Seguinos en redes

Siria

En respuesta al asesinato del líder de ISIS en Siria, la organización terrorista comete un atentado matando a 53 personas

Publicado

en

En la redada estadounidense que acabó con la vida de Hamza al-Homsi, aparente líder de la organización en el este de Siria, cuatro soldados estadounidenses resultaron heridos. Poco después, un atentado del ISIS en la provincia de Homs acabó con la vida de, por lo menos, 53 personas.

El ejército de Estados Unidos ha dicho que asesinó a un líder “de alto rango” de ISIS en una redada en el noreste de Siria. El Comando Central de Estados Unidos (CENTCOM) con sede en Medio Oriente del ejército estadounidense anunció la operación el viernes, llevada a cabo en coordinación con las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF) lideradas por los kurdos, diciendo que cuatro soldados resultaron heridos durante la redada.

El ejército estadounidense dijo que las tropas y un perro de trabajo militar sufrieron las heridas cuando el objetivo de la redada, identificado como Hamza al-Homsi, provocó una explosión en la que él mismo perdió la vida. “Las tropas y un perro de trabajo están en condición estable, están siendo tratados en un centro médico estadounidense en Irak”, dijo el portavoz de seguridad nacional de la Casa Blanca, John Kirby.

Joe Buccino dijo que Hamza al-Homsi solía supervisar la red del grupo en el este de Siria.  Además, Buccino confirmó que la redada se llevó a cabo en conjunto con las Fuerzas Democráticas Sirias, una alianza liderada por combatientes kurdos que ha librado una campaña de años contra el Estado Islámico en el norte del país.

Más tarde el viernes, John Kirby confirmó los dichos de Buccino, al asegurar que al-Homsi “estaba supervisando la red terrorista mortal del grupo en el este de Siria”.

Soldados estadounidenses se preparan para salir a patrullar desde un remoto puesto de combate en el noreste de Siria

Ningún otro combatiente de ISIS fue asesinado o capturado en este objetivo, sin embargo, una incursión separada de ISIS esa misma noche resultó en la muerte de un líder de la célula de asesinato de ISIS” en una redada separada el jueves por la noche, dijo Buccino. Ningún civil o fuerzas kurdas sirias resultaron heridas en el incidente, según Buccino.

La redada se produce menos de un mes después de que las fuerzas estadounidenses mataran a Bilal al-Sudani, un líder de ISIL en Somalia, a quien Washington describió como un “facilitador clave para la red global de ISIS”.

Las fuerzas estadounidenses mataron al primer líder de ISIS, Abu Bakr al-Baghdadi, en una redada en el norte de Siria en 2019. Su sucesor, Abu Ibrahim al-Hashimi al-Qurayshi, también fue asesinado en Siria en una operación similar de Estados Unidos el año pasado.

Hay alrededor de 900 soldados estadounidenses que operan en el noreste de Siria en áreas controladas por las fuerzas kurdas sirias conocidas como las Fuerzas Democráticas Sirias y aproximadamente 2.500 soldados estadounidenses todavía en Irak. La misión de las tropas estadounidenses en ambos países sigue siendo asociarse con las fuerzas locales para contrarrestar la amenaza persistente planteada por el Estado Islámico y evitar el resurgimiento del grupo.

Mientras tanto, al menos 53 civiles murieron en un ataque en la provincia desértica de Homs, en el centro de Siria, informaron el viernes medios estatales, culpando al grupo militante yihadista Estado Islámico.

Un helicóptero despega de una base militar estadounidense en un lugar no revelado en el este de Siria

Los cuerpos de todas las víctimas llevadas al hospital estatal de Palmira tenían heridas de bala en la cabeza, dijo la agencia estatal de noticias SANA citando al director del hospital de Palmyra, Walid Audi; quien agregó que los muertos eran 46 civiles y siete soldados.

“Cincuenta y tres ciudadanos que estaban cazando trufas murieron durante un ataque de los terroristas de ISIS al suroeste de la ciudad de Al-Sokhna”, en el desierto al este de Homs.

A pesar de que no hubo un reclamo inmediato de responsabilidad por el ataque, uno de los sobrevivientes dijo a SANA que ISIS había quemado sus autos.

