Conecte con nosotros

Economía

Diputados aprobó la ley de Máximo Kirchner para extender los subsidios al gas en “zonas frías” con apoyo de Juntos por el Cambio

Publicado

en

El Gobierno dispuso la extensión y prórroga de la ley de Zonas Frías, suponiendo así un millonario subsidio para las tarifas de gas, entre 30% y 50% del precio al consumidor. La iniciativa recibió apoyo de Juntos por el Cambio.

A partir de un proyecto de ley elaborado por Máximo Kirchner, el Gobierno dispuso la prórroga y la ampliación de subsidios económicos a las tarifas de gas sobre las denominadas “zonas frías” del país. 

Las zonas beneficiadas por las medidas son extensas, incluyendo toda la región patagónica, el departamento Malargüe (Mendoza) y la región de la Puna. También se verán alcanzadas varias localidades de la Provincia de Buenos Aires y algunos departamentos en CórdobaSan LuisMendoza Santa fe que fueron seleccionados a partir de sus condiciones climáticas. 

Las medidas ampliaron la cantidad de personas con un subsidio estatal, que pasarán de 850.000 a 4 millones. El esfuerzo fiscal de las medidas es superlativo, y demandará medidas de acción para poder financiarlas. 

El proyecto recibió media sanción en la Cámara de Diputados, con 190 votos a favor y solamente 19 en contra, registrando un total de 43 abstenciones.

La “oposición” encabezada por Juntos por el Cambio, que cuenta actualmente con 115 diputados, se limitó a desentenderse de la batalla legislativa, y le dio libertad de conciencia a sus diputados para que voten como quieran, lo que llevó a que muchos apoyen esta ley asistencialista.

La mayor parte de los votos afirmativos dentro de Juntos por el Cambio fueron provistos por la Unión Cívica Radical y la Coalición Cívica ARI, dos espacios con cierta afinidad ideológica por las medidas económicas del kirchnerismo. El PRO fue el único partido que tuvo mayoría de votos negativos o abstenciones.

El Gobierno kirchnerista planteó que el impacto fiscal será efectivamente nulo, pues se apelará al Fondo Fiduciario de Consumos Residenciales de Gas para cubrir los gastos. 

Sin embargo, la recaudación de este fondo fiduciario no es suficiente para costear completamente las medidas, por lo que se deberá aplicar un ajuste en el recargo sobre el precio del gas natural. Este recargo pasaría del 4,46% al 5,4% y es incluido en las tarifas de gas en todo el país.

En otras palabras, se subirán las tarifas en todo el país para luego poder subsidiarlas en las denominadas “zonas frías” de la extensión del territorio argentino.

Por otra parte, las medidas tienen un fuerte sesgo en contra de la eficiencia económica porque implican la distorsión de precios relativos y, por lo tanto, la distorsión de las decisiones de los agentes económicos. 

En segundo lugar, y pese a la intención progresista de la ley, las medidas tienen un fuerte sesgo regresivo. Los subsidios económicos serán aplicados en regiones donde se registra una menor incidencia de pobreza estructural. 

Los costos de los subsidios serán financiados a nivel nacional, pero los beneficios solo serán percibidos por regiones con baja incidencia de pobreza estructural en promedio. En particular, el sur del país.

En otras palabras, las regiones más pobres del país subsidiarán al resto, la misma distorsión que estuvo vigente a lo largo de la administración de Cristina Fernández. 

De acuerdo a la distribución de la población en situación de pobreza, registrada y elaborada por la UCACEDLASCIPPEC ODSA, queda en amplia evidencia que las medidas están lejos de buscar los fines que se proponen, y por lo tanto no poseen ningún tipo de sustento técnico, si no que es político.

El mendocino José Luis Ramón, celebró parado arriba de una silla en el recinto de Diputados esta ley, ya que beneficiará a los habitantes de la Provincia de Mendoza a costa de los habitantes del norte del país.

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Economía

Nuevo disparo del dólar blue: alcanzó un nuevo récord histórico a $219

Publicado

en

La brecha cambiaria con el dólar oficial se amplia cada vez más.

El dólar blue vuelve a sorprender con un nuevo récord histórico este viernes alcanzando los $214 para la compra y a $219 para la venta.

De todos los aumentos, este ha sido el mayor que la divisa dio en un día desde el 10 de noviembre cuando la cotización aumentó $5,50 en 24 horas.

Durante esta semana la divisa comenzó en $209 y la termina con $10 más, dejando una brecha con el dólar mayorista de 109,90%. Por otro lado, en la mayor parte del país, el blue alcanza hasta los $221.

