Seguinos en redes

Europa

Sigue el escándalo en el Parlamento Europeo por las coimas a diputados socialistas: Quitarán fueros a todos los implicados

Publicado

en

El Parlamento Europeo ha iniciado un procedimiento para suspender la inmunidad de dos de sus miembros por acciones vinculadas al escándalo de coimas de Qatar y Marruecos.

El Parlamento Europeo informó este lunes que había iniciado un procedimiento para suspender la inmunidad de dos de sus miembros después de una solicitud del poder judicial belga que investiga el escándalo de corrupción entre la Unión Europea y Qatar.

"Tras una solicitud de las autoridades judiciales belgas, he iniciado un procedimiento de urgencia para la suspensión de la inmunidad de dos miembros del Parlamento Europeo", escribió la presidente del Parlamento, Roberta Metsola, en Twitter. "No habrá impunidad. Para ninguno", agregó.

"Desde el primer momento, el Parlamento Europeo ha hecho todo lo posible para ayudar en las investigaciones y continuaremos asegurándonos de que no haya impunidad", dijo Robert, y agregó que "los responsables encontrarán a este parlamento del lado de la ley. La corrupción no puede pagar y haremos todo lo posible para combatirla".

Se han dado los primeros pasos procesales y Metsola anunciará la solicitud en el pleno el próximo 16 de enero. A continuación, la solicitud se remitirá a la Comisión de Asuntos Jurídicos para que presente una decisión. Metsola ha pedido a todos los servicios y comités que den prioridad a este procedimiento con vistas a su conclusión antes del 13 de febrero.

El procedimiento para levantar la inmunidad a eurodiputados está regulado en el Reglamento del Parlamento Europeo. Las solicitudes de suspensión de la inmunidad son anunciadas por el máximo responsable de la Eurocámara en el pleno y luego remitidas a la Comisión competente.

Luego, la Comisión de Asuntos Jurídicos deberá nombrar un relator, el caso se presentará en una reunión de esa comisión y podrá celebrarse una audiencia. El proyecto de informe sobre la petición de inmunidad será discutido y votado en esa comisión, que adoptará una recomendación para que todo el Parlamento apruebe o rechace la solicitud. Finalmente, la recomendación se presentará al pleno de la Eurocámara, que para aprobarla necesitará una mayoría simple.

Presidenta del Parlamento Europeo, Roberta Metsola

Los dos eurodiputados son el belga Marc Tarabella y el italiano Andrea Cozzolino, ambos del bloque socialista. Los parlamentarios han negado haber actuado mal pero no desafiaron la suspensión a su pertenencia al grupo de los Socialistas y Demócratas en el Europarlamento.

El abogado de Tarabella, Maxim Toller, dijo que su cliente estaba a favor de ser despojado de su inmunidad, diciendo en un comunicado que no tenía "absolutamente nada que ocultar" y que "respondería a todas las preguntas de los investigadores".

Por su parte, Cozzolino no respondió a los esfuerzos de medios como Reuters para contactarlo para hacer comentarios. El mes pasado, dijo a las agencias de noticias italianas que no estaba bajo investigación en ese momento. "No me han interrogado. No me han registrado, ni se ha sellado mi oficina", dijo en aquel entonces.

"Cuando se trata de la solicitud de levantar su inmunidad, el Grupo de Socialistas y Demócratas seguiría, en el contexto del Parlamento Europeo, los procedimientos previstos de manera responsable y constructiva", dijeron las autoridades del bloque de extrema izquierda.

Todos los diputados al Parlamento Europeo cuentan con lo que se conoce como una inmunidad limitada, lo que significa que mientras llevan a cabo su trabajo, expresan sus opiniones y votan en la Cámara no pueden ser objeto de una investigación judicial ni arrestados.

Sin embargo, en casos tan flagrantes como este, el Parlamento puede votar para despojarlos de esa inmunidad en un proceso que permite a los eurodiputados acusados presentar pruebas y defenderse.

Marc Tarabella abandona la sede del Partido Socialista después de un comité de vigilancia tras las acusaciones de su participación en el caso de corrupción de Qatar

La Unión Europea se vio afectada por un escándalo de corrupción cuando la vicepresidente del Europarlamento Eva Kaili, de 44 años, del partido griego socialista PASOK-KINAL, fue arrestada el pasado 9 de diciembre por la policía belga después de que su casa fuera registrada por cargos de corrupción relacionados con Qatar.

