Seguinos en redes

Irlanda

Irlanda firma un acuerdo histórico que mantiene a la izquierda fuera del gobierno

Los líderes políticos Leo Varadkar y Michael Martin acordaron finalmente formar un histórico gobierno de coalición, rotando como primer ministro cada 2 años, sellando así una alianza que asegura mantener a la izquierda afuera del poder.

Publicado

en

En abril, desde La Derecha Diario, informábamos sobre la fase final de la negociación entre los principales partidos políticos irlandeses para formar un gobierno de coalición. Aunque resta el reparto de carteras y la confirmación oficial de los tres partidos firmantes, el día de la conformación de un nuevo gobierno para Irlanda finalmente llegó.

Los líderes de Fine Gael y Fianna Fáil llegaron a un histórico acuerdo de gobierno que deja afuera del poder al ultra-izquierdista Sinn Féin, quien obtuvo la mayoría de votos en las elecciones parlamentarias de febrero. A pesar de salir primeros, Fianna Fáil (demócratas cristianos) salieron segundos y Fine Gael (socialdemócratas) obtuvieron el tercer lugar; juntando las bancadas de estos partidos históricamente opositores, se logra superar a Sinn Féin.

El acuerdo contempla que el actual jefe de la oposición y líder de Fianna Fáil, Micheál Martin, arranque el nuevo periodo como primer ministro, y cederá el bastón de mando en 2022 al actual jefe de Gobierno, Leo Varadkar, líder de Fine Gael. Esta rotación dejará afuera a la feminista e izquierdista Mary Lou McDonald afuera del gobierno por lo menos hasta 2024.

Martin aseguró esta semana que el programa contiene muchos aspectos de la hoja de ruta que su partido planeó antes de los comicios de febrero, aunque reconoció ceder en otros para avanzar “en un espíritu colectivo”.

Michael Martin (a la izquierda) y Leo Varadkar (en el centro), líderes de los partidos de coalición, junto a Mary Lou McDonald (a la derecha), líder del partido izquierdista Sinn Féin.

Ad

Al acuerdo de gobierno se suman también Los Verdes, partido ecologista de extrema izquierda, que incorporará reivindicaciones como mejores políticas ambientales, financiación adicional del transporte público, mejor infraestructura para el uso de bicicletas, mayores impuestos a emisiones contaminantes, y un plan de reducción de gases de invernadero.

Las políticas económicas en Irlanda siempre tuvieron una fuerte impronta ecologista, sin embargo, nunca al nivel que piden Los Verdes y la estabilidad económica siempre fue una prioridad para Finn Fáil y Fine Gael. Los Verdes tuvieron que ser incluidos para que no se aliaran junto a Sinn Féil y al resto de partidos de izquierda en el Parlamento logrando ellos formar gobierno.

Luego de que Sinn Féin realizara una histórica elección en febrero, su líder Mary Lou McDonald aseguró que la nueva administración de coalición “no representa el cambio” y supone prolongar una “política fallecida”. Además, acuso a Varadkar y a Martin de “excluir las demandas de cambio” y juró que algún día llegará a ser primer ministra.
La situación en Irlanda no tiene precedentes. Estos dos partidos han gobernado el país alternadamente desde 1920, siempre como feroz oposición. Lo que demuestra el nivel de desesperación para frenar a Mary Lou McDonald, que promete “cambiar radicalmente” a Irlanda.

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Irlanda

Locura en Irlanda: Un profesor fue arrestado luego de negarse a usar lenguaje inclusivo para referirse a un alumno transgénero

Publicado

en

El docente se negó a decirle “they” (ellos/ellas) a un alumno transgénero que está “transicionando” de hombre a mujer.

Los países de Europa atraviesan una brutal crisis inflacionaria y energética, pero parece que también la libertad de expresión está en crisis en algunas partes del Viejo Continente. Este lunes, un profesor de un colegio de secundaria en Irlanda fue arrestado por “desacato” luego de que se negara a referirse a un alumno transgénero por los pronombres contrarios a su sexo biológico.

El docente, Enoch Burke, enseñaba en el Wilson’s Hospital School, un internado mixto de la Iglesia protestante de Irlanda situado en la localidad de Multyfarnham, en el condado de Westmeath, en el centro del país. Los directores de la escuela implementaron hace poco una política de “protección LGBT” para que los profesores tengan que preguntar a sus alumnos cómo quieren ser referidos.

Burke sin embargo, se negó a hacerlo alegando motivos de objeción de conciencia, y eventualmente fue denunciado a la dirección de la escuela por decirle “él” a un estudiante transgénero “en proceso de transición”. Este alumno pidió a la escuela que lo llamasen por el pronombre “they, que en inglés es neutro y sirve tanto para “ellos” como “ellas”.

La dirección del centro educativo suspendió al profesor inmediatamente sin goce de sueldo a fines de agosto, pero el colegio no contrató un suplente (pretendía dejar la hora libre hasta poder hacerlo) por lo que el docente decidió seguir asistiendo a las aulas. Después de reiteradas ocasiones, los abogados de la escuela solicitaron una orden judicial y fue arrestado.

El Tribunal Superior de Dublín ordenó a la policía irlandesa detener a Burke, quien en ese momento estaba en las escuela donde pretendía volver a dar clases. El docente insistió que le era “imposible” cumplir con la orden judicial que le prohibía dar clase porque suponía “una violación de su conciencia” como profesional de la enseñanza.

Asimismo, subrayó que no estaba de acuerdo con cambiar el lenguaje para adecuarse a la ideología de género y consideró que había sido detenido por “llamar chico a un chico”. Además, aseguró que esta cuestión va en contra de sus “creencias, de las sagradas escrituras y en contra de la ética de la escuela, la Iglesia protestante de Irlanda y las enseñanzas de todas las principales religiones”.

Según el magistrado del Tribunal Superior, Michael Quinn, Burke permanecerá en prisión hasta “nuevo aviso”. La situación es delicada, ya que se encuentra encarcelado preventivamente, una decisión judicial que suele llevarse a cabo cuando el imputado puede interferir en la causa o corre riesgo de escaparse. Burke no cumple con ninguna de las dos condiciones.

Tampoco hay antecedentes penales para este tipo de situaciones. Cabe aclarar que en el sistema anglosajón que se utiliza en la República de Irlanda no existe un código penal si no que existe jurisprudencia, por lo que ocurra en este caso puede determinar a futuro cómo la justicia reaccionará ante estas situaciones.

Lo que no hay dudas es que Burke solamente debería pagar una multa por “desacato”, no existe un antecedente que una persona sea arrestada por el delito del que se lo acusa. El hecho que esté tras las rejas por esta imputación es una clara violación a sus derechos humanos.

El único antecedente a nivel mundial de esta situación se dio hace tan solo una semana, cuando una profesora en Kansas, Estados Unidos, ganó una demanda que le había hecho las autoridades escolares por 95 mil dólares, por decirle “él” a un alumno transgénero.

La fiscalía quiere que Burke firme un papel donde se comprometa a referirse por los pronombres inventados a sus alumnos, a lo que el docente ha dicho que jamás hará, por lo que esta causa tiene mucho tiempo para su desenlace.

Seguir Leyendo

Irlanda

A pesar de tener al 93% de la población vacunada, el gobierno de Irlanda impone una nueva cuarentena

Publicado

en

El taoiseach Micheál Martin anunció nuevas restricciones por la supuesta “tercera ola” de Covid-19. La cuarententa podría durar hasta después de Navidad.

El gobierno de la República de Irlanda, a cargo del socialdemócrata Micheál Martin, anunció este martes por la noche una nueva cuarentena nacional que entrará en vigor antes del fin de semana y puede llegar a durar hasta después de la Navidad.

Los pubs, restaurantes y boliches nocturnos, además de cines y teatros, volverán a cerrar a la medianoche a partir de este viernes después de estar completamente abiertos cuando el país empezó a vacunar. Durante el día, será necesario presentar un carnet de vacunación para poder acceder a estos lugares.

También se ordenó que los trabajadores “no esenciales” que puedan hacer home office que vuelvan a trabajar desde sus casas, según regulaciones del NPHET.

Martin anunció que el barbijo volverá a ser obligatorio en todos lados. Hasta el momento las máscaras faciales era solo obligatoria en ambientes interiores.

Además, los contactos estrechos de una persona que dé positivo en la prueba de Covid-19, incluidos los niños, deberán permanecer en cuarentena total durante cinco días, periodo en el que el gobierno enviará personal del Estado a las casas para controlar que estén cumpliendo con la cuarentena, y se les pedirá que realicen tres pruebas de antígenos. No podrán recuperar la libertad hasta no tener tres PCR negativos consecutivos.

Estas medidas, que son un claro retroceso en la lucha por recuperar los derechos civiles que el gobierno irlandés le quitó a la población durante el 2020, se dan con el 93% de los mayores a 18 años vacunados.

Según aseguran los organismos de salud gubernamentales, Irlanda está atravesando su “tercera ola”, con un promedio semanal de 4.000 casos por día, un número que en otros países no mueve el amperímetro pero que en el país de las islas británicas es visto con enorme preocupación.

Casos por día, República de Irlanda. Fuente: Worldometer.

El NIAC, organismo asesor de vacunas del Estado, ha dado luz verde a las inyecciones de refuerzo para personas de 50 años y para personas menores de 50 años con problemas de salud subyacentes. De esta manera, se empezará el próximo lunes a administrar una tercera dosis para este grupo etario, que hasta el momento solo había estado habilitado para mayores de 80 años.

El ministro de Salud, Stephen Donnelly, dijo: “En Irlanda, ya hemos visto que las dosis de refuerzo administradas a personas de 80 años o más han ido seguidas de una fuerte disminución en el número de casos en ese grupo de edad“.

“Esta es una noticia muy bienvenida, y animo a todos aquellos que son elegibles para una dosis de refuerzo de la vacuna Covid-19 a que se presenten y reciban esa vacuna tan pronto como esté disponible para ustedes“, aseguró, y agregó: “El NIAC han recomendado encarecidamente que aquellos que aún no han recibido su vacunación primaria lo hagan con urgencia dada la fuerza actual de infección en la comunidad“.

Seguir Leyendo

Irlanda

Histórico acuerdo en Irlanda: los principales partidos del país cerca de formar un gobierno de coalición

Tras casi un siglo de rivalidad, y en medio de la pandemia, los históricos partidos irlandeses Fine Gael y Fianna Fáil llegaron a un acuerdo para dar continuidad al gobierno irlandés tras las elecciones de febrero, y dejar afuera del poder a la izquierda de Sinn Féin.

Publicado

en

Por

En las últimas semanas, los históricos partidos irlandeses Fine Gael y Fianna Fáil han trabajado en un acuerdo que esperan poder sellar en el corto plazo para poder conformar un nuevo gobierno de coalición en la República de Irlanda, en lo que supone un hecho histórico para el país. Ambos partidos son de centro-izquierda pero, en la realidad política irlandesa, son los partidos más conservadores y considerados de derecha del país.
Fine Gael representa a la socialdemocracia europea y Fianna Fáil a los demócratas cristianos, ambos apoyan ideas de libre mercado aunque, en temas sociales, se corrieron muy a la izquierda en los últimos años. Además, ambos partidos defienden con vigor a la Unión Europea.
Esta inusual alianza se debe a que, el pasado febrero, ambos resultaron perdedores detrás del partido de izquierda Sinn Féin, el cual obtuvo el 24,53% de los votos. No habiendo alcanzado la mayoría ninguno de estos partidos, en lo que se considera un triple empate, continúa a cargo del Ejecutivo irlandés el actual Taoiseach (como se denomina al jefe de gobierno irlandés), Leo Varadkar, del Fine Gael.
Tanto Varadkar, líder de Fine Gael, como Michéal Martin, líder de Fianna Fáil, comunicarán este miércoles a sus respectivos partidos los términos del acuerdo que habrían alcanzado, para iniciar otra fase en este proceso: la de conseguir los escaños que les faltan para poder obtener una mayoría en la Asamblea irlandesa, ya que, entre ambos partidos, contabilizan 72 de las 160 bancas del Parlamento, y necesitan 8 más para alcanzar la mayoría. En la mira se encuentran otros partidos como el Laborista, el Verde, y los parlamentarios independientes que ocupan un menor número de escaños, pero suficientes para conformar la coalición.

Ad

La pasada elección de febrero, que arrojó una leve victoria para Sinn Féin, puso en duda la popularidad del gobierno de Varadkar, muy criticado por la crisis de vivienda y deterioro del sistema sanitario que sufre la República de Irlanda. Esta “impopularidad” se ha revertido recientemente cuando, en un gesto aprobado por los ciudadanos irlandeses, Varadkar reactivó su licencia de médico y comenzó a trabajar en la primera línea de batalla contra el COVID-19. El jefe de gobierno irlandés ejerció durante 7 años la profesión sanitaria y había suspendido su licencia en el año 2013, previo a su designación como ministro de Salud de Irlanda.

Mientras esto ocurre, la líder de Sinn Féin, Mary Lou McDonald, se encuentra fuera de funciones tras haber dado positivo por coronavirus el pasado 28 de marzo, estando al borde de la internación, en un caso similar al del premier británico, Boris Johnson. 
En tanto las próximas semanas son cruciales para este acuerdo, los líderes deben sortear estas negociaciones en medio de la crisis global, que lleva hasta la fecha un recuento de 11.479 contagios y 406 muertes en Irlanda. El líder del Equipo Nacional de Emergencia en Salud Pública irlandés, Cillian de Gascun, luego de haber atravesado desafiantes semanas, ha afirmado recientemente al respecto que su país “ha reforzado la capacidad de testeo, que promete ir mejorando esta semana, y se encuentra en una mejor posición para combatir el virus”.

Seguir Leyendo

Tendencias