La provincia de Homs está controlada por el gobierno sirio y sus aliados. Las tropas del gobierno sirio están dispersas por todo el país y dependen en gran medida de sus aliados, incluido el grupo armado libanés Hezbolá e Irán, para mantener el control sobre su territorio.

Siria

Al-Assad continúa buscando normalizar relaciones con sus vecinos, y ahora visita oficialmente Emiratos Árabes Unidos

Publicado

en

En un nuevo intento de lograr la normalización de relaciones de su país con el resto de sus vecinos, el presidente sirio, Bashar al-Assad, visitó al presidente de Emiratos Árabes Unidos, Sheikh Mohammed bin Zayed al-Nahyan, poco tiempo después de visitar Omán.

El presidente sirio, Bashar al Assad, llegó a los Emiratos Árabes Unidos (EAU) el domingo para la primera visita oficial al país del Golfo desde los devastadores terremotos que azotaron Turquía y Siria el mes pasado, acompañado por su esposa Asma al Assad, en un momento en que una mayor cantidad de estados árabes se han mostrado a favor de acabar con el aislamiento de Damasco.

La visita estuvo marcada por más ceremonias que su viaje anterior a los Emiratos Árabes Unidos el año pasado, el primer viaje oficial a un estado árabe desde que comenzó la guerra civil siria entre finales de 2011 y principios de 2012.

Los medios estatales mostraron cómo el presidente sirio fue recibido por el presidente Sheikh Mohammed bin Zayed al-Nahyan a su llegada a Abu Dhabi el domingo y recibió un saludo canónico cuando su convoy entró en el palacio real. Además, el avión de al-Assad fue recibido por aviones de combate emiratíes.

Mantuvimos conversaciones constructivas destinadas a desarrollar las relaciones entre nuestros dos países“, dijo más tarde el jeque Mohammed en una publicación en su cuenta oficial de Twitter. “Nuestras discusiones también exploraron formas de mejorar la cooperación para acelerar la estabilidad y el progreso en Siria y la región“.

La presidencia siria aseguró que Asma al-Assad, en su primera visita oficial al extranjero de la mano de su esposo desde 2011, se reuniría con la jequesa Fatima bint Mubarak, quien es la madre del presidente emiratí y considerada en los Emiratos Árabes Unidos como la “Madre de la Nación“.

El presidente de Siria, Bashar al-Assad, se reúne con el presidente de los Emiratos Árabes Unidos, el jeque Mohamed bin Zayed Al Nahyan, en el aeropuerto presidencial de Abu Dhabi

Emiratos Árabes Unidos, un aliado de Estados Unidos, ha liderado los esfuerzos en Medio Oriente para lograr la reactivación de los lazos con al-Assad, quien sostuvo conversaciones en Omán el mes pasado, su primer viaje al extranjero desde los devastadores terremotos que azotaron Siria y Turquía, y visitó Rusia a principios de este mes.

Abu Dhabi, que normalizó oficialmente las relaciones con el gobierno de al-Assad en 2018, ha contribuido a los esfuerzos de ayuda tras los terremotos del 6 de febrero que sacudió el sureste de Turquía y el norte de Siria, matando a decenas de miles.

La visita marca una continuación en el deshielo en curso de las relaciones entre Siria y otros países árabes, más de una década después de que la Liga Árabe, de 22 miembros, suspendiera la membresía de Damasco por la represión de al-Assad contra los manifestantes y luego contra los civiles durante la guerra. Al parecer, la simpatía internacional tras los terremotos del mes pasado han acelerado el acercamiento regional que se venía gestando ya desde hace años.

El enfoque y los esfuerzos de los Emiratos Árabes Unidos hacia Siria son parte de una visión más profunda y un enfoque más amplio destinado a fortalecer la estabilidad árabe y regional“, escribió en su cuenta de Twitter el asesor presidencial emiratí, Anwar Gargash.