Kaili fue inmediatamente despojada de su inmunidad, y expulsada de su cargo de vicepresidente, ya que fue atrapada "con las manos en la masa", con informes que sugieren que la policía la encontró con grandes "bolsas de dinero en efectivo".

Rápidamente el caso salió a la luz: eurodiputados del bloque socialista habían estado recibiendo coimas de las autoridades de Qatar para frenar votaciones en su contra y promover en secreto su agenda en el Parlamento Europeo. La investigación encontró que además de sobornos qataríes, las personas involucradas también habrían recibido dinero marroquí y de otras naciones árabes.

Kaili permanece en prisión preventiva, junto con su pareja, Francesco Giorgi, también implicado en la causa. Además, están tras las rejas el ex eurodiputado italiano Niccolò Figà-Talamanca, secretario general de la organización no gubernamental No Peace Without Justice, acusada de funcionar como un lavadero del dinero proveniente de los sobornos, y el también ex europdiputado socialista Pier Antonio Panzeri, acusado de ser el líder de la banda.

El abogado de Kaili ha informado que todos los presos han negado las acusaciones, pero la evidencia es enorme en su contra. Se encontraron 150.000 euros en su departamento en Bruselas, además de 600.000 euros en la casa de otro de los implicados, y otros 750.000 en una valija debajo de la habitación de hotel de uno de los arrestados. No se ha confirmado específicamente a quién le corresponde cada una.

En diciembre, dos fuentes con conocimiento directo del asunto dijeron a Reuters que Francesco Giorgi confesó a la Policía haber aceptado sobornos de Qatar para influir en las decisiones del Parlamento Europeo. Además, fue él quien apuntó contra Tarabella y Cozzolino por también ser parte de esta red de corrupción, que ya abarca a por lo menos tres eurodiputados y dos ex eurodiputados, todos socialistas.

La eurodiputada griega Eva Kaili ha sido acusada de aceptar cientos de miles de dólares en sobornos por parte de las autoridades qataries.

España

No sabe como justificarse: La esposa de Pedro Sánchez, Begoña Gómez, se negó a declarar en la primera jornada del juicio

Publicado

en

El abogado de Begoña respaldó a la investigada por corrupción, afirmando que le "aconsejó" agarrarse a su derecho a no declarar, aunque “no tenía nada que esconder”.

Begoña Gómez se ha negado a declarar este viernes ante el juez Juan Carlos Peinado, quien la investiga por un delito de tráfico de influencias y otro de corrupción en los negocios.

Apenas diez minutos después del inicio del juicio, el magistrado la dio por finalizada una vez que la esposa de Pedro Sánchez confirmó que haría uso de su derecho a no declarar.

Según fuentes jurídicas presentes en la comparecencia, el abogado de Gómez, Antonio Camacho, comunicó al juez que su representada no iba a declarar. El magistrado insistió en que debía ser la investigada quien se lo hiciera saber, a lo que Begoña Gómez respondió desde el banco de los acusados: “No, no voy a declarar”.

En declaraciones a los medios de comunicación que cubrían la comparecencia, Camacho explicó que la esposa de Pedro Sánchez “no ha declarado no porque tenga algo que esconder, no porque no quiera dar explicaciones, sino porque su defensa se lo ha recomendado”.

Según el letrado, “el procedimiento carece de objeto alguno en este momento” y “se ha quedado sin contenido” porque los contratos adjudicados al empresario Juan Carlos Barrabés fueron enviados a la Fiscalía Europea y, para la defensa de Gómez, ese es el objeto de investigación. Además, criticó al juez Juan Carlos Peinado por hacer su trabajo, afirmando que esta llevando a cabo una “investigación expansiva” que “cada vez se extiende más”.

Sobre el informe aportado recientemente al juzgado por la Universidad Complutense de Madrid sobre una posible apropiación irregular del software de la cátedra que codirigía la esposa de Pedro Sánchez, en el que el centro de estudios concluye que por el momento no se pueden acreditar ilegalidades por falta de datos, Camacho ha tildado de “sorprendentes algunas de sus afirmaciones”.

Gómez llegó al Juzgado de Instrucción Número 41 de Madrid a las 10:12 horas. Durante los pocos metros que separaban el ascensor de la puerta del juzgado, estuvo acompañada por cuatro agentes de los servicios de seguridad de Moncloa y su abogado, vestida con un traje negro. Media hora antes, la esposa del presidente del Gobierno español había llegado a los juzgados de Plaza de Castilla en un vehículo oficial, escoltada por un fuerte dispositivo de seguridad de la Policía Nacional.

