Seguinos en redes

Deportes

Southampton se hizo fuerte en casa y venció al City por la minima

“Los Santos” se quedaron con 3 puntos valiosos ante los dirigidos por Guardiola

Publicado

en

A pesar de que ya sabemos quien es el campeón de este certamen, la Premier League no deja de sorprendernos. En este fin de semana, el fixture tenia como carta recomendada el encuentro entre Southampton y Manchester City. Ambos conjuntos cumplieron con lo asignado y nos han dejado un buen espectáculo de lo que seria el final de este torneo.

Los visitantes, apegados al tinte característico de su entrenador, formaron con un 4-3-3 que incluía muchísimos cambios en el once titular. La exigencia física es un detonante que obliga a los directores técnicos a optar por sustitutos. Esto se debe, en parte, a la numerosa cantidad de partidos que disputan por semana.
Los locales fueron conscientes de que el rival iba a querer manejar la pelota y pusieron una ficha en un esquema más cauteloso expresado en un 4-4-2. Este camino implica que los delanteros deban estar en alerta ante cualquier fallo de los defensores adversarios.

Ad

El cotejo comenzó con el Manchester City como protagonista. Se distribuía la pelota de un lado al otro por medio de ambos Silva (Bernardo y Andres), que actuaban como volantes interiores. La prioridad de estos dos engranajes era conectar con Gabriel Jesús y que el rematador quede en soledad frente al arquero.Muchas veces, cuando este tipo de jugadas no llega a un buen puerto, la tenencia de la pelota se vuelve “improductiva” y pueden aparecer errores en los pases.

Este error fue la sentencia de los visitantes y, de esta manera, llegó el gol del partido. El ucraniano Zinchenko  quiso  conectar con el zaguero izquierdo de su equipo y le terminó dejando servido el balón a Che Adams. El delantero observó que Ederson Moraes se encontraba adelantado y ejecutó su disparo por arriba del arquero. Ese esplendido remate se convirtió en el primer tanto del atacante en la competición.
El segundo tiempo tuvo sus momentos de esplendor. El Manchester City obligó al rival a permanecer en su propia área y generó peligro a través de sus extremos. Los intentos eran visibles por medio de centros que complicaban a la defensa local. El panorama no cambiaba mucho y el cuerpo técnico, convencido que las falencias estaban en el sector del mediocampo, llamaron  a Kevin De Bruyne y a Foden. Los dos cambios le dieron más oxigeno al equipo aunque no seria suficiente para darle otro final a este capitulo.
El partido finalizó con la victoria de Southampton. Si bien el resultado no coincide con el desarrollo, no hay que menospreciar las actitudes de “Los Santos”. Por el lado de los dirigidos por Pep, deben revertir su situación para que la próxima temporada vuelvan a ocupar el primer puesto…
Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Deportes

¿Qué está pasando en el vestuario de Boca? El cruce entre Benedetto y Zambrano que reabre el cabaret

Publicado

en

El zaguero peruano salió a jugar el segundo tiempo contra Racing con un golpe en la cara, que luego se confirmó que fue propinado por el delantero. Los detalles de la pelea.

Boca tuvo una noche complicada en su visita al Cilindro de Avellaneda. El equipo dirigido por Hugo Ibarra se vio sometido por la Academia en el trámite del partido y el flojo funcionamiento futbolístico durante la etapa inicial generó el enojo de los futbolistas, situación que quedó en evidencia con la charla que tuvieron al finalizar el primer tiempo y que luego terminó en una fuerte pelea entre Darío Benedetto y Carlos Zambrano.

Rodeado por Sebastián Villa, Martín Payero, Alan Varela y Carlos Zambrano, el delantero fue muy crítico y les dijo efusivamente: “Si nosotros estamos mirando la pelota cuando tiran los centros, nos van a hacer el gol, boludo. Tomen marcas”.

Hasta ese momento, Zambrano no tenía ninguna marca en la cara, pero al regresar al segundo tiempo se le vio claramente el moretón de un golpe debajo del ojo izquierdo. A su vez, al Pipa se lo vio con una marca en su cuello producto de un roce que le lastimó la piel.

¿Qué pasó en el entretiempo de Boca? La información indica que a varios de los futbolistas no les cayó bien el nuevo reclamo del Pipa ante las cámaras, entre ellos Zambrano, que lejos de quedarse callado camino al vestuario le contestó: “Cerrá el culo”.

Esto desencadenó en la reacción de Benedetto, que como se dio a conocer, le habría dado una trompada al peruano en su rostro y debieron interceder sus compañeros para separarlos. Los dos jugadores se tomaron a golpes de puño en el túnel cuando se dirigían a los vestuarios para el entretiempo.

El zaguero que reemplaza a Izquierdoz, otro jugador que tuvo problemas en los vestuarios con la dirigencia y salió expulsado del club, salió a jugar el complemento con el pómulo izquierdo hinchado, mientras que el Pipa presentó un rasguño en el cuello.

Riquelme explotó contra Benedetto y Zambrano en Boca

El vicepresidente e ídolo del club dijo que “cruzaron un límite” y dejó abierta la posibilidad de que exista una sanción. “Le faltaron el respeto al hincha. Van camino a la puteada. Esto no es boxeo. De lunes a sábado pueden hacer lo que quieran, pero los domingos tienen que ser hermanos”.

A pesar de sus palabras, desde que llegó a Boca, Riquelme ha convertido el vestuario en un verdadero cabaret. Fuentes consultadas revelan que desde 2019, esté el técnico que esté y sean los jugadores que sean, hay un constante clima de conflicto cada vez que se apagan las cámaras.

