Seguinos en redes

Entretenimiento

Top Gun Maverick rompe la taquilla: La película que rechazó el progresismo le ganó a Marvel y a DC Comics en ventas

Publicado

en

Superó los mil millones de dólares en recaudación, ganándole a Dr. Strange y a The Batman, y se convierte en una de las 50 películas más exitosas de la historia. Ya es la más taquillera de Tom Cruise y la más vista del año.

La secuela largamente esperada comienza más de tres décadas después de la original, con Pete "Maverick" Mitchell, interpretado por Tom Cruise, llamado a entrenar a un escuadrón de pilotos de élite de la Marina de los EE.UU. para bombardear un depósito de uranio de un país cuyo nombre nunca se dice pero recuerda fácilmente a Irán.

La película es un ejemplo a seguir de cómo relanzar una franquicia. A diferencia de películas como Star Wars VIII: The Last Jedi o series como Star Trek: Picard, en ningún momento Top Gun Maverick trata de "deconstruir" al mítico personaje que interpreta Tom Cruise.

De hecho, 30 años después de dejarlo arriba del portaaviones abrazado con Iceman (personaje interpretado por Val Kilmer), lo vemos todavía manteniendo el espíritu rebelde pero patriótico que demostró en la primera entrega.

En ningún momento se lo muestra como fracasado, deprimido o con vergüenza por ser un hombre blanco con privilegios. En ningún momento duda de su rol en la Marina o de la importancia de su trabajo, como sí se hizo con Luke Skywalker en la lamentable octava entrega que dirigió Rian Johnson.

Tampoco la película pierde tiempo en cuestiones raciales o de género. Directamente presentan a una mujer y a un afroamericano como parte del grupo de aviadores de élite de Top Gun, pero en ningún momento se hace un planteo de que fueron discriminados o que el Estado los ayudó para llegar donde están, como suele hacerse en todas las franquicias que ahora tratan de introducir personajes "de minorías oprimidas".

Ni siquiera plantea preguntas sobre por qué Estados Unidos está bombardeando a este otro país, que inteligentemente la película nunca lo nombra, pero es obvio que se trata de Irán. Los aviadores cumplen su misión, poniendo su vida de por medio de ser necesario.

Y ahí es donde la película más brilla. Los aviadores están dispuestos a dar su vida por su Patria, pero Tom Cruise se pone al hombre el desafío de no solamente cumplir la misión, si no que también todos vuelvan a casa.

Los nuevos aviadores de Top Gun nunca hacen un planteo racial o feminista.

El clímax de la película ve a Cruise sacrificarse para salvarle la vida al hijo de su mejor amigo (que falleció en la película de 1986) y luego éste pone su vida en peligro para salvarlo a él, logrando saldar cuentas con su conflictivo pasado.

Una de las últimas escenas los muestran despegando junto a Rooster desde una base iraní con el emblemático F-14 de la película original, y logrando derribar los aviones de última generación que manejan los enemigos.

Es un excelente conclusión para la principal temática de la película: lo viejo todavía vale. Durante toda la película, Maverick trata de demostrar que lo nuevo no es intrínsicamente mejor solo por ser nuevo, y desafía a la Marina que quiere retirar a los pilotos para llenar la flota de drones, desafía a los nuevos pilotos de Top Gun demostrando que, aunque ya esté cerca de su retiro, la vieja escuela todavía no ha sido superada, y al final, desafía a los nuevos aviones de última tecnología con un caza de la década del ’80 que apenas vuela.

En muchos aspectos, Top Gun: Maverick se siente como un producto de los años 80, que se logró colar en la nueva era del cine para recordarle a la audiencia que a pesar de los efectos especiales, los nuevos valores progresistas de Hollywood y la modernidad, todavía nadie ha podido superar la era dorada del cine.

Y bien que lo logró, la película rompió la taquilla, con una masiva recaudación de US$ 160 millones en el primer fin de semana de su estreno en los cines de Estados Unidos, durante el feriado del Memorial Day.

Pero no se quedó ahí. La película que ya lleva un mes en el cine y sigue liderando la taquilla, hizo más de mil millones de dólares en todo el mundo, habiendo recaudado hasta la fecha de publicación de esta nota unos US$ 1.016 millones, siendo la película 46° película más taquillera de la historia, superando grandes entregas como The Dark Knight, la primera de Harry Potter o Spider-Man 2.

