Conecte con nosotros

Economía

Masivo endeudamiento del Banco Central: La deuda en Leliq y Pases ya alcanza los $4,7 billones

Publicado

en

La autoridad monetaria tuvo que emitir una masiva cantidad de pasivos remunerados para absorber al menos una parte de la dramática expansión monetaria. La deuda del BCRA representa el 137% de la base monetaria.

A lo largo del año 2020 y 2021, el Banco Central desarrolló un nivel récord de expansión monetaria con el fin de financiar las necesidades del sector público. Según las estadísticas estandarizadas del propio BCRA, la base monetaria llegó a expandirse un 83% interanual en septiembre de 2020, y el agregado M3 creció hasta un 92% interanual en octubre de ese año.

El sector público demandó grandes cantidades de financiamiento, siendo que la expansión de circulante en poder del público no cayó por debajo del 26% interanual en ningún momento. Para evitar un mayor desastre inflacionario, el BCRA absorbió una cuantiosa parte de la emisión a partir de sus pasivos remunerados, que funcionan como instrumentos para retirar pesos del mercado. Estos instrumentos son las Letras de Liquidez (Leliq) y los Pases (títulos con garantía).

El stock de Leliq y Pases alcanzó los $4,7 billones, equivalente a los US$ 46.000 millones considerando el tipo de cambio oficial. Hacia el mes de octubre de 2021, la abrumadora deuda del Banco Central llegó a representar el 137% de la base monetaria y el 120% de las reservas.

Las cifras descriptas anticipan un delicado escenario monetario y financiero. Por una parte, se concluye que una gran cantidad de dinero se encuentra virtualmente “atrapada” dentro del BCRA, acrecentando un problema que se conoce como sobrante monetario y que implica un latente riesgo de inflación para el futuro. Por otra parte, la escaza posición de reservas internacionales muestra la debilidad de las herramientas por medio de las cuáles opera el BCRA para intervenir en el mercado.

El creciente endeudamiento no solamente impone restricciones por el tamaño de la deuda, sino también por el también creciente pago de intereses. El Banco Central debió afrontar pagos de hasta $138.800 millones solamente en noviembre de 2021. Este mecanismo es sumamente peligroso, pues funciona como una forma de retroalimentación de la emisión monetaria.

Los intereses de deuda por la posición de Leliq y Pases crecen a un ritmo superior al de la propia deuda, lo cuál a su vez demanda mayor necesidad de emisión monetaria que debe ser, nuevamente, absorbida por más deuda en pasivos remunerados. Se entra así en un ciclo peligroso e inestable que, si bien consiguió aminorar el impacto sobre precios por un cierto tiempo, no promete lograrlo por siempre.

Pero incluso con todas las medidas y precauciones tomadas por Miguel Pesce en la dirección del BCRA, la inflación superó todas las expectativas del oficialismo. El ministro Martín Guzmán se proponía alcanzar una inflación del 29% interanual para diciembre, pero la realidad fue mucho más áspera de lo que se creía.

La inflación interanual llegó al 51,2% en noviembre de 2021, y se estima que los precios habrían aumentando entre un 3% y un 4,5% en el mes de diciembre. La proyección del kirchnerismo terminó siendo un amplio fracaso y es probable que la inflación anual del 2021 cierre por encima del 50%.

Economía

Nuevo disparo del dólar blue: alcanzó un nuevo récord histórico a $219

Publicado

en

La brecha cambiaria con el dólar oficial se amplia cada vez más.

El dólar blue vuelve a sorprender con un nuevo récord histórico este viernes alcanzando los $214 para la compra y a $219 para la venta.

De todos los aumentos, este ha sido el mayor que la divisa dio en un día desde el 10 de noviembre cuando la cotización aumentó $5,50 en 24 horas.

Durante esta semana la divisa comenzó en $209 y la termina con $10 más, dejando una brecha con el dólar mayorista de 109,90%. Por otro lado, en la mayor parte del país, el blue alcanza hasta los $221.

Dólar blue hoy: a cuánto cotiza este domingo 5 de diciembre

Qué sucederá con el riesgo país

Con esta situación que se vive actualmente con el dólar en el último día hábil de la semana, el riesgo país alcanzó los 1914 puntos y señala un máximo desde la reestructuración de deuda que realizó el Gobierno en 2020.

Por otra parte, antes de las 16 horas, los bonos argentinos en dólares perdían entre 0,3% (AL30D) y 4,6%.