Recibimiento ceremonial para Bashar al-Assad, presidente sirio, acompañado del presidente de los Emiratos Árabes Unidos, en su llegada a Abu Dhabi

La posición de los Emiratos Árabes Unidos es clara con respecto a la necesidad de que Siria regrese” a su lugar en el mundo árabe y recupere la legitimidad en la región, remarcó Gargash. “Esto fue confirmado por Su Alteza el Jeque Mohammed bin Zayed durante su reunión de hoy” con al-Assad, agregó el asesor presidencial.

Los Emiratos Árabes Unidos han prometido más de 100 millones de dólares en asistencia para Siria, siendo, por amplia diferencia, la suma de dinero más grande ofrecida a Sira. También ha enviado un equipo de búsqueda y rescate, ha proporcionado miles de toneladas de artículos de socorro de emergencia y ha proporcionado tratamiento médico a las víctimas del terremoto sirio en hospitales emiratíes.

Además, el ministro de Relaciones Exteriores de los Emiratos Árabes Unidos, el jeque Abdullah bin Zayed Al Nahyan, se convirtió el mes pasado en el primer alto funcionario árabe en visitar Siria desde el terremoto.

El analista emiratí, Abdulkhaleq Abdulla, dijo que Abu Dhabi “está convencido, junto con muchos estados árabes, de que ha llegado el momento de reconciliarse con Assad … y ver a Siria regresar a la Liga Árabe y al redil árabe”. “Emiratos Árabes Unidos está encabezando los esfuerzos para reconciliarse con los enemigos del pasado y transformarlos en los amigos del mañana“, señaló Abdulla a AFP.

Arabia Saudita, Qatar y, en menor medida, los Emiratos Árabes Unidos, supieron respaldar a los rebeldes sirios que buscaban destronar a al-Assad. No obstante, Abu Dhabi ha reconstruido los lazos con Damasco en los últimos años a pesar de las objeciones de Estados Unidos, buscando contrarrestar la influencia de Irán que, junto con Rusia, han ayudado a al-Assad a continuar en el poder.

Bashar al-Assad llega al aeropuerto presidencial de Abu Dhabi

Arabia Saudita, que recientemente llegó a un acuerdo con su rival Irán para restaurar las relaciones bilaterales, ha abierto la puerta a un posible diálogo con Damasco, especialmente sobre cuestiones humanitarias, diciendo que se estaba construyendo un consenso árabe de que aislar a Siria no estaba funcionando.

Qatar, al igual que Washington, ha expresado su oposición a cualquier movimiento hacia la rehabilitación o normalización de los lazos con al-Assad, acusando la brutalidad de su gobierno durante el conflicto y la necesidad de ver avances hacia una solución política.

Seguir Leyendo

Siria

Assad pide el establecimiento de bases militares rusas permanentes en Siria tras reunirse con Putin en Moscú

Publicado

en

El presidente de Siria, Bashar Al-Assad, en su visita a Moscú, dijo que daría la bienvenida a cualquier propuesta rusa para establecer nuevas bases militares en su país, y remarcó que no quiere que sea algo temporal.

El presidente sirio, Bashar al-Assad, ha dicho que daría la bienvenida a cualquier propuesta rusa para establecer nuevas bases militares y aumentar el número de tropas en el país del Medio Oriente, sugiriendo que la presencia militar de Moscú allí debería volverse permanente.

Tras su reunión en Moscú con el presidente ruso Vladimir Putin este miércoles, el mandatario sirio que logró permanecer en su cargo luego de la Primavera Árabe y la guerra civil contra el Estado Islámico confirmó que su gobierno ya ha dado todas las aprobaciones necesarias para que esto sea una realidad y que la decisión queda en manos del Kremlin.

Creemos que si Rusia tiene el deseo de expandir las bases o aumentar su número, es un problema técnico o logístico. Si existe tal deseo, entonces creemos que expandir la presencia rusa en Siria es algo bueno“, dijo al-Assad a RIA, agencia estatal de noticias rusa, en una entrevista publicada el jueves tras su reunión. “La presencia militar de Rusia en ningún país no debe basarse en nada temporal“, agregó.

Junto a la base aérea de Hmeimim, desde la cual Rusia ejecuta ataques aéreos en apoyo al régimen de al-Assad, Moscú también controla la instalación naval de Tartus en Siria, su único punto de apoyo naval en el Mediterráneo, en uso desde los días de la hoy desintegrada Unión Soviética.