A su vez, Top Gun: Maverick le ganó a sus principales competidores del año y es por ahora la película que más entradas vendió en lo que va del 2022. Para sorpresa de todos, hizo más plata que las dos grandes apuestas de Marvel y DC para el año: Dr Strange 2 y The Batman.

Doctor Strange in the Multiverse of Madness tuvo un presupuesto masivo pero no logró romper la barrera de los mil millón de dólares, quedándose corta con tan solo US$ 950 millones. Por su parte, la gran esperada The Batman, con Robert Pattinson, Zoe Kravitz, Paul Dano, Colin Farrell y Jeffrey Wright tampoco superó el llamado box office billion, y se quedó en US$ 770 millones.

Además, Top Gun todavía está en los cines mientras que tanto Dr. Strange 2 como The Batman ya pasaron a servicios de streaming, y a diferencia de ellas, se espera que Top Gun salga en versión Blu-Ray, donde podrá seguir engrosando sus ventas totales, convirtiéndose fácilmente en una de las películas más exitosas de la pos-pandemia, junto a Spider-Man: No Way Home, otra película que deja de lado el progresismo para contar una historia clásica y tradicional.

Entretenimiento

Marvel perdió 2.500 millones de dólares con sus últimas películas y series feministas que no vio nadie

Publicado

en

Desde 2021 a la fecha, Disney Marvel ha perdido más de 2,5 mil millones de dólares entre sus películas que estrenó en los cines ante salas vacías, y que lanzó en Disney+ ante el desinterés del público.

Después de haber llegado a lo más alto que el cine de superhéroes puede ofrecer en 2019, con la épica Avengers: Endgame, que no solo cerró satisfactoriamente 10 años de películas y encantó al público, sino que se convirtió en la película más taquillera de todos los tiempos, el Universo Cinemático de Marvel no para de perder plata.

Desde entonces, la única película realmente exitosa que tuvo Disney Marvel fue Spider-Man 3: No Way Home, una colaboración con Sony, estudio que se llevó el 75% de las ganancias. La Fase 4 apenas si tuvo ganancias y la Fase 5 ya lleva casi 400 millones de dólares en negativo.

Esto coincide con el nuevo giro hacia el feminismo que se le dio a las películas de Marvel a partir de la Fase 4, donde el CEO Kevin Feige prometió darle un rol más importante a los personajes femeninos, incluso prometiendo que tres de cada cuatro nuevos personajes introducidos serían mujeres.

Elaboración propia en base a Box Office Mojo. **Spider-Man 3 fue una producción compartida con Sony.

A este rojo se le suman las 12 series que produjeron para Disney+ desde 2021 hasta la fecha. En total, las series de la Fase 4 costaron 1.550 millones de dólares y las de la Fase 5 (hasta ahora) costaron 650 millones de dólares, incluyendo costos de producción y marketing.

Estos más de 2.000 millones de dólares de costo hundido no han tenido ningún tipo de retribución, dado que Disney+ nunca ha estado en verde desde su lanzamiento en 2020, y el año pasado perdió más de 4 millones de suscriptores.

Esto quiere decir que, desde 2020, entre la Fase 4 y lo que va de la Fase 5, Disney ha perdido un total neto de 2.500 millones de dólares con el contenido relacionado a películas y series de Marvel. Esto es en contraste directo con las fases anteriores, que le dejaron a Disney ganancias multimillonarias.

Elaboración propia en base a Box Office Mojo.

Yendo a los datos históricos, la Fase 1 le dio a Disney unos 558 millones de dólares en ganancias netas, la Fase 2 le dio 920 millones de dólares, y la Fase 3 unos 3.000 millones de dólares. La Fase 4 tuvo 70 millones de ganancias en las películas, pero se le sumó el costo hundido de 1,5 mil millones por las series, y la Fase 5 no tuvo ganancias ni en las películas ni en las series.

De esta manera, si se tiene en cuenta solamente el periodo 2021-actualidad, que comprende las Fases 4 y lo que va de la 5, Disney Marvel ha perdido exactamente 2.513 millones de dólares en 4 años, un rendimiento que hubiera condenado a la quiebra a cualquier otro estudio.

Sin embargo, la compañía ha logrado tapar el agujero con ventas de juguetes, videojuegos, comics y licencias, pero en su carta de presentación, que son las películas y las series de streaming, Marvel se ha convertido en una máquina de quemar dinero.

Elaboración propia en base a Box Office Mojo.

El último gran traspié estuvo en The Marvels, una película que decidió ir a fondo con el mensaje feminista y se convirtió en la mayor representación de todo lo que está mal con el "nuevo Marvel".

