Seguinos en redes

Economía

La propuesta de Javier Milei para pagarle al FMI y terminar con la bomba de las Leliq sin seguir ahogando al contribuyente

Publicado

en

Las propuestas se enmarcan dentro del programa de dolarización que propone el economista de cara a las próximas elecciones. La liquidación del BCRA permitiría rescatar los pasivos remunerados, y la dolarización fortalecería la capacidad de pago de Argentina frente al FMI.

El candidato por la Libertad Avanza no dejó ningún tema sin tratar, y se refirió a dos de los temas menos tratados entre las propuestas de cada plataforma política: el pago al Fondo Monetario Internacional y la bomba de pasivos remunerados que acumula el Banco Central.

A pesar de los slogans de campaña, ni el candidato Sergio Massa por el oficialismo ni los candidatos de Juntos por el Cambio se pronunciaron abiertamente a propósito de alguna estrategia concreta para cumplir con los próximos vencimientos del FMI, en su mayoría postergados por la presidencia de Alberto Fernández para el próximo Gobierno.

Milei ofreció una solución, y se referió a la liquidación del Banco Central para producir una suerte de rescate a las Leliq y los Pases. El economista se refirió a los activos del BCRA, entre ellos los considerados en las reservas brutal como por ejemplo los swaps y la posición de oro por un monto cercano a los US$ 10.000 millones.

Por otra parte, Milei resaltó que el Banco Central tiene una posición de títulos públicos a un valor nominal de US$ 90.000 millones, aunque en la práctica su valor podría ser sustancialmente menor y para llevar a cabo la operación con éxito se requiere una arquitectura financiera como la que proponen los economistas Emilio Ocampo y Nicolás Cachanosky en su propuesta de dolarización.

Pero aún asignando una valor de “cero” para estos títulos (como postulan algunos economistas en Juntos por el Cambio), Milei anticipó que se celebrarán acuerdos con prestamistas en el exterior de ser necesario. Con todo esto, promete rescatar las Leliq y la posición neta de Pases (fluctuante entre US$ 25.000 y US$ 30.000 millones), terminando así de manera definitiva con el llamado “déficit cuasi-fiscal”.

Después vos tenés que rescatar las Lelics, que oscilan entre 25.000 y 30.000 millones de dólares, vamos a suponer el peor de los casos, 30.000 millones de dólares. Pero también el Banco Central tiene títulos públicos por el equivalente a 90.000 millones de dólares y vos tendrías que canjearlos por otros títulos. Vos con esos títulos ya podrías rescatar las Lelics”, explicó Milei.

Los pasivos remunerados actualmente superan el 280% de la base monetaria, y el pago de intereses devengados que generan al día de hoy explica el principal componente de expansión de la oferta monetaria. De hecho, Milei estima que el déficit cuasi-fiscal del BCRA ya representa hasta 7 puntos del PBI (incluso mayor al 5% del producto que mantiene el Gobierno nacional).

Por otra parte, el economista y diputado nacional resaltó que el proceso de dolarización permitiría facilitar la posición de Argentina a la hora de afrontar pagos con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Se refirió al “problema de doble transferencia” en el marco de la dolarización. Una vez dolarizada la economía y sin restricciones cambiarias como las que existen hoy, la escasez de divisas que genera el cepo cambiario quedaría completamente obliterada, y los pagos al Fondo Monetario se determinarían por el grado de solvencia fiscal del país.

En este sentido, Milei asegura que su programa promete avanzar hacia el déficit cero (incluyendo el pago de intereses) siguiendo una estrategia de shock. Esto lo diferencia de la propuesta de Juntos por el Cambio, que se limita a afianzar el equilibrio fiscal primario pero no así el pago de servicios por la deuda pública.

Economía

Desesperado por las elecciones, Massa anunció un arsenal de medidas para contener la crisis en autónomos, monotributistas y pymes

Publicado

en

Se trata de un conjunto de medidas con aplicación automática, incluyendo nuevos alivios fiscales y la extensión de los que ya fueron anunciados. También se anunció una simplificación tributaria para pequeñas empresas.

El ministro de Economía y candidato por el oficialismo, Sergio Massa, comunicó oficialmente una serie de alivios fiscales para un umbral aproximado de 701.000 personas. Se trata de un manotazo de ahogado desesperado, en medio de la inminente debacle electoral por la crisis que deja el kirchnerismo en el país.