Vox, que encabeza las acusaciones populares personadas en la causa, anunció tras la comparecencia que pedirá al juez que cite a Pedro Sánchez en calidad de testigo. “Si su mujer se ampara en su derecho a no declarar y no da las debidas explicaciones, Sánchez tendrá que venir a declarar como testigo”, reclamó el europarlamentario de Vox, Jorge Buxadé.

Por su parte, el resto de los acusadores (Iustitia Europa, Hazte Oír, Manos Limpias y Movimiento de Regeneración Política de España) han criticado el “costo económico” que ha supuesto el enorme dispositivo de seguridad desplegado por el juicio de Gómez, así como las “extremas medidas de seguridad” tomadas en el interior de los juzgados de Plaza de Castilla. “Nos hemos sentido coaccionados. Cada vez que se acercaba Begoña nos rodeaban”, señaló el abogado de Hazte Oír, Javier María Pérez Roldán.

Al igual que ocurrió el pasado 5 de julio, una treintena de ciudadanos se concentraron en las inmediaciones de la Plaza de Castilla para protestar contra Begoña Gómez y Pedro Sánchez. Entre las proclamas se escucharon frases como “Juan Carlos Peinado, estamos a tu lado” y “ladrones”.


Seguir Leyendo

España

Después del frío saludo, Pedro Sánchez le ordenó al diario El País iniciar una "investigación" sobre Dani Carvajal para ensuciar su imagen

Publicado

en

"El País" publicará una investigación sobre los negocios y el patrimonio de Dani Carvajal para ensuciar su imagen. La razón de esta investigación es el frío saludo del jugador español para con el presidente español.

El diario El País ha iniciado una campaña en contra de Dani Carvajal tras el frío saludo que tuvo con Pedro Sánchez, el cual le causó un profundo enojo.

Desde ese medio, afín al Gobierno español, se ha lanzado una investigación con la intención de difundir información sobre el patrimonio y los negocios del futbolista del Real Madrid, con el objetivo de ensuciar su imagen.

En las últimas horas, la redacción de El País ha contactado con el entorno cercano del jugador, preguntando por los negocios y propiedades que Carvajal tiene a su nombre. Entre las revelaciones se encuentra la propiedad de un local en Puerto Banús, que Carvajal posee junto a Joselu Mato, su compañero en la Selección y cuñado, ya que ambos están casados con gemelas.

Apenas unas horas después de la recepción de Sánchez a los campeones de Europa, la maquinaria se ha puesto en marcha para desacreditar la imagen de un futbolista que, dentro y fuera del campo, siempre se ha mostrado ejemplar. La campaña ha comenzado con la revelación de datos en la prensa sobre sus negocios, y no se descarta que el siguiente paso sea ordenar una inspección de Hacienda.

Además de eso, la selección española le prohibió a Sánchez el ingreso a su vestuario al momento de ganar la Eurocopa, algo que no le cayó nada bien al mandatario español. Carvajal fue el primero en saludar fríamente al presidente, y aunque sus compañeros mostraron una actitud similar, los focos se centraron en él. Por eso, la ira del Gobierno socialista se ha enfocado en él. La imagen viral de Carvajal saludando fríamente a Sánchez se ha convertido en un meme contra el presidente.

El futbolista del Real Madrid es uno de los capitanes del equipo y también de la selección. Debutó con el conjunto blanco en agosto de 2013 y desde entonces es un fijo en el once inicial. Desde su primera convocatoria con la selección en 2014, también es indiscutible con España, habiéndose perdido grandes citas únicamente por lesiones. Campeón de la Champions en seis ocasiones con el Real Madrid, es uno de los líderes de la España que acaba de levantar el título continental en Alemania y uno de los deportistas más influyentes del país.

Actualmente, Carvajal tiene contrato con el Real Madrid hasta junio de 2025, con un salario de ocho millones de euros por temporada. En esta temporada, también terminó su relación con Nike, con quien había estado desde sus inicios en el fútbol hace más de una década, y firmó un nuevo contrato de patrocinio con Puma, convirtiéndose en una de las principales imágenes de la firma alemana.

El malestar en el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y en Moncloa con el futbolista es tremendo, debido a la imagen humillante que se ha proyectado del presidente Sánchez. Carvajal es además uno de los futbolistas de más peso en la selección y, como se mencionó anteriormente, durante la Eurocopa se decidió en el vestuario que el jefe del Ejecutivo no bajara a saludarlos tras el partido.