La película costó 275 millones de dólares en producirse, a lo que se le suman unos 135 millones de dólares en costos de marketing y distribución. Pero a pesar de tener a pesos pesados de Hollywood como Brie Larson y Samuel L. Jackson, y el estudio más grande del mundo de fondo, la película fue el mayor fracaso de la compañía hasta ahora.

Hizo solamente 85 millones de dólares en ganancias por ventas de entradas en Estados Unidos, y un paupérrimo 122 millones a nivel mundial. Si se toma como referencia la anterior entrega de esa misma saga, Captain Marvel hizo más de 400 millones en Estados Unidos y 700 millones en el resto del mundo.

La caída en la calidad de la película fue notoria, y la audiencia no eligió la nueva entrega del personaje que Disney quiere convertir en su superhéreo de bandera. Kevin Feige decidió triplicar la cantidad de personajes femeninos, darles nulo desarrollo e incluir temáticas relacionadas con la ideología de género.

El fracaso fue tan monumental que inmediatamente se decidió suspender todas las películas para este 2024, excepto Daredevil & Wolverine, la tercera entrega de la serie que en realidad lanzó 21st Century Fox, pero que compró Disney recientemente y que ahora se convirtió en su última esperanza.

Con una apuesta a todo o nada, la sátira encabezada por Ryan Reynolds hará un "gran reseteo" del Universo Cinemático de Marvel, luego de que Feige decidiera que el mundo cinematográfico que ayudó a crear y que lideró hacia el fracaso, es irrecuperable.

Seguir Leyendo

Entretenimiento

El Gigante Amapolas: Vuelve al teatro la obra de Alberdi sobre Rosas y la primera grieta argentina

Publicado

en

El director teatral Yamil Ostrovsky dirige una versión libre del clásico de J.B. Alberdi, “El gigante Amapolas”, un unipersonal interpretado por Esteban Fiocca, cuya temática conserva una sorprendente actualidad.

El pasado 9 de septiembre volvió a los teatros "El Gigante Amapolas", una obra que escribió originalmente el máximo pensador del liberalismo en Argentina y autor de la Constitución de 1853, Juan Bautista Alberdi, sobre Juan Manuel de Rosas.

Esta sátira del siglo XIX trata el histórico enfrentamiento entre unitarios y federales, la primera gran grieta que dividió a los argentinos, pero Alberdi lo hace magistralmente sin tomar una posición a favor de un bando u otro. Por el contrario, los destroza a ambos.

Alberdi habla sobre la naturaleza del poder, la mezquindad y la cobardía de los supuestos opositores a la tiranía. El autor plantea, desde este absurdo, la cuestión de la vileza política y de sus "fantasmas".

La obra escrita a puño y letra por el prócer argentino en 1841, pero no se estrenó por primera vez hasta 1945, cuando el Tinglado Libre Teatro con la actuación de Onofre Lovero. la interpretó en el teatro Apolo.

En esta oportunidad, la versión libre fue adaptada por la influyente autora liberal Karina Mariani, y dirigida por Yamil Ostrovsky, quien cuenta con más de 25 años de experiencia desarrollando obras de teatro.

Tres Generales: el Capitán Mosquito, el Teniente Guitarra y el Mayor Mentirola se sumergen en sus propias internas, incapaces de dar batalla al Gigante Amapolas, temerosos de un personaje al que ellos mismos han agigantado.

Una puesta despojada en la que el intérprete, Esteban Fiocca, con su cuerpo en movimiento, logra una construcción icónica de personajes que dan vida a estas batallas absurdas, potenciando el humor negro y el sarcasmo con el que Alberdi se burlara de Juan Manuel de Rosas, al que trata con el nombre de otra flor.

En efecto, el autor dedicó burlonamente la pieza "a SS.EE. los SS. presidentes y generales Rivera, Bulnes y Ballivián, para que conozcan el escollo y se abstengan de caer en él". Sin dudas, escribe ácidamente sobre la revolución, la guerra, la Patria y sus libertadores.

Alberdi deja muy en claro en la obra original su pensamiento cuando cierra con la frase final: “¡Compañeros! La patria ha sido libertada, sin que hayan intervenido libertadores: ¡saludad las revoluciones anónimas, ellas son los verdaderos triunfos de la libertad!”.

