Seguinos en redes

Argentina

La bancada de Juntos por el Cambio rechazó la rebaja de Ganancias, a pesar de haber prometido lo contrario hace menos de un mes

Publicado

en

La supuesta “oposición” manifestó abiertamente su intención de eliminar el impuesto a las Ganancias a través de Cristian Ritondo y la propia Patricia Bullrich hace tan solo dos semanas, pero ahora se desdicen de sus promesas sin mayor resquemor y votarán en contra del proyecto.

El proyecto para eliminar el impuesto a las Ganancias de personas físicas sobre la mayor parte de los contribuyentes fue enviado al Congreso por Sergio Massa, en una medida claramente electoralista pero que ayudará a descomprimir el infierno tributario que vive la clase media argentina.

A pesar de haberle votado todo a favor en los pultimos 4 años, esta vez el espacio de Juntos por el Cambio puso por delante sus intereses electorales y anunció que votará en contra del proyecto.

Esto va directamente en contra a la promesa histórica de Cambiemos de que su gobierno eliminaría dicho impuesto. De hecho, esta fue una de las propuestas económicas centrales de la campaña de Mauricio Macri en 2015.

Pero no es necesario irse tan atrás. Hace tan solo 12 días, la candidata de Juntos por el Cambio, Patricia Bullrich, expresó su apoyo a la medida e incluso provocó a Massa diciendo que por qué no lo hacía ahora mismo en vez de esperar a ser electo presidente.

Incluso una serie de importantes dirigentes del espacio se manifestaron abiertamente a favor de eliminar el impuesto para los contribuyentes de la cuarta categoría, demostrando una vez más que sólo constituía un eslogan de campaña que no se traduce en hechos concretos para la gente.

No se trata de ningún hecho aislado. Entre las voces que hace 2 semanas arremetían contra Massa por no animarse a presentar el proyecto en el Congreso, se encuentran Cristian Ritondo, Sabrina Ajmechet, Ricardo López Murphy, y nada menos que la propia Patricia Bullrich, la cabeza de la coalición y su principal candidata.

Todos ellos denunciaron que Massa prometía eliminar el impuesto como candidato, pero como Ministro no lo hacía, y que su bloque lo estaba esperando para hacerlo desde el Congreso con los brazos abiertos. Ahora que finalmente Massa se decidió a hacerlo, Juntos por el Cambio se contradice y se opone a la iniciativa, dejando en claro que jamás hubo ni la menor intención de rebajar el impuesto.

De hecho, la cantidad de personas que abonaron el impuesto a las Ganancias de la cuarta categoría creció enormemente durante la última administración de Cambiemos. La estrategia fue ampliar la progresividad del impuesto, modificando la escala que había sido heredada de Machinea desde el año 2000, ampliar las deducciones pero a cambio ampliar también la base imponible.

Mientras que en el año 2015 un total de 1.194.100 de personas pagaron Ganancias, al término de la administración de Mauricio Macri el umbral de personas afectadas creció hasta las 2.139.400. Se acumuló un aumento del 79% durante la administración de Cambiemos, similar al que se produjo entre 2003 y 2015 por la falta de actualización nominal en las escalas.

Juntos por el Cambio denunció que la rebaja de Ganancias en realidad implica un aumento del impuesto inflacionario, ya que la generación de más déficit fiscal sólo podrá ser financiada por medio de la emisión monetaria. Esto es correcto, e incluso el candidato Javier Milei lo reconoció públicamente en su discurso ante el Congreso, pero acorde con el ideario liberal, toda rebaja de impuestos es bienvenida.

Sobran los ejemplos históricos donde la estrangulación de la recaudación por una baja de impuestos lleva a un inevitable ajuste fiscal por parte del Gobierno de turno. Esto ha pasado a lo largo de toda la historia, y se está viendo ahora mismo en Estados Unidos.

La hipocresía que demuestra JxC queda en amplia evidencia, porque estas mismas condiciones que ahora denuncia también estaban presentes hace solo 2 semanas, cuando contrariamente a la postura que adoptan hoy sí estaban dispuestos a derogar Ganancias. Simplemente arremetían contra la falta de acción de Massa por una cuestión electoralista, comparable con la votación electoralista que tiene el propio Ministro

Ninguno de los dos espacios apoyan o reniegan del proyecto por cuestiones morales, sino que sus posturas varían dependiendo de la conveniencia coyuntural. Por el contrario, Milei se manifestó abiertamente a apoyar cualquier rebaja impositiva desde el principio de su asunción como Diputado nacional, independientemente del rédito político o la coyuntura de turno.