Si bien en los últimos años se pudo disimular, el “cabaret” está finalmente manchando el juego del equipo. En este torneo, Boca perdió tres partidos imposibles contra Unión (2-1), Banfield (3-0) y recientemente contra Patronato (3-0), resultados que solo pueden explicarse por un desgaste mental de los jugadores fuera de la cancha.

Seguir Leyendo

Deportes

A 41 años del Metropolitano ’81: el único título de Maradona con la camiseta de Boca

Publicado

en

Hoy es el aniversario numero 41 del recordado campeonato del Xeneize, dirigido por Silvio Marzolini, que tenía a Diego como gran figura.

Este lunes 15 de agosto se cumplen 41 años de uno de los títulos más recordados de Boca. El Xeneize, dirigido por Silvio Marzolini y con Diego Armando Maradona como gran figura, se consagró campeón del Torneo Metropolitano 1981Fue el único título del astro argentino con la camiseta azul y oro.

El elenco de Marzolini, que asumió para ese año, tenía a una incipiente promesa como Oscar Ruggeri, y otros históricos como Roberto Mouzo, Hugo Perotti y Hugo Gatti, pero rompió el mercado con las incorporaciones de Miguel Brindisi, Osvaldo Escudero, Ariel Krasouski, Marcelo Trobbiani, Carlos Morete, pero el más destacado sin dudas fue Diego Maradona, que ya había revolucionado al fútbol argentino defendiendo la camiseta de Argentinos Juniors.

Aquel equipo del Xeneize, que peleó el torneo mano a mano con Ferro hasta la última fecha, cuando empató 1-1 con Racing y logró el punto que necesitaba para consagrarse campeón con 50 puntos, por encima de los 49 que sumó el Verdolaga y lejos de Newell’s y River, los siguientes, que quedaron con 39 unidades.

La solidez de ese equipo fue otro dato relevante. De 34 partidos ganó 20 y perdió sólo cuatro, además de haber marcado 60 goles -solo River, con 63, anotó más- y recibido solo 27 -Ferro, con 20, tuvo la valla menos vencida-. Justamente ese recordado equipo del Verdolaga comandado por el recordado Carlos Timoteo Griguol, fue el verdadero escollo en el camino hacia el título y, si bien Boca obtuvo un triunfo clave ante los de Caballito a tres fechas del final -con gol de Perotti-, lo cierto es que no fue sino hasta la última jornada del torneo que se definió al campeón. 

Aquel gol quedó en la memoria de todos por la gran avalancha de gente que se produjo en la tribuna popular del conjunto de la Ribera, considerada una de las más recordadas de la historia del fútbol argentino.

Seguir Leyendo

Deportes

Racing y Boca empataron sin goles en un partido lleno de polémica

Publicado

en

La Academia, que dilapido innumerables situaciones de gol, y el Xeneize empataron 0-0 en el marco del clásico de la fecha 13. Los de Hugo Ibarra estuvieron cerca de ganarlo en el final y todo terminó en polémica.

Racing y Boca igualaron 0-0 en el clásico de la fecha 13 de la Liga Profesional de Fútbol. La Academia le perdonó la vida en reiteradas oportunidades, pero el Xeneize levantó sobre el final y estuvo cerca de ganarlo. Además, los dirigidos por Hugo Ibarra reclamaron un penal en el cierre.

El primer tiempo fue de control absoluto del equipo de Fernando Gago, Racing manejaba la pelota a placer y llegaba al area con peligro, Boca se agazapaba para intentar salir de contra, pero casi no pudo lastimar de esa manera. La falta de eficacia fue la moneda corriente del local, Racing erraba, Boca respiraba, muy de a poco el visitante se acomodó y molestando la salida del dueño de casa la robaba en ataque y generaba peligro. Se fueron empatados al entretiempo.

Sorprendió cuando terminó la primera parte como los jugadores de Boca se reunieron en el terreno de juego, Benedetto empezó a hablar con sus compañeros y fue captado por las cámaras. Luego se irían al vestuario y se dio una situación confusa.

¿Qué pasó en el vestuario de Boca? Por ahora no hay demasiados detalles. Pero mientras se espera la palabra de los protagonistas, hay algo que sí está claro y es que en el vestuario se vivieron momentos de tensión. Y hay un detalle que pasó inadvertido pero que podría ser un indicio de lo que pasó en el Cilindro, y es que Boca tardó más de la cuenta en regresar al campo de juego y Zambrano apareció con una extraña marca en la cara, el rumor es de una agresión física.

Imagen recurrente de la noche, el lamento por la falta de efectividad

Ya en el complemento, el dominio de La Academia siguió estando presente, pero con menos llegadas en cantidad. Agustín Rossi empezó a agigantar su figura con cada tapada y se convirtió en el héroe de Boca.

Sobre el cierre, el Xeneize salió del asedio y estuvo cerca de ganarlo, pero Gabriel Arias y Facundo Mura, en la línea, salvaron al local. Antes del silbatazo final, Rapallini revisó una mano de Jonathan Gómez en el área y, cuando todo apuntaba a que sancionaría penal para Boca, decidió finalizar el partido para el estallido de la polémica.

Con este resultado, Racing y Boca quedaron 6º y 11º respectivamente en la tabla de la Liga Profesional. Ahora La Academia visitará a Banfield, mientras que los comandados por Hugo Ibarra recibirán al Rosario Central de Carlos Tevez en La Bombonera.

Seguir Leyendo

Tendencias