Conecte con nosotros

Argentina

Alberto Fernández quiere una “mayor apertura” en el Mercosur y pide una reunión de urgencia

Desesperado por el colapso de la economía, el Presidente ahora considera que es necesario reunirse con el Mercosur y buscar una mayor apertura y competitividad en algunos sectores. Hace dos meses Alberto Fernández había rechazado negociar con el bloque.

Publicado

en

El secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Jorge Neme, anunció que la semana próxima Argentina elevará al Mercosur una propuesta formal para la revisión del Arancel Externo Común con bajas en algunas posiciones arancelarias. Tal anuncio muestra una tendencia más aperturista, lejana al nocivo proteccionismo que caracteriza al kirchnerismo. 

Creemos que el Mercosur tiene que tener una mayor apertura y en algunos sectores hay que ganar competitividad también. Si no somos capaces de abrir algunos espacios en nuestro nomenclador arancelario, vamos a tener limitaciones muy importantes en el resto del mundo, sobre todo en el marco de la pandemia donde todos los países están viendo con muchísimo cuidado el tema de sus mercados internos y la protección”, dijo el pasado sábado Jorge Neme en una entrevista a Télam. 

Tal parece que Alberto Fernández se arrepintió de la posición que había tomado de retirarse de las negociaciones existentes con Corea del Sur, Singapur, Líbano, Canadá e India, entre otros países. En ese momento, tal decisión fue duramente criticada por La Mesa de Enlace – conformada por la Sociedad Rural (SRA), Confederaciones Rurales (CRA), Federación Agraria (FAA) y Coninagro – que calificó a la medida como “una pérdida en la inserción en el comercio internacional, tan necesario hoy para la generación de divisas de nuestra economía”. 

La cartera de Relaciones Exteriores, a cargo del ministro Felipe Solá, había considerado en ese entonces que de esa forma el país “prevenía de los efectos de la pandemia, mientras protegía las empresas, el empleo y la situación de las familias más humildes”, y al mismo tiempo afirmaba que “la incertidumbre internacional y la propia situación de nuestra economía aconsejaban detener esas negociaciones”. 

Jorge Neme, el secretario de Relaciones Económicas Internacionales.

Ad

El Mercosur nació como una herramienta de estabilización regional; sin embargo, no ha podido alcanzar uno de los principales objetivos por el que fue creado: la integración económica global. Además, fue pensado como una plataforma para lograr acuerdos económicos con otros bloques y países que otorguen nuevos mercados de exportación a los países miembros, y en ese sentido, Argentina ha sido uno de los miembros más reacios a conseguir dichos acuerdos, con la salvedad del anterior gobierno. 

Una de las razones para semejante cambio de posición es, sin duda, la cercanía de Lacalle Pou a Bolsonaro, no sólo a nivel ideológico sino también estratégico, lo cual dejaría a la Argentina prácticamente aislada. Por otro lado, se presenta la oportunidad de un acuerdo millonario para ser exportadores de cerdo a China y otros países del mundo, lo que indefectiblemente requiere de una posición mucho más aperturista

Dentro del mismo gobierno hay un sector que entiende la necesidad de buscar un desarrollo más profundo y consolidado del polo agroindustrial exportador, para aprovechar que el Mercosur es el primer exportador de alimentos a nivel mundial, contribuyendo así a la integración de Argentina a nivel regional y en la economía internacional. Es fundamental, entonces, que el actual gobierno entienda el beneficio de una mayor apertura en el Mercosur: un aumento en la competitividad, desarrollo de la innovación y un impacto positivo para el empleo en el mediano y largo plazo.   

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Argentina

Alberto Fernández rechazó el ajuste que pide el FMI y puso en duda un acuerdo a días de quedarse sin reservas

Publicado

en

El Presidente rechazó lo que le pide el Fondo Monetario en materia fiscal y la renegociación de la deuda contraída en 2018 parece cada vez más lejana.

En el acto de lanzamiento de la Campaña Nacional de Vacunación de este año, Alberto Fernández aprovechó la oportunidad para hablar de las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI), que todos esperaban que iban a estar solucionadas para antes de fin de año pero continúan bloqueadas.

En este sentido, aclaró que su Gobierno no aceptará el ajuste fiscal que le pide el Fondo para refinanciar la deuda del país y afirmó que cada vez que en la Argentina se aplicó un ajuste, “el pueblo padeció”.

El presidente repitió la frase que ya dijo en varios de sus discursos, “los pueblos que pierden la memoria están condenados a repetir su historia“, y señaló que eso ocurre tanto sobre los derechos humanos como también en materia económica. Lo que no recuerda Fernández es que cuando no se hizo un ajuste ordenado, el país estalló en crisis y el ajuste se hizo diez veces más fuerte.

Argentina en la primera semana de febrero debe pagar 1.100 millones de dólares al FMI, un importe que para afrontar debe utilizar todas sus reservas líquidas, y quedará completamente expuesto a un default cuando deba afrontar el segundo pago del año, en marzo, unos 2.900 millones de dólares, que el Banco Central simplemente no tiene.

“Nosotros firmemente decimos que queremos tener derecho a crecer según nosotros creemos cómo debemos crecer. Tener memoria, simplemente tener memoria y recordar en ese caso que cuando los ajustes llegaron, nuestro pueblo padeció”, anunció Fernández.

En ese sentido, pidió a los presentes que “solo recuerden el 2001, lo que significó para la Argentina. Y recuerden que el ajuste más cercano, en 2018, que el Fondo le pidió a la Argentina hizo desparecer los ministros de Salud, de Trabajo y el de Ciencia y Tecnología. Hizo perder tres baluartes centrales para el desarrollo de un Estado y de una sociedad”.

Fernández también afirmó que el Gobierno y todos los “sobrevivientes de semejante desgracia” como es la pandemia tienen “imperativos morales” que los obligan a hacer una sociedad justa y equitativa.

“Y en los tiempos que vivimos, para que una sociedad se desarrolle, la educación, el conocimiento y el desarrollo de la ciencia y la tecnología son centrales. Sin educación no hay futuro, sin conocimiento no hay riqueza y sin ciencia y tecnología, uno se queda atrapado en el pasado”, dijo.

Seguir Leyendo

Argentina

Un legislador bonaerense pide que se condecore a los miembros de las Fuerzas que sirvieron en “La Tablada”

Publicado

en

Se trata de una iniciativa proveniente del diputado provincial, Nahuel Sotelo, y los sus compañeros del bloque “Avanza Libertad”. La misma tiene como objetivo reconocer lo adeudado a los miembros de las fuerzas de armadas y de seguridad que sirvieron en el copamiento a “La Tablada”.

Se trata de una iniciativa proveniente del bloque Avanza Libertad, quienes presentaron dos proyectos para evitar “vivezas políticas”. En primer lugar solicitan que se reconozca con medallas a los que combatieron en el popularmente llamado “Copamiento de La Tablada”. Además, también pidieron que se los reconozca con una pensión graciable, mensual y vitalicia para el personal militar, de seguridad y/o soldados conscriptos.

Según Sotelo “Los que combatieron en La Tablada deberían tener el reconocimiento de toda la sociedad, muchos sectores de la política se llenan la boca hablando de democracia, pero cuando se trata de reconocer que el enemigo de la misma fue la izquierda marxista y violenta que a fuerza de sangre y fuego quisieron tomar el poder, muchos se callan la boca por miedo a ser tildados de ´derecha´ basta de tibios”.

Sotelo dijo presente el domingo pasado en el acto de conmemoración por lo sucedido el 23 y 24 de enero de 1989 y sobre el tema indico que “le entristecía haber sido el único político presente” y agrego que “Debería ser un acto donde todos los representantes del pueblo que dicen defender al mismo, deberían estar presentes. ¿Qué es eso de tener miedo por reivindicar que se combatió con armas a quienes atacaron con armas?