Argentina

Milei derogó la Ley de Alquileres y la oferta de departamentos aumentó un 300% en los primeros 6 meses del año en CABA

Publicado

en

El informe examinó el comportamiento posterior al DNU de Milei que anuló la ley de 2020, la cual había sido modificada en octubre reciente. Además, los precios de los inmuebles de 1, 2 y 3 ambientes cayeron 39% en términos reales, principalmente entre diciembre y febrero.

La derogación de la Ley de Alquileres mediante el DNU del Gobierno de Milei tuvo un efecto inmediato en el mercado de alquileres. En los principales sitios inmobiliarios, se observó un aumento en la cantidad de publicaciones y los precios empezaron a desacelerarse en un entorno de alta inflación. Actualmente, se estiman 16.000 departamentos en alquiler en la ciudad de Buenos Aires.

Un informe privado, basado en datos de la Dirección General de Estadísticas y Censos del Gobierno porteño, reveló que en solo 6 meses, la oferta de departamentos en alquiler se triplicó en comparación con noviembre del año pasado. Según datos de Argenprop, la oferta de alquileres, medida en metros cuadrados, aumentó un 226% respecto a noviembre.

La Fundación Tejido Urbano (también respaldada por estadísticas de Federico González Rouco, economista y experto en el sector) señala que este incremento no fue uniforme. Se observó un mayor aumento en la oferta de monoambientes, que creció un 331% entre mayo y noviembre. Los departamentos de 2 ambientes aumentaron un 302%, los de 3 ambientes un 228%, y los de 4 y 5 ambientes un 41%.

“El incremento fue más pronunciado en las unidades pequeñas, lo que podría incluir el regreso al alquiler tradicional de unidades que previamente se ofrecían en alquiler temporario, ya que estas suelen ser las más demandadas. En términos de acceso a la vivienda, esto es positivo, ya que las unidades pequeñas son las más económicas y, por ende, las más accesibles”, explicó Fernando Álvarez de Celis, director ejecutivo de Tejido Urbano.

El informe destacó que hasta diciembre, los alquileres estaban regulados por dos leyes nacionales: la 27.551 de 2020 y la 27.737 de 2023 (la reforma de octubre que estuvo en vigencia por menos de tres meses). Básicamente, estas leyes determinaban cómo se debía ajustar el precio del alquiler (Índice de Contratos de Locación, ICL o Casa Propia, ambos muy por debajo de la inflación), con qué frecuencia (anual o semestral) y por cuánto tiempo (3 años). Aunque había otros aspectos, estas eran las principales regulaciones sobre el mercado de alquileres residenciales.

Desde Tejido Urbano sostienen que, para los propietarios, esto ha sido beneficioso, ya que permitió firmar contratos en los que el precio no pierde valor frente a la inflación. También fue favorable para los inquilinos, al permitir que los precios iniciales disminuyeran y, con ello, reducir una de las principales barreras de entrada.

En términos de acceso a la vivienda, es favorable que la oferta de departamentos en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) se haya triplicado. Al analizar por tipo de inmueble, la cantidad de unidades creció más que la superficie, con un aumento notable en los inmuebles pequeños. En los primeros 6 meses tras la implementación del DNU, la cantidad de unidades creció un 260%.

Los precios han registrado una caída significativa, en línea con el aumento de la oferta. Es crucial considerar el costo total del contrato, no solo el precio inicial. Los valores promedio de los departamentos de 1, 2 y 3 ambientes disminuyeron un 39% en términos reales, especialmente entre diciembre y febrero.

Entre enero y abril, los alquileres iniciales apenas subieron, mientras que los salarios aumentaron más que los alquileres pero menos que la inflación. En abril, el alquiler promedio representó poco más del 50% de un salario promedio. Aunque sigue siendo alto en comparación con el promedio del 40% entre 2011 y 2021, se espera que los salarios continúen ganando terreno respecto a los alquileres.

De acuerdo con el Centro de Estudios Económicos y Sociales Scalabrini Ortiz (CESO), en junio, los valores promedio de los departamentos fueron los siguientes:

  • Departamentos de 1 ambiente: $330.000. Variación mensual: 3,1%. Variación interanual: 200%
  • Departamentos de 2 ambientes: $400.000. Variación mensual: 5,3%. Variación interanual: 207,7%
  • Departamentos de 3 ambientes: $550.000. Variación mensual: 0,0%. Variación interanual: 205,6%

Álvarez de Celis comentó: “El mercado de alquiler enfrenta un problema inicial: la rentabilidad en dólares es baja y el costo para los inquilinos es alto. El equilibrio será siempre inestable y las regulaciones ineficaces. Sin embargo, el aumento en la oferta y la reducción de precios en términos reales son buenas noticias”.