El Ministerio de Defensa de Rusia, Sergei Shoigu, dijo en enero que Rusia y Siria habían restaurado la base aérea militar de al-Jarrah en el norte de Siria para ser utilizada conjuntamente. Esta pequeña base al este de Alepo fue recapturada de los combatientes de ISIS en 2017.

Sin embargo, lo que quiere Assad es una presencia militar en su país más parecida a la que tiene Estados Unidos en las principales ciudades iraquíes. Las bases permitirían albergar un número considerablemente más elevado de tropas que las actuales.

Además, la presencia permanente de Rusia en Siria pondría fin a las aspiraciones de grupos rebeldes de reiniciar el conflicto contra Damasco, y también pondría un tope a los avances de Turquía en el norte del país.

Assad, quien se reunió con el presidente Putin el miércoles, aprovechó la oportunidad para apoyar nuevamente la guerra de Vladimir Putin en Ucrania. “Debido a que esta es mi primera visita desde el inicio de la operación militar especial en Ucrania, me gustaría repetir la posición siria en apoyo de esta operación especial“, dijo al-Assad a Putin, según una transcripción del Kremlin.

El presidente sirio Bashar al-Assad asiste a una reunión con el presidente ruso Vladimir Putin en el Kremlin en Moscú

Además, el mandatario sirio dijo a RIA que Damasco reconoce los territorios reclamados por el Kremlin en Ucrania. “Digo que estos son territorios rusos, e incluso si la guerra no hubiera sucedido, estos son territorios históricamente rusos“, remarcó.

Putin ha reclamado alrededor de una quinta parte de Ucrania, asegurando que las tierras ahora son parte de Rusia. Funcionarios ucranianos, por el contrario, han asegurado que lucharán hasta que el último soldado ruso sea expulsado del territorio de Ucrania antes que empiece la guerra.

Al-Assad agradeció a Putin por respaldar la soberanía y la integridad territorial de Siria, señalando que el apoyo del Kremlin se ha mantenido fuerte a pesar de los combates en Ucrania.

A pesar de que Rusia ahora también está llevando a cabo la operación especial, su posición se ha mantenido sin cambios“, resaltó al-Assad, utilizando el término de “operación militar especial” del Kremlin para la acción rusa en Ucrania.

Los años de Al-Assad como presidente han sido definidos por el conflicto que comenzó en 2011 con protestas pacíficas, que progresivamente se convirtió en un conflicto multifacético que ha fracturado el país y ha atraído a amigos y enemigos extranjeros, con la participación de una gran cantidad de actores estatales y no estatales.

El presidente sirio Bashar al-Assad revisa una guardia de honor durante una ceremonia de bienvenida a su llegada al aeropuerto Vnukovo en Moscú

Cuando Rusia intervino en la guerra en Siria en 2015, cuatro años después de que comenzaran las protestas en el país, ayudó a inclinar la balanza a favor del gobierno de al-Assad, asegurando la supervivencia del líder sirio a pesar de las demandas y deseos occidentales de que fuera derrocado.

Adicionalmente, en Moscú, al-Assad agradeció a Putin por la ayuda que Rusia había dado a Siria después del devastador terremoto del mes pasado, puntualmente el envío de equipos de rescate y el hecho de haber comprometido a sus militares con base en Siria para llevar a cabo esfuerzos de rescate y ayudar a lidiar con las secuelas del terremoto a pesar de la propia guerra que Putin está librando en Ucrania.

Incluso, algunos países árabes que habían pedido en el pasado la caída de Assad han enviado ayuda tras los terremotos del 6 de febrero que azotó Turquía y Siria, matando a más de 50.000 personas, incluidas más de 6.000 en Siria.

La reacción internacional tras el terremoto parece haber acelerado un proceso que ya se venía dando en el último tiempo; a saber, el acercamiento y la implementación de canales de diálogo entre Siria y la Liga Árabe, que hace más de una década suspendió la membresía de Siria por la represión en los primeros meses del levantamiento que se convirtió en una cruenta guerra civil que ya lleva más de 10 años.