Dólar blue hoy: a cuánto cotiza este domingo 5 de diciembre

Qué sucederá con el riesgo país

Con esta situación que se vive actualmente con el dólar en el último día hábil de la semana, el riesgo país alcanzó los 1914 puntos y señala un máximo desde la reestructuración de deuda que realizó el Gobierno en 2020.

Por otra parte, antes de las 16 horas, los bonos argentinos en dólares perdían entre 0,3% (AL30D) y 4,6%.

Seguir Leyendo

Economía

El Gobierno endurece el cepo y buscará ampliar la documentación tributaria requerida para operar

Publicado

en

Las entidades financieras y los agentes bursátiles podrán solicitar previamente declaraciones tributarias a aquellos clientes que busquen entrar al mercado de capitales. En la práctica, se teme que los organismos de control terminen imponiendo por la fuerza lo que originalmente constituye un lineamiento optativo.

En medio de la progresiva sangría de reservas y el agotamiento del cepo cambiario, el Gobierno dispuso más medidas para seguir estrangulando a las operaciones sobre el mercado legal.

La Unidad de Información Financiera (UIF), por medio de la Resolución 6/2022, dispuso que las entidades financieras como bancos o aseguradoras, así como los agentes bursátiles, podrán solicitar a sus clientes declaraciones tributarias específicas para poder acceder al mercado cambiario legal.

En concreto, las documentaciones tributarias solicitadas serán sobre Ganancias y Bienes Personales, ambos impuestos que tienen un enorme peso como proporción de los recursos totales que percibe el sector público.  

Aún si, si bien se plantea como un criterio que deberá adaptarse a las preferencias de cada entidad financiera con sus clientes, los mercados especulan con que las medidas terminen por imponerse de forma forzosa en las operaciones diarias. Los organismos de control tendrán un mayor peso para disuadir a las entidades financieras para que soliciten, en la práctica, estas declaraciones tributarias a sus clientes.

Las medidas suponen añadir un control adicional sobre el acceso al dólar MEP (que se obtiene en la bolsa de valores) y el dólar Contado con liquidación. Esto podría desembocar en un nuevo aumento de la brecha cambiaria, que actualmente se acerca al 100%.

La resolución fue impulsada por el ultra-kirchnerista Juan Carlos Otero, en un intento por seguir limitando el acceso a los dólares por parte de los argentinos, y contener la profundización de la pérdida de reservas internacionales.

Otero alegó que las disposiciones buscan fortalecer las herramientas de control sobre el lavado de activos y el financiamiento del terrorismo, pero lo cierto es que estos lineamientos ya estaban abordados en la reglamentación anterior de la UIF sancionada en 2017, y el objetivo real de las medidas es sencillamente imponer una nueva traba para la compra de dólares.

El Gobierno justificó, además, que el marco normativo anterior determinado por el macrismo había desarticulado completamente el control sobre todo tipo de operaciones de origen ilegal, pero nuevamente esta fue una declaración exagerada para justificar el endurecimiento burocrático del cepo.

Seguir Leyendo

Economía

Una familia necesitó $76.146 en diciembre para no ser pobre

Publicado

en

Representa un aumento del 40% en relación al año anterior.

El costo de la canasta básica total, que define el umbral de la pobreza en la Argentina, subió 40,5% a lo largo de 2021, casi diez puntos menos que la inflación general promedio, que fue del 50,9%.

El informe dice que la canasta básica alimentaria (CBA) –que marca el nivel de la indigencia- subió 3,9% en diciembre, respecto de noviembre, y 45,3% a lo largo de todo el 2021. Y la canasta básica total (CBT) escaló 3% en diciembre y 40,5% en un año.

Con las subas, la canasta alimentaria para una familia tipo (un varón de 35 años, una mujer de 31 años, un hijo de 6 años y una hija de 8 años) ascendió a 32.963,69 pesos y la canasta básica total ascendió a 76.146,13 pesos.

La Canasta Básica Alimentaria (CBA) se define como el conjunto de alimentos que satisfacen ciertos requerimientos nutricionales, y cuya estructura refleja el patrón de consumo de alimentos de la población de referencia.

Y la Canasta Básica Total (CBT), se obtiene mediante la ampliación de la CBA considerando los bienes y servicios no alimentarios (vestimenta, transporte, educación, salud, etcétera) consumidos por la población de referencia.

Fuentes oficiales aclararon que la diferencia entre los aumentos que registraron la CBA y la CBT respecto del Índice de Precios al Consumidor (IPC) –que marca la inflación general- responde a que no se computan los mismos productos. “Son canastas distintas”, dijeron.

Para el IPC, por ejemplo, el rubro de Alimentos y bebidas no alcohólicas se incrementó un 50,3% a lo largo de 2021 y el de “vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles” avanzó solo 28,3%.

Seguir Leyendo

Trending