Seguir Leyendo

Argentina

En medio de un conflicto con Jorge Macri, el Sindicato de Camioneros ordenó hacer montañas de basura en varios puntos de la Capital

Publicado

en

La familia Moyano paralizó la recolección de residuos por el polémico contrato para el acarreo en la ciudad, que finalmente anulado. Iniciado con Horacio Rodríguez Larreta, estaban en juego unos 360 millones de dólares.

Los vecinos de la Ciudad de Buenos Aires están sufriendo las consecuencias de un conflicto que no tiene relación directa con la recolección de basura. El trabajo a reglamento del Sindicato de Camioneros refleja el descontento de los Moyano por la anulación de la preadjudicación del sistema de acarreo en CABA, decisión tomada recientemente por el gobierno de Jorge Macri.

Esta operación, iniciada durante la gestión de Horacio Rodríguez Larreta, estaba bajo sospecha y tenía un valor aproximado de 360 millones de dólares, que se iban a distribuir entre tres empresas para el servicio de grúas en la ciudad durante 10 años.

La cancelación de esta licitación, calificada por el jefe de Gobierno como “carísima” y “escandalosa”, fue el detonante de la protesta de los Moyano. Sin embargo, la situación laboral de los 310 trabajadores de las grúas no está en riesgo: desde septiembre de 2022, pasaron a formar parte de SBASE, una sociedad del Estado porteño, con relación de dependencia y bajo el mismo convenio de Camioneros, tras recibir indemnizaciones de hasta 4 millones de pesos por su previo empleo en las empresas Dakota y BRD.

"Camioneros nos reclama que adjudiquemos porque claramente hay una connivencia entre el gremio y al menos una de las empresas incluidas en la preadjudicación, y por eso han realizado esta protesta para ejercer presión", advirtió una alta fuente del gobierno porteño.

Hasta esta medida de fuerza, el gobierno porteño se jactaba de haber alcanzado un 90% de cumplimiento en el servicio de recolección de residuos, llegando incluso al 95% el viernes pasado. Sin embargo, con el trabajo a reglamento iniciado este domingo, los indicadores cayeron al 35%. Justamente el viernes se realizó la reunión en la que los funcionarios de la Ciudad anunciaron a las tres empresas preadjudicadas para el acarreo y al sindicato que la licitación sería anulada.

Esta mañana, con las calles porteñas llenas de basura debido a la protesta, Jorge Macri declaró a Radio La Red: “No tenemos ningún problema con el gremio de la recolección, así que si se hace mal, culpamos a las empresas. Sí hay un tema con la licitación de grúas de acarreos. Camioneros aprieta donde cree que duele. Les dijimos que garantizábamos el trabajo a los 350 camioneros: entonces no se entiende si defienden a las empresas porque dimos garantía de estabilidad a los trabajadores”.

El dato sugestivo que expone al sindicato es que esos trabajadores ya tenían estabilidad laboral, una condición asegurada en las negociaciones recientes entre el gobierno porteño, las tres empresas beneficiadas en la preadjudicación y los dirigentes de Camioneros.

Esas tratativas, dirigidas por el jefe de Gabinete de la ciudad, Néstor Grindetti, buscaban “encontrar un punto de encuentro para ver si se podía bajar el precio que habían cotizado”, según una fuente oficial de la Ciudad. Sin embargo, ante la negativa de las empresas UTE Ashira-Ecoba, Transporte 9 de Julio y UTE SAEM-Tránsito Rosario, se decidió anular la preadjudicación y mantener las mismas condiciones de trabajo y encuadramiento sindical para los 310 trabajadores del sector de grúas.

Al sindicato le aseguramos que los trabajadores iban a estar mejor todavía de lo que están hoy, pero no entendieron que realmente no íbamos a adjudicar y por eso presionaron el fin de semana con las protestas con la basura porque saben que eso es lo que irrita a la gente”, destacaron en el entorno de Jorge Macri, donde advirtieron: “Si firmábamos (la preadjudicación), íbamos presos”.

El diputado porteño Facundo Del Gaiso elogió la decisión de Jorge Macri y denunció que Camioneros “dice reclamar por los puestos de trabajo, pero lo único que les importa es que no se caiga su negocio con las grúas”. Además, agregó: “Empresas vinculadas al clan Moyano, como Ashira, levantan la basura a reglamento en CABA. Tienen miedo de que se les corte el negocio de las grúas, del que también son parte. Los puestos de trabajo no están en juego, sólo los curros”.