Como parte del acercamiento en curso, los ministros de Relaciones Exteriores de Egipto y Jordania realizaron recientemente su primera visita a Damasco y se reunieron con al-Assad desde que comenzó el conflicto en marzo de 2011.

Guerra civil en Siria

Seguir Leyendo

Irán

Irán en negociaciones para suministrar misiles de defensa aérea al régimen de Bashar al-Assad en Siria

Publicado

en

“Es muy probable que seamos testigos del suministro por parte de Irán de radares y misiles de defensa, como el sistema Khordad-15, para reforzar las defensas aéreas de Siria”, aseguró la televisión estatal iraní.

Es probable que Irán venda misiles tierra-aire a Siria, dijo el viernes la televisión estatal iraní, para ayudar a reforzar las defensas aéreas del aliado cercano de Teherán frente a los frecuentes ataques aéreos israelíes. “Siria necesita reconstruir su red de defensa aérea y requiere bombas de precisión para sus aviones de combate”, dijo la emisora estatal.

“Es muy probable que seamos testigos del suministro por parte de Irán de radares y misiles de defensa, como el sistema Khordad-15, para reforzar las defensas aéreas de Siria”, dijo la televisión estatal iraní, que además agregó que solo se estaban publicando partes de un reciente acuerdo de defensa con Siria.

Abdolrasool Divsallar, profesor de la Università Cattolica e investigador del Middle East Institute, publicó lo siguiente en su cuenta oficial de Twitter: “La televisión estatal iraní afirma que Teherán está vendiendo sistemas de defensa antiaérea a Siria, incluidos los SAM 3-Khordad. Hubo muchas consideraciones en Teherán en contra de esta decisión. Sin embargo, parece que finalmente Teherán se ha decidido. Si ocurre, llevará la confrontación Irán-Israel a otro nivel”.

El informe de la televisión estatal tiene lugar luego de un ataque aéreo en Damasco el fin de semana pasado, atribuido a Israel, que la agencia de noticias dijo el miércoles que tuvo como objetivo una reunión de funcionarios sirios e iraníes involucrados en la fabricación de vehículos aéreos no tripulados, así como miembros del grupo terrorista libanés Hezbolá.

Khordad-15, una nueva batería de misiles tierra-aire en un lugar no revelado en Irán

El gobierno sirio aseguró que cinco personas murieron y 15 resultaron heridas en el ataque que ocurrió el sábado por la noche. “La huelga golpeó el centro donde se reunían, así como un apartamento en un edificio residencial. Un ingeniero sirio y un funcionario iraní, no de alto rango, fueron asesinados”, dijo a Reuters una fuente anónima cercana al gobierno sirio.

Aunque los funcionarios israelíes rara vez reconocen la responsabilidad de operaciones específicas, Israel ha estado llevando a cabo ataques aéreos contra objetivos móviles que supuestamente realizan transferencias de armas desde Irán hacia Siria, además de buscar alcanzar a personal militar iraní en Siria.

Los funcionarios israelíes han dicho previamente que las Fuerzas de Defensa de Israel no atacan a civiles y buscan evitar daños a las áreas residenciales tanto como sea posible.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán condenó el ataque del domingo, pero no mencionó ninguna víctima iraní. El ataque también fue denunciado por Rusia, que al igual que Irán es un aliado clave del régimen sirio en la guerra civil que comenzó en el año 2012 y dura hasta la fecha, como una “violación flagrante” del derecho internacional.

Gran agujero en el barrio Kafar Sousah de Damasco, después de un presunto ataque aéreo israelí contra Siria

Israel ha intensificado en los últimos meses los ataques contra aeropuertos y bases aéreas sirias para interrumpir el creciente uso de Irán de líneas de suministro aéreo para entregar armas a aliados en Siria y Líbano, incluido Hezbolá, grupos considerados como terroristas para el Estado judío y como un riesgo a su seguridad nacional.

Los ataques son parte de una escalada de lo que ha sido un conflicto de baja intensidad cuyo objetivo era frenar el creciente atrincheramiento de Irán en Siria, dicen expertos militares israelíes.

Seguir Leyendo

Tendencias