También señalo que “En aquel Regimiento murieron uniformados cumpliendo con su juramento a la patria, morir por ella si así lo requiere. De un lado había miembros de las fuerzas defendiendo una democracia que había vuelto hacia poco tiempo y del otro lado, un grupo de resentidos que, no por primera vez, tomaban las armas en busca de una supuesta revolución popular. Si hay una grieta acá, déjame siempre del lado de las fuerzas”

Seguir Leyendo

Argentina

Filtran los correos que ordenaban las operaciones en contra de Nisman y otros opositores al kirchnerismo

Publicado

en

Cristina Kirchner, mediante su vocero, durante y después de su presidencia mandaba a operar diatónicamente a sus opositores. Entre los casos más destacados se encuentra el caso del difunto fiscal de la UFI-AMIA, Alberto Nisman.

Mediante su vocero, a mediados del 2016, la entonces presidente Cristina Kirchner envió mails reservados a los dueños de los medios y periodistas K pidiendo que entrevisten al ex director de la DAIA, ex director de la Escuela de Defensa y ex embajador suyo para el Holocausto, Jorge Elbaum, para envolver al difunto y ex fiscal de la UFI-AMIA Alberto Nisman con los “fondos buitres”.

La forma de operar, similar a otras veces, era que luego de publicada la entrevista la vicepresidente elogiaba la nota en sus redes sociales, haciéndola pasar como un hallazgo independiente. En ese contexto, días después del asesinato de Nisman  -el 18 de enero de 2015- carteles sin firma que incluian fotos privadas del fiscal con “amantes” empapelaron la ciudad de Buenos Aires, en el marco de una campaña sucia.

Antes de morir, Nisman denunció a Cristina por encubrimiento a cinco iraníes -entre ellos Moshen Rezai, quien estuvo la semana pasada en Nicaragua- acusados de ser los autores intelectuales del atentado a la AMIA.

La filtración trata de más de cincuenta mails que revelan operaciones similares, pero que tuvieron como objetivo al difunto juez Claudio Bonadio, a Elisa Carrió, Mauricio Macri, Vicente Massot, entre otros.

Los correos electrónicos secretos, enviados por lo menos entre 2012 y 2016, por el actual director general de Comunicación Institucional de Cristina, Hernán Reibel Maier, revelan cómo bajaba línea a empresarios y al periodismo militante. El tema más recurrente era atacar a Alberto Nisman.

La ex presidente, a través de Reibel, enviaba indicaciones o cables de noticias -con la intención de publicar-, teléfonos, sugerencias de entrevistas e incluso resúmenes de noticias para favorecer al kirchnerismo.

En un principio, Reibel mandaba los mensajes desde su correo personal pero luego empezó a hacerlo desde un gmail llamado “papelpicado2012@gmail.com.”, con el fin de ocultar su identidad. 

Los mails fueron entregados por un periodista que participó de la red K y se hartó de la “bajada de línea”. Aunque los entregados están fechados desde el 2012, el periodista anónimo indicó que esta forma de trabajar data de la primera presidencia de Cristina.

Al ser comparado los mails con publicaciones periodísticas y las fechas en que fueron enviados los correos, se prueba que la bajada de línea era cumplida por los medios afines al kirchnerismo, entre ellos: Página 12, Télam, C5N, TV Pública y Ámbito Financiero. Las noticias eran publicadas desde el mismo día en que se enviaba el mails o apenas un par de días después. 

Otros temas recurrentes a la hora de operar fueron: los cacerolazos en contra del aumento de tarifas, la defensiva contra la causa de los cuadernos, blindaje a las causas de Amado Bodou, el “desprestigio” a la causa Hotersur e incluso falsos aumentos de la imagen positiva de la propia Cristina.

Seguir Leyendo

Trending