafa en Nueva York en el 2006. La misión de Shen Yun es utilizar las artes escénicas para revivir la esencia de la cultura china, considerada tradicionalmente una civilización inspirada en lo divino, una idea que va en contra de la concepción de la nación china que pregona el Partido Comunista.

Shen Yun encarna esta antigua cultura representando en el escenario antiguas historias y tradiciones a través del arte ancestral de la danza clásica china, una orquesta sinfónica en vivo que combina majestuosamente instrumentos occidentales y orientales, elegantes vestuarios, y proyecciones digitales que crean una actuación inspiradora que le ha forjado un gran prestigio internacional.

El espectáculo se despliega en los mejores teatros internacionales, tales como el Lincoln Center de Nueva York, el Kennedy Center de Washington, D.C. y la Deutsche Oper de Berlín, entre otros. Además imparte un mensaje inspirador, y la audiencia sale no solo conmovida, sino profundamente agradecida por la oportunidad de presenciar una obra tan purificadora para el alma.

En Argentina Shen Yun se ha presentado desde el año 2012 en el Teatro Ópera de Buenos Aires. Pero debido al continuo deterioro en su infraestructura, el Teatro Ópera ya no se encuentra en condiciones para volver a ser anfitrión de tan grandioso espectáculo. Cabe destacar que actualmente no existe otro escenario con las características necesarias para que se presente Shen Yun en Buenos Aires además del Teatro Colón.

Seguir Leyendo

Tendencias