En el Gobierno porteño confirman sus sospechas de vínculos entre Camioneros y dos de las empresas preadjudicadas para el servicio de acarreo: por un lado, UTE Ashira-Ecoba, “especialmente a través de la compañía Martin y Martin”, destacaron, y por otro, Transporte 9 de Julio. En cuanto a la tercera empresa, UTE SAEM-Tránsito Rosario, tendría influencia el empresario Horacio Miró, cercano al peronismo cordobés, quien en la década de los 80 fue interventor de la obra social de la UOM debido a su amistad con el líder sindical Lorenzo Miguel, aunque hace años que está retirado.

Además de esas sospechas, hay otras que involucran a sus antecesores. Aseguran que la polémica preadjudicación fue otorgada el 7 de diciembre pasado, es decir, un día antes de que Jorge Macri asumiera. “Se adjudicó de manera muy extraña en los últimos días de la gestión de Horacio Rodríguez Larreta y se cargó en el sistema un día después de que nosotros asumimos. Igual, la preadjudicación no es vinculante. Tal como estaba, era muy gravosa para la ciudad y ese servicio lo podemos prestar casi por la mitad de precio”.


Seguir Leyendo

Argentina

Kicillof está preocupado: Una nueva encuesta midió la gestión del gobernador kirchnerista y el rechazo supera el 60%

Publicado

en

La consultora Mercados y Estrategia evaluó al gobernador en 14 atributos y reprobó en todos. La imagen personal y la valoración de su gestión, en la mira.

Una reciente encuesta de la agencia consultora Mercados y Estrategia ha arrojado resultados preocupantes para el Gobernador kirchnerista Axel Kicillof y su administración en la Provincia de Buenos Aires. El estudio, realizado en julio, evalúa el Índice de Sustentabilidad General (ISG) del gobernador, y los resultados no son favorables.

El Índice de Sustentabilidad General se mide en una escala del 1 al 5, considerando tres áreas principales: “imagen personal”, “valoración de gestión” y “afinidad ideológica”. Según el informe, el ISG de Kicillof se sitúa en un nivel moderadamente bajo, de 2,68. Este índice refleja una serie de grandes desafíos para su equipo de gobierno.

La evaluación muestra que la imagen personal del gobernador es particularmente débil, con una calificación de 2,60. Este aspecto se ve afectado por críticas en áreas como su formación académica, honestidad, credibilidad y capacidad de liderazgo, donde más del 50% de los bonaerenses expresan un rechazo.

La valoración de su gestión es aún más preocupante, con una puntuación de 2,39. Los encuestados consideran deficiente su desempeño en áreas críticas como seguridad, salud pública, educación y economía, con más del 60% de rechazo en cada una de estas áreas.

En contraste, la afinidad ideológica detrás de las políticas de Kicillof recibe una calificación más alta, de un 3,05. Esto podría representar un desafío para construir una narrativa opositora efectiva, ya que la base ideológica aún tiene un cierto grado de aceptación entre los ciudadanos. Sin embargo, esto no compensa la percepción negativa general sobre su imagen personal y su gestión.

El estudio también revela una notable polarización política en la provincia de Buenos Aires. La diferencia entre los niveles de apoyo (36%) y rechazo (55%) hacia Kicillof indica que los ciudadanos están claramente divididos, con núcleos de apoyo y oposición bien definidos. La baja volatilidad política observada, con solo un 9% de desinterés o indiferencia hacia las figuras y políticas públicas, sugiere que los ciudadanos tienen opiniones firmemente establecidas sobre su actual gobierno.

Un aspecto relevante del informe es el crecimiento en la imagen de Javier Milei en la provincia. Milei, junto con José Luis Espert y Diego Valenzuela, muestra una alta aceptación del 54%, mientras que su rechazo es del 45%. Esto contrasta con las calificaciones negativas que enfrentan otros políticos kirchneristas y peronistas, como el exsecretario de Comercio Guillermo Moreno, el presidente del PJ Bonaerense Máximo Kirchner, y el exministro de Economía Sergio Massa, quienes enfrentan mayor rechazo entre los encuestados.

Los resultados de esta encuesta sugieren que el gobierno de Kicillof está atravesando una etapa crítica. La baja valoración de su gestión y la imagen personal, combinadas con el creciente aumento del apoyo a figuras como el presidente Milei, indican una situación política turbulenta en la provincia.


Seguir Leyendo

Tendencias