Seguir Leyendo

Economía

El Gobierno endurece el cepo y buscará ampliar la documentación tributaria requerida para operar

Publicado

en

Las entidades financieras y los agentes bursátiles podrán solicitar previamente declaraciones tributarias a aquellos clientes que busquen entrar al mercado de capitales. En la práctica, se teme que los organismos de control terminen imponiendo por la fuerza lo que originalmente constituye un lineamiento optativo.

En medio de la progresiva sangría de reservas y el agotamiento del cepo cambiario, el Gobierno dispuso más medidas para seguir estrangulando a las operaciones sobre el mercado legal.

La Unidad de Información Financiera (UIF), por medio de la Resolución 6/2022, dispuso que las entidades financieras como bancos o aseguradoras, así como los agentes bursátiles, podrán solicitar a sus clientes declaraciones tributarias específicas para poder acceder al mercado cambiario legal.

En concreto, las documentaciones tributarias solicitadas serán sobre Ganancias y Bienes Personales, ambos impuestos que tienen un enorme peso como proporción de los recursos totales que percibe el sector público.  

Aún si, si bien se plantea como un criterio que deberá adaptarse a las preferencias de cada entidad financiera con sus clientes, los mercados especulan con que las medidas terminen por imponerse de forma forzosa en las operaciones diarias. Los organismos de control tendrán un mayor peso para disuadir a las entidades financieras para que soliciten, en la práctica, estas declaraciones tributarias a sus clientes.

Las medidas suponen añadir un control adicional sobre el acceso al dólar MEP (que se obtiene en la bolsa de valores) y el dólar Contado con liquidación. Esto podría desembocar en un nuevo aumento de la brecha cambiaria, que actualmente se acerca al 100%.

La resolución fue impulsada por el ultra-kirchnerista Juan Carlos Otero, en un intento por seguir limitando el acceso a los dólares por parte de los argentinos, y contener la profundización de la pérdida de reservas internacionales.

Otero alegó que las disposiciones buscan fortalecer las herramientas de control sobre el lavado de activos y el financiamiento del terrorismo, pero lo cierto es que estos lineamientos ya estaban abordados en la reglamentación anterior de la UIF sancionada en 2017, y el objetivo real de las medidas es sencillamente imponer una nueva traba para la compra de dólares.

El Gobierno justificó, además, que el marco normativo anterior determinado por el macrismo había desarticulado completamente el control sobre todo tipo de operaciones de origen ilegal, pero nuevamente esta fue una declaración exagerada para justificar el endurecimiento burocrático del cepo.

Seguir Leyendo

Economía

Una familia necesitó $76.146 en diciembre para no ser pobre

Publicado

en

Representa un aumento del 40% en relación al año anterior.

El costo de la canasta básica total, que define el umbral de la pobreza en la Argentina, subió 40,5% a lo largo de 2021, casi diez puntos menos que la inflación general promedio, que fue del 50,9%.

El informe dice que la canasta básica alimentaria (CBA) –que marca el nivel de la indigencia- subió 3,9% en diciembre, respecto de noviembre, y 45,3% a lo largo de todo el 2021. Y la canasta básica total (CBT) escaló 3% en diciembre y 40,5% en un año.

Con las subas, la canasta alimentaria para una familia tipo (un varón de 35 años, una mujer de 31 años, un hijo de 6 años y una hija de 8 años) ascendió a 32.963,69 pesos y la canasta básica total ascendió a 76.146,13 pesos.

La Canasta Básica Alimentaria (CBA) se define como el conjunto de alimentos que satisfacen ciertos requerimientos nutricionales, y cuya estructura refleja el patrón de consumo de alimentos de la población de referencia.

Y la Canasta Básica Total (CBT), se obtiene mediante la ampliación de la CBA considerando los bienes y servicios no alimentarios (vestimenta, transporte, educación, salud, etcétera) consumidos por la población de referencia.

Fuentes oficiales aclararon que la diferencia entre los aumentos que registraron la CBA y la CBT respecto del Índice de Precios al Consumidor (IPC) –que marca la inflación general- responde a que no se computan los mismos productos. “Son canastas distintas”, dijeron.

Para el IPC, por ejemplo, el rubro de Alimentos y bebidas no alcohólicas se incrementó un 50,3% a lo largo de 2021 y el de “vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles” avanzó solo 28,3%.

Seguir Leyendo

Trending