Funciones:

Todos los sábados 21 hs. (hasta el 28/10)

Teatro De La Fábula – Agüero 444 – Entrada general: $3000

Reservas y compra: www.alternativateatral.com y en boletería del teatro Link directo: https://publico.alternativateatral.com/entradas84989-el-gigante- amapolas?o=14

Ficha técnica:

  • Autoría: Juan Bautista Alberdi
  • Versión libre: Karina Mariani
  • Interpretación: Esteban Fiocca
  • Vestuario: Bendita Bolivia
  • Fotografía: Samanta Lescano
  • Prensa: Valeria Franchi
  • Dirección: Yamil Ostrovsky
  • Duración del espectáculo: 50 minutos

Redes sociales del espectáculo: Instagram: @el.gigante.apampolas; Facebook: El gigante Amapolas – monólogo

Seguir Leyendo

Entretenimiento

Otro fracaso en puerta para Disney: La nueva Blancanieves será latina y feminista, y los 7 enanitos no serán enanos

Publicado

en

La actriz de ‘Blancanieves’ Rachel Zegler reveló que la película de acción en vivo que sale en 2024 cambiará el significado de "ser la más bella de todas", y que en su lugar será una activista social.

Todas las sospechas sobre la nueva interpretación de "Snow White" (Blancanieves) que publicará Disney el año que viene se han probado ciertas. La empresa confirmó que las fotos que se filtraron de la grabación, donde se ve que los famosos "7 enanitos" no serán ni enanos, y por el contrario serán "criaturas del bosque" que incluirán mujeres, negros y gays, son ciertas.

En una reciente entrevista en la D23 Expo, la actriz Rachel Zegler, confirmó que interpretará a Blancanieves a pesar de ser de ascendencia latina y no ser blanca, y que representará a una versión de la clásica princesa de Disney como "feminista".

"La realidad es que la caricatura se hizo hace 85 años y, por lo tanto, quedó extremadamente anticuada cuando se trata de las ideas de las mujeres en roles de poder y para qué sirve una mujer en el mundo", sentenció. 

"Por eso, cuando volvimos a imaginar el papel real de Blancanieves, se convirtió en la más justa de toda, y no quién es la más bella físicamente", haciendo referencia a la trama principal de la historia, donde la reina temía que algún día la belleza de Blancanieves superaría a la suya.

"La realidad es que, ya sabes, Blancanieves tiene que aprender muchas lecciones sobre cómo llegar a tener su propio poder antes de tener el poder sobre un reino", agregó.

La actriz famosa por interpretar a la Mujer Maravilla en la pantalla grande, Gal Gadot, quien en esta película interpreta a la Reina Malvada, agregó: "Además, el hecho de que El Príncipe no la salvará y ella es la proactiva y la que establece los términos es lo que lo hace tan relevante para el día de hoy".

De esta forma, mientras la Blancanieves original era la mujer más bella del mundo y enamora al Princípe, quien la salva de la muerte con un beso que quedó inmortalizado al final de la película de 1938, la nueva Blancanieves será una activista feminista que lucha por la justicia social, y se salva a ella misma.

Pero este no será el único cambio en la película. Las fotos del set fueron reportadas originalmente por The Daily Mail la semana pasada y mostraban a los nuevos 7 enanitos, que no se parecen en nada a los enanos de la película animada original.

En esta versión de la película, solo uno de ellos será interpretado por un actor enano, mientras que el resto serán distintas "criaturas del bosque", que serán personas latinas, afroamericanas, e incluso, con diferentes sexualidad.

Blancanieves será el próximo estreno en puerta de Disney, en su afán por rehacer todas sus películas animadas en versiones de carne y hueso; con fecha de estreno para el 22 de marzo del 2024.

Al igual que La Sirenita, Blancanieves le costará a Disney unos US$ 250 millones de dólares en producción y otros US$ 150 millones en marketing y distribución. Por el momento, todo indica que se convertirá en un nuevo fracaso en la taquilla,

La Sirenita, por ejemplo, que costó un total de US$ 400 millones de dólares, y recaudó US$ 550 millones de dólares en ventas de entradas, de los cuales aproximadamente la mitad quedó en manos de los cines, por lo que Disney lleva casi US$ 200 millones de dólares en pérdidas.

En lo que va del año, Disney también perdió millones con Indiana Jones 5, con Elemental, con La Sirenita, con Peter Pan & Wendy, y con Ant-Man: Quantumania. La única película que apenas obtuvo ganancias este año fue Guardians of the Galaxy 3.

Seguir Leyendo

Tendencias