Apenas 48 horas después de ese polémico saludo, los medios afines al Gobierno socialista han comenzado una caza de brujas contra el futbolista. Desde El País ya han iniciado su ofensiva contra la figura de Carvajal, quien se ha convertido en una resistencia en contra del socialismo de Sánchez tras proclamarse campeón de Europa con España.


Seguir Leyendo

Alemania

Censura en Alemania: El gobierno socialista ordenó cerrar un diario de derecha y arrestó al dueño del medio

Publicado

en

Con la excusa de ser un "portavoz de la escena extremista de derecha" e incitar al odio hacia los judíos y los extranjeros, el gobierno socialista de Olaf Scholz prohibió la revista derechista "Compact".

Alemania prohibió el martes la revista de derecha Compact, acusándola de ser un "portavoz de la escena extremista de derecha" y de "incitar al odio" hacia los judíos y los extranjeros.

El Ministerio del Interior intensificó la lucha contra lo que considera un "aumento del extremismo de extrema derecha" en el país, afirmando falsamente que el diario Compact había estado "operando en contra del orden constitucional". Se ordenaron allanamientos en propiedades ubicadas en cuatro estados diferentes.

Compact, que funciona como un órgano de portavoz del partido de derecha Alternativa para Alemania (AfD), tiene una circulación de 40.000 ejemplares y una considerable presencia en redes sociales. La prohibición también afecta a su filial Conspect Film, prohibiendo cualquier continuación de actividades previas.

Los allanamientos, que incluyeron oficinas de la revista y domicilios de sus principales figuras, directivos y accionistas en Brandeburgo, Hesse, Sajonia y Sajonia-Anhalt, tuvieron como objetivo confiscar bienes y recopilar pruebas adicionales, según informó el ministerio.

"Esta revista incita de manera inenarrable al odio contra los judíos, contra personas con antecedentes migratorios y contra nuestra democracia parlamentaria", declaró la ministra del Interior, la izquierdista Nancy Faeser.

Faeser, como la mayoría de políticos de izquierda, ha identificado al "extremismo de derecha" como la "principal amenaza para la democracia alemana", mientras los partidos políticos tradicionales luchan por contrarrestar el aumento de la popularidad de AfD antes de las elecciones en el este de Alemania de este año.

El editor en jefe de Compact, Jürgen Elsaesser, calificó la prohibición de "dictatorial" y la describió como el peor ataque a la libertad de prensa en Alemania en décadas. "Nos están tratando como si fuéramos una mafia, como un grupo terrorista. Pero somos un medio de prensa legal con un historial impecable", dijo a Reuters TV. "Esto deja claro que el objetivo único es destruir a la oposición y a nosotros como el medio más influyente. Ya estamos en contacto con abogados".

Los copresidentes de AfD también condenaron la prohibición. El sitio web de Compact ya no era accesible en Alemania, pero sus cuentas en redes sociales seguían activas.

El Ministerio del Interior de Alemania afirmó que la revista mensual Compact, fundada en 2010, era una parte central de la red de la Nueva Derecha y mantenía vínculos estrechos con el Movimiento Identitario y otros grupos de "extrema derecha". La revista fue catalogada como una publicación de extrema derecha confirmada por la agencia de inteligencia interna de Alemania en 2021, debido a la supuesta difusión de teorías conspirativas, propaganda antivacunas, así como también, según el gobierno socialista, narrativas antisemitas e islamófobas.

Hans-Christoph Berndt, líder de AfD en el parlamento regional de Brandeburgo, relacionó la prohibición con las elecciones de septiembre en tres estados del este de Alemania, incluido Brandeburgo.

En Alemania, donde se valora enormemente la libertad de prensa, las prohibiciones a los medios de comunicación son relativamente infrecuentes y el país ocupa el décimo lugar entre 180 países en el Índice Mundial de Libertad de Prensa de Reporteros sin Fronteras. Compact tiene la opción de apelar la prohibición ante el Tribunal Administrativo Federal.

El presidente de la Asociación Alemana de Periodistas (DJV), Mika Beuster, expresó su esperanza de que cualquier tribunal confirmara la prohibición. "En mi opinión, lo que hace Compact no tiene nada que ver con el periodismo, es una ideología conspirativa y definitivamente de extrema derecha", declaró el izquierdista autoritario.


Seguir Leyendo

Tendencias