Seguinos en redes

China

La “Nueva Ruta del Emperador”: el proyecto de China para dominar el comercio mundial

Publicado

en

A través de la Belt and Road Iniciative, el más ambicioso y complejo plan de desarrollo comercial de la historia, Xi Jinping está logrando conectar todas las rutas comerciales con China y generar una interdependencia sin precedentes entre el mundo y el gigante asiático.

La Belt and Road Iniciative, mediáticamente conocida como la Nueva Ruta de la Seda, fue presentada por el dictador chino Xi Jinping en 2013, con la intención de renovar y amplificar viejos caminos comerciales e invertir en infraestructura a lo largo del mundo para interconectar de manera naval, aérea y terrestre al gigante asiático con el resto de las naciones y así generar una interdependencia global para con China.

Las modalidades en las que China desarrolla esta iniciativa pueden ser variadas, ya sea construyendo infraestructuras desde 0, aumentando o mejorando la infraestructura ya existente como puede ser la expansión de un puerto, por ejemplo, dando prestamos económicos y también haciendo inversiones en empresas públicas o privadas de países en vías de desarrollo.

Canales comerciales en desarrollo en la Belt and Road Iniciative, vía CLINGENDAEL INSTITUTE

La masividad de este programa y la falta de transparencia hacen que los números de las inversiones totales sean estimados, pero se conocen más de 2600 proyectos en más de 100 países del mundo en estos momentos, alcanzando una enorme parte de la población mundial.

Actualmente, se estima que China ha invertido más de 500 mil millones de dólares en este proyecto, que equivale al dinero necesario para estar en el top 30 de países con mayor PBI. El valor estimado de la BRI para el 2030 se espera en más de 1,3 billones de dólares.

China faces wave of calls for debt relief on 'Belt and Road' projects |  Financial Times

No es menor que en el mundo, la deuda ha crecido de manera exorbitante en los últimos años, y de los 33 países que están en riesgo por su deuda, 25 entran en el esquema del BRI chino.

China, a través de los contratos de las infraestructuras con estos países, acuerda quedarse con el 51% del control de la infraestructura construida en el programa en caso de que no puedan cumplir con el pago de las deudas que genera la millonaria infraestructura, una jugada que le termina saliendo totalmente beneficiosa a la potencia asiática.

Un ejemplo claro de esto es lo sucedido en 2016, cuando Cosco Shipping Ports, una empresa china especializada en la administración de infraestructura portuaria, invirtió mil millones de dólares en la compra y mejora del puerto griego de El Pireo, del cual es hoy el accionario mayoritario y ha abierto una puerta de entrada a la Unión Europea para productos chinos. La misma empresa compró puertos en Bélgica, España e Italia.

Dos inversiones estratégicas de China por el mundo en mapas
Puertos parcial o totalmente controlados por China en la ruta comercial hacia Europa

Es de esta manera que también China tiene sus propias “chinas” en África, que utiliza como mano de obra barata (en algunos casos inclusive con mano de obra esclava) para construir enormes proyectos de infraestructura que Xi Jinping le “regala” a los dictadores africanos, a cambio de su sumisión y lealtad.

El Partido Comunista Chino obtiene una enorme influencia sobre los países cuando el dictador o gobierno de turno se da cuenta que no tiene manera de pagar por estas obras más que entregando su soberanía el Estado chino.

Debemos entender que China, además de generar vínculos políticos mucho más fuertes con los países donde invierte, también saca un enorme provecho económico-financiero.

Estos proyectos tienen una tasa de interés aproximada del 6%, mientras que China es uno de los mayores prestatarios del Banco Mundial con 16 mil millones de dólares en préstamos pendientes a tasa del 1%, sacando un margen muy significativo de estas operaciones.

Así, entre el año 2000 y el año 2020, China se impuso como el principal socio comercial de la gran mayoría de los países del mundo, desplazando a Estados Unidos, sacándolo incluso de Europa.

Fuente: The Economist

En su libro ‘La Nueva Ruta del Emperador: China y el Proyecto del Siglo’, el investigador Jonathan Hillman aborda los retrasos y cuellos de botella de la Nueva Ruta de la Seda. “El proyecto se ha convertido en un tren sin conductor. Su ritmo ya ha superado la capacidad de China para medirlo con precisión. La corrupción y la búsqueda de rentas prosperan en el caos”, describe Hillman.

El autor explica cómo la asociación ruso-china se ha profundizado y la amenaza que esto representa para Occidente. Estados Unidos desde el fin de la Segunda Guerra Mundial ha buscado evitar el dominio de la masa continental euroasiática por una sola potencia, y esta vez Xi Jinping tiene las llaves comerciales y el respeto diplomático de Putin para alcanzar sus objetivos.

Xi, Putin hail deepening Sino-Russian cooperation - Chinadaily.com.cn
Xi Jinping y Vladimir Putin el 13 de noviembre de 2019

Por otro lado, estos proyectos careces de transparencia y sostenibilidad. La consecuencia para China de un proyecto mal construido es una pérdida de confianza de la población local que ve cómo las infraestructuras prometidas nunca se terminan, algo muy común por ejemplo en Brasil. La implementación del Belt and Road Iniciative ha ofrecido oportunidades para el soborno, comisiones ilícitas y el robo.

Hasta el momento, el único “esfuerzo” para contrarrestar el BRI es el proyecto presentado por Joe Biden en el G7 llamado “Build Back Better World” o B3W, que fue aprobada en la cumbre de ese grupo que se llevó a cabo el pasado 11 de junio, en Cornwall, Inglaterra.

Un análisis más detallado del B3W, revela que muchos de estos proyectos tienen capital chino, por lo que en definitiva no es un plan para neutralizar a China si no que hace que se comparta la torta con Estados Unidos y Europa. De todos modos, el proyecto de Biden ni siquiera tiene un plazo de lanzamiento, mientras que el BRI está en pleno desarrollo.


Por Nicolas Promanzio, para La Derecha Diario

China

Brutal golpe al petrodólar: China dejará de usar dólares o euros para pagar por el gas y el petróleo ruso

Publicado

en

La empresa estatal rusa Gazprom anunció un acuerdo con empresas chinas para aplicar el pago del suministro de gas a través de yuanes o rublos, y dejando afuera al dólar y al euro. Rusia profundiza sus políticas para desacoplarse de Occidente.

Se produce un nuevo golpe para el dólar en las transacciones internacionales. La empresa energética Gazprom, cuyo accionista mayoritario es el Estado ruso, decidió firmar un acuerdo con Corporación Nacional de Petróleo de China para efectuar transacciones por el suministro de gas y petróleo en yuanes o en rublos, y de esta manera abandonando el uso del dólar o incluso el euro a estos fines.

A su vez, la provisión de gas ruso tendrá en consideración un precio preferencial y por debajo del que hasta ahora se percibía en algunos países occidentales, a fin de garantizar los incentivos para el respeto del acuerdo a través del tiempo.

China aumentará considerablemente su posición dentro de la cartera comercial de Rusia, un lugar que hasta ahora no tenía a causa de la participación de la Unión Europea y Estados Unidos dentro del comercio bilateral.

También se estudia la posibilidad de construir un nuevo gasoducto para suministrar una mayor cantidad de gas ruso a través de Mongolia. Se propone transportar hasta 50.000 millones de metros cúbicos de gas natural cada año.

“Estamos discutiendo la posible realización de un gran proyecto de infraestructura, es decir, el suministro de gas ruso a China a través de Mongolia” anunció el presidente Putin.

Las medidas cambiarias se producen tan solo días después de que Gazprom anunciara oficialmente la interrupción total del suministro de gas a Europa. El gasoducto Nord Stream quedó completamente inutilizado a estos propósitos, y el Gobierno de Vladimir Putin amenaza con detener también el suministro de petróleo.

La mayor cantidad de transacciones internacionales denominadas en rublos, así como la adopción de un tipo de cambio fijo y convertible con la onza de oro, estabilizaron la relación entre la oferta y la demanda de dinero en Rusia.

La paridad cambiaria del dólar en el mercado ruso registró una cotización récord de hasta 103 rublos por dólar en marzo de 2022, pero para junio el tipo de cambio se ubicó en los 57 rublos por dólar y es incluso inferior a lo que se registraba en febrero.

La inflación de Rusia, que alcanzó un pico máximo de 7,6% mensual en marzo, cayó al 1,6% en abril, 0,1% en mayo y a partir de junio comenzó a registrarse deflación de precios. La inflación interanual cayó del 17,8% en marzo al 15,1% en julio, y el relevamiento de expectativas inflacionarias disminuyó del 18% al 12% en el mismo período. 

Seguir Leyendo

China

Crisis en China: El Banco Central vuelve a bajar la tasa de interés en un intento desesperado por evitar la recesión

Publicado

en

El resultado decepcionante de los principales indicadores de corto plazo para el gigante asiático provocó una rápida reacción del Banco Popular de China, que produjo una rebaja en el tipo de interés de corto plazo por segunda vez en el año.

La economía de China muestra cada vez más signos de agotamiento. El índice de producción industrial, el principal motor del crecimiento del país, creció un 0,38% en el mes de julio y solamente un 2,7% en comparación al mismo mes del año pasado.

Antes de la pandemia mundial en 2020, China registraba tasas de crecimiento interanual superiores al 6%, aunque con una tendencia declinante año tras año desde 2008. Los resultados correspondientes a julio fueron inferiores a las perspectivas de los analistas de mercado.

Las ventas minoristas reales crecieron un 0,27% en julio según la serie desestacionalizada del indicador, y con esta marca no pudieron compensar las fuertes caídas producidas entre febrero y marzo. Solamente desde enero las ventas minoristas acumularon una caída del 2,3%, y la tendencia suavizada de crecimiento se paralizó.

Ante los devastadores resultados de julio y la inminente desaceleración, el Banco Popular de China decidió rebajar ligeramente la tasa de interés de corto plazo del 3,7% al 3,65%, en contramano de lo que ocurre en casi todas las economías del mundo.

Es la segunda vez en el año que la autoridad monetaria del régimen comunista decide flexibilizar su política monetaria. La primera rebaja se produjo en febrero, cuando el tipo de interés caía del 3,8% al 3,7% en medio de la política “covid cero” del dictador Xi Jinping. También se había permitido otra rebaja hacia el último mes del año 2021.

La autoridad monetaria flexibilizó, además, otras tasas de interés para préstamos a más largo plazo. Se anunció una rebaja de 15 puntos básicos para la tasa a 5 años, pasando del 4,45% al 4,3% nominal anual. Esta última tasa es especialmente relevante para el otorgamiento de hipotecas.

Pese a los esfuerzos del Partido Comunista Chino, todas las estimaciones concluyen que la meta de crecimiento para fin de año encontrará un rotundo fracaso. Goldman Sachs estima que la economía china solamente podrá crecer hasta un 2,8% anual en 2022, y el Fondo Monetario Internacional (FMI) estira la proyección hasta un 3,3%.

El régimen de Xi Jinping pretendía alcanzar un mínimo de al menos 5,5% para recuperar la tendencia de crecimiento que tenía antes de la pandemia, pero esta meta parece imposible de cumplir. 

Seguir Leyendo

China

Una China furiosa pinta el cielo de Taiwán con misiles balísticos, bloquea la isla y amenaza con una invasión

Publicado

en

El Ejército Popular de Liberación de China disparó misiles balísticos y desplegó aviones de combate y buques de guerra el jueves a la mañana mientras realizaba sus mayores ejercicios militares dentro del territorio de Taiwán.

China desplegó decenas de aviones y disparó misiles balísticos desde las islas de Pingtan, a tan solo 130 kms de Taiwán, en los inicios de sus mayores ejercicios militares en el Estrecho de Taiwán de la historia.

Las maniobras militares chinas se dan un día después de que la presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, visitara a la isla y desafiara la política de “Una Sola China” que firmó el gobierno demócrata de Jimmy Carter en 1979.

Los simulacros comenzaron alrededor de las 4 de la mañana, hora GMT, e involucraron un “ataque con potencia de fuego de misiles convencionales de clase Dongfeng” en aguas al este de Taiwán, dijo el Ejército Popular de Liberación de China en una serie de videos que publicó a través de la emisora estatal CCTV.

China demostró su poderío militar y pintó el cielo de Taiwán con misiles durante la mañana de este jueves. Más de 100 aviones se metieron en el espacio aéreo taiwanés, incluidos cazas de combate y bombarderos cargando municiones reales.

Además, una docena de buques de guerra rodearon la isla y por el momento el acceso marítimo a Taiwán permanece completamente bloqueado. Algunos de los barcos de guerra chinos permanecen a solo 20 kilómetros de las costas de Taiwán.

El Ministerio de Defensa de Taiwán dijo que envió aviones para advertir a 22 aviones de combate chinos que cruzaron la línea media del Estrecho de Taiwán hacia su zona de defensa aérea, y dijo que disparó bengalas para ahuyentar a otros cuatro aviones que sobrevolaron el área de sus islas Kinmen, frente a la costa sureste de China.

Según el gobierno con sede en Taipéi, los misiles disparados por China volaron alto en la atmósfera y no constituían una amenaza para Taiwán, pero fueron una demostración de fuerza sin precedentes, y revela la preparación del Partido Comunista China para avanzar sobre la isla antes del fin de la década.

Japón protestó porque cinco misiles chinos cayeron en su zona de exclusión, constituyendo la primera violación de soberanía de territorio entre estos dos países desde la Segunda Guerra Mundial. Otros tres misiles cayeron en la zona de exclusión de Filipinas.

La colusión y la provocación entre Estados Unidos y Taiwán solo empujarán a Taiwán hacia el abismo del desastre, trayendo la catástrofe a los compatriotas de Taiwán“, dijo un portavoz del Ministerio de Defensa chino.

La pésima política exterior de Biden ha dejado a una Estados Unidos debilitada, y en este contexto, una jugada geopolítica como la que hizo Nancy Pelosi provocó más problemas para Taiwán que soluciones. La Casa Blanca envió a la Séptima Flota a las aguas próximas a Taiwán para intentar disuadir los simulacros de China, pero sin éxito.

En respuesta a los ensayos militares chinos, la presidente taiwanesa Tsai Ing-wen dijo que Taiwán defendería firmemente su soberanía y seguridad nacional, con el apoyo de Estados Unidos o no.

Taiwán nunca será derribado por los desafíos“, dijo Tsai en un mensaje de video grabado tras la salida de Pelosi. “Somos tranquilos y no impetuosos, somos racionales y no provocadores, pero también seremos firmes y no eludiremos“, completó.

Taiwán mantiene su independencia desde 1949, cuando los comunistas de Mao Zedong tomaron el poder en Beijing por la fuerza después de ejecutar un golpe de Estado contra el gobierno republicano del Kuomintang de Chiang Kai-shek, lo que llevó a que los principales funcionarios aliados de Estados Unidos se escaparan a la isla, desde donde reclaman todavía al día de hoy la legítima soberanía sobre la China continental.

Seguir Leyendo

Tendencias