El paquete de medidas combina nuevas disposiciones y simplificaciones impositivas, pero también extiende todas las que ya fueron anunciadas anteriormente. Nuevamente, esto supondrá una nueva profundización del déficit fiscal y su financiación por vía inflacionaria. Todos los beneficios presentes pasarán factura en el futuro, en forma de un violento aumento de precios.

Los anuncios de Massa

Profesionales inscriptos en el régimen de autónomos

  • Se extiende la prórroga del pago de aportes personales (ingresos para la seguridad social) para septiembre, octubre, noviembre y diciembre
  • Se entiende la prórroga para el pago del IVA como parte de la cuota mensual hasta el mes de diciembre
  • Se actualizan los importes de la escala de retención del impuesto a las ganancias, para evitar recategorizaciones solo por el hecho del aumento nominal de los ingresos
  • Se eleva el monto no sujeto a retención hasta los $160.000 mensuales

Monotributistas

  • Se suspenden las exclusiones por superar el límite de facturación hasta la actualización de la escala el año que próximo
  • Se suspenden las bajas automáticas por falta de pago también hasta el año próximo

Empleados informales

El Gobierno confirmó que se estudia la implementación de un nuevo IFE de suma fija para un cierto umbral de trabajadores en relación de dependencia que no están registrados (que no realizan aportes personales y tampoco reciben aportes patronales).

Sin embargo, el ministro Massa todavía no dio precisiones sobre el alcance, los requisitos y el monto de la suma fija que eventualmente se lanzará en los próximos días. El sector de los informales aún no fue alcanzado por ninguna de las medidas que dispuso el Gobierno, aún siendo un universo de personas mucho más grande en comparación a los autónomos y los monotributistas.

Empresas Pyme

Se anunció un programa de pagos más flexible para regularizar deudas pendientes con el fisco, el cual sigue las siguientes disposiciones:

  • Un total de 120 cuotas mensuales (hasta 10 años de plazo para pagar la deuda)
  • La posibilidad de entrar en el programa vence el 31 de diciembre de 2023
  • Permite incluir Obligaciones vencidas hasta el 31 de agosto de 2023
  • Permite incluir planes caducos
  • Se fija una tasa de interés del 4,14% mensual (equivalente al 70% anual)
  • Se incluye un régimen de simplificación tributaria opcional para profesionales, por medio del cual se realiza una única declaración jurada en enero de cada año

Nuevo régimen simplificado para micro y pequeñas empresas, distinto al monotributo

El sistema operaría para autónomos comerciantes, profesionales prestan servicios, con una lógica muy similar al esquema del monotributo. Quienes perciban una suma de ingresos mensual de hasta 15 salarios mínimos podrán optar por integrarse a este sistema, con las siguientes características:

  • Se establecerá un único pago mensual que incluirá el IVA, el aporte personal a la seguridad social y el impuesto a las Ganancias en caso de corresponder
  • El pago se determinará como un porcentaje de la facturación, a diferencia del monotributo que constituye un impuesto de suma fija

Seguir Leyendo

Economía

El último presidente del Banco Central: Milei anunció que Ocampo dirigirá el proceso de dolarización si gana las elecciones

Publicado

en

El candidato de la Libertad Avanza confirmó que el ideólogo de la dolarización será nominado a ocupar la dirección del Banco Central en caso de llegar a la Casa Rosada. Su tarea será llevar a cabo la dolarización del país, el desarme del déficit cuasi-fiscal y eventualmente poner fin a la institución.

En una entrevista exclusiva con el periodista Esteban Trebucq, el candidato a presidente Javier Milei precisó más detalles sobre algunos de sus colaboradores que lo acompañarán en caso de llegar a la presidencia de la Nación en las elecciones generales.

De esta manera, ratificó de manera oficial que Emilio Ocampo será el Presidente del Banco Central en un eventual gobierno suyo. Pero también confirmó que no solo será el próximo presidente de la entidad monetaria si no que será el último, ya que tendrá a su cargo dirigir el proceso de dolarización y luego cerrarlo.

Si bien el andamiaje técnico para poder llevar a cabo la dolarización está condicionado al punto de partida de la economía el próximo 10 de diciembre (y por lo tanto es imposible conocer con certeza cuál será la estrategia al día de hoy), Ocampo tiene un plan junto con Nicolás Cachanosky que se puede cumplir en un periodo de hasta 2 años.

Entre otras potestades, el economista será el encargado de dar una solución definitiva al problema de los pasivos remunerados en el Banco Central, una condición necesaria e indispensable para poder dolarizar la economía.

Habiéndose consumado ese proceso, Milei confirmó que Ocampo tendrá la tarea de cerrar el Banco Central como lo conocemos hoy. Es posible que la institución sobreviva con otro nombre, con otra estructura y con funciones extremadamente acotadas, como por ejemplo la superintendencia bancaria, pero se anulará la maniobrabilidad para hacer política monetaria discrecional, o sea, emitir dinero.

La meta de Milei es clara y ambiciosa: se apunta a terminar definitivamente con la inflación antes de las elecciones de medio término del 2025, consolidando así el capital político necesario para seguir impulsando el proceso de reformas estructurales que necesita el país. En este sentido, la dolarización podría concretarse en un lapso de 9 a 24 meses a partir del 10 de diciembre.

El candidato liberal aún no dio a conocer cuál será su Ministro de Economía en caso de llegar a la presidencia, pero asegura que este cargo ya está definido y será comunicado oportunamente al país cuando se considere necesario.

Entre los muy probables colaboradores del equipo de Milei, se conoce que la economista del CEMA Diana Mondino ocupará un rol importante a cargo de la Cancillería argentina, el exrepresentante de Argentina ante el BID Guillermo Francos resuena para el Ministerio del Interior, y Sandra Pettovello podría estar al frente del eventual Ministerio de Capital Humano.

Seguir Leyendo

Economía

El kirchnerismo se une a los radicales nuevamente para aprobar un dictamen que terminará de destruir el crédito hipotecario

Publicado

en

El proyecto propone lisa y llanamente acabar con las cláusulas del sistema UVA para reemplazarlas por el coeficiente de actualización de los salarios. Se sientan las bases para la erradicación definitiva del crédito inmobiliario en Argentina.

La bancada kirchnerista en el Senado impulsa un proyecto con el potencial de terminar de destruir el escasísimo crédito hipotecario que aún sobrevivía en el país. El proyecto apunta directamente a modificar (otra vez) los términos y condiciones de los contratos UVA, nuevamente para subsidiar a un pequeño grupo de personas en detrimento del acceso a la vivienda propia para el resto del país.

Se trata de un dictamen que propone modificar el proyecto que originalmente presentó la bancada radical dentro de Juntos por el Cambio a través del diputado Julio Cobos, un proyecto que también amenaza con acabar con el crédito hipotecario y significa una lisa y llana violación de los contratos.

Sin embargo, la versión kirchnerista del proyecto es incluso más extrema y Juntos por el Cambio se muestra dividido, sin ninguna posición oficial al respecto. Queda en evidencia una vez más que el espacio de Patricia Bullrich no tiene los consensos que dice tener, ni siquiera para algo tan básico como la regulación para un mercado en particular.

El proyecto kirchnerista consta de las siguientes disposiciones:

  • Se propone virtualmente eliminar las UVA como mecanismo de actualización, y en su lugar indexar el valor de las cuotas por el índice de variación salarial que publica el INDEC. De esta manera se elimina completamente la única herramienta que permitía que este mercado sobreviviera (a duras penas) de la estampida inflacionaria

  • Se modifican la tasa de interés de los créditos UVA, y se fijan valores arbitrarios que varían del 3,5% al 10% anual

  • Se impone para las cuotas mensuales equivalente al 30% de los ingresos declarados del deudor, pero aún no se determina qué sucede en caso de exceder este tope. Por ejemplo la diferencia podría ser cubierta o bien por el Estado o bien de manera forzosa por los bancos (con los incentivos dañinos que todo esto implica)

El crédito hipotecario en la Argentina se encuentra en mínimos históricos, a punto de desaparecer por completo. A duras penas consiguió representar tan solo el 0,3% del PBI considerando al total de los préstamos al cierre del mes de abril, y considerando los créditos estrictamente orientados para la vivienda familiar estos tan solo llegaron a representar el 0,14% del PBI.

La Argentina llegó a tener un crédito hipotecario superior al 5% del PBI durante el Gobierno de Carlos Menem, pero tras el desastre inflacionario provocado por el kirchnerismo y Juntos por el Cambio, hoy en día es más de 35 veces inferior.

Sin estabilidad y con una permanente violación de los contratos previamente establecidos, la previsión se hace imposible para las entidades financieras y, por lo tanto, el crédito hipotecario no puede desarrollarse como sí lo hace en cualquier país de la región.

Seguir Leyendo

Tendencias