Seguinos en redes

Israel

Israel asegura que tomará control de Gaza y se hará cargo de garantizar la seguridad en la Franja cuando termine la guerra

Publicado

en

Benjamin Netanyahu, hablando con ABC News, aseguró que Israel tomara la responsabilidad de garantizar seguridad en Gaza tras la guerra, y abrió la puerta a cortas pausas humanitarias.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, aseguró el lunes que su país asumirá la "responsabilidad general" de la seguridad de Gaza por un período de tiempo indefinido, una vez que termine la guerra en la Franja y haya eliminado al grupo terrorista palestino Hamás.

"Israel, por un período indefinido, tendrá la responsabilidad general de la seguridad en Gaza", dijo Netanyahu en una entrevista con ABC News transmitida el lunes. "Cuando no tenemos esa responsabilidad de seguridad, lo que tenemos es el estallido del terror de Hamas a una escala que no podríamos imaginar", agregó.

Un oficial israelí afirmó que, después de que Hamas sea derrocado, "no será suficiente hacer solo una rehabilitación de Gaza", si no que la Franja "debe pasar por un proceso de ‘desnazificación’". En la misma línea, Netanyahu ha dicho que el líder de Hamas en Gaza, Yahya Sinwar, "no se preocupa por su nación y está actuando como un pequeño Hitler en su búnker".

Ante esto, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, telefoneó a Netanyahu para advertirle que Estados Unidos no apoyaría una nueva ocupación de la Franja de Gaza: "Sería un gran error de su parte". Cabe recordar que entre 1967 y 2005, Israel gobernó el territorio donde en aquél momento vivían muchas familias judías.

Sin embargo, el primer ministro Ariel Sharon, en quizás uno de los errores geopolíticos más grandes de la historia, decidió retirar forzosamente a todas las familias judías que vivían en Gaza y le entregó el control de la Franja a las organizaciones terroristas palestinas, en un intento por desescalar el conflicto.

Esto logró el efecto inverso, y la Franja se convirtió en el mayor campo de reclutamiento del terrorismo del mundo, que culminó con el ataque genocida del pasado 7 de octubre, donde casi 1.500 israelíes fueron asesinados brutalmente por los palestinos.

La estrategia de Netanyahu parece ser volver a tomar control de Gaza, e instalar una forma de gobierno similar a la que existe en Judea y Samaria, donde si bien manda la Autoridad Palestina, cuestiones de seguridad y gobernanza recaen en la administración israelí.

El primer objetivo de la invasión es Gaza City, la capital del territorio palestino y el mayor hervidero de terrorismo del mundo. Las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) han separado físicamente el norte de Gaza del resto de la Franja gracias a la operación terrestre, además de que ha continuado lanzando ataques aéreos.

Además, hablando acerca de la frontera norte de Israel con el Líbano, aseguraron que "las FDI se desplegarán en la zona"; y agregó que Hezbolá "no puede romper la frontera debido a nuestro despliegue y la preparación de nuestras fuerzas. El tema de ‘capturar el norte’ ya no es relevante".

Movilización de las Fuerzas de Defensa de Israel en la frontera con El Líbano

Las FDI han atacado la Franja de Gaza por aire, tierra y mar de manera continua desde el 7 de octubre, cuando militantes de Hamas lanzaron un ataque terrorista que dejó 1.400 muertos en Israel, la mayoría de ellos civiles, y más de 240 personas tomadas como rehenes.

El número de muertos en Gaza ha superado las 10.000 personas, confirmó el lunes el Ministerio de Salud de la Franja, pero en su mayoría se trata de combatientes de Hamás y la Yihad Palestina. De todos modos, debido al control de Hamás sobre el Ministerio, el total real de víctimas es una incógnita.

En ese sentido, en la entrevista del lunes con ABC News, Netanyahu cuestionó las cifras del Ministerio de Salud de Gaza, las cuales, según él, incluyen a "varios miles" de combatientes palestinos pertenecientes a distintos grupos terroristas que están presentes en la Franja.

Operación terrestre de Israel en la Franja de Gaza

A pesar de los llamados a un alto el fuego por parte del secretario general de la ONU, Antonio Guterres, y de varios líderes mundiales, Netanyahu dijo que no apoyaba la moción y que pedir un alto al fuego mientras todavía hay israelíes secuestrados es un insulto a la Nación Judía. "No habrá alto el fuego -alto el fuego general- en Gaza sin la liberación de nuestros rehenes", sentenció el líder Israelí.

Sin embargo, el primer ministro sí afirmó que, "en cuanto a las pequeñas pausas tácticas -una hora aquí, una hora allá para que puedan salir los civiles- las hacemos y las hemos hecho antes".

Y sentenció: "Comprobaremos las circunstancias para permitir que entren bienes, bienes humanitarios, o que nuestros rehenes, rehenes individuales, salgan".

Finalmente, cuando se le preguntó si debería asumir alguna responsabilidad por el ataque del 7 de octubre, Netanyahu: "¡Por supuesto!".

"Es una cuestión que tiene que resolverse después de la guerra", dijo, y agregó sin tapujos que su gobierno "claramente" no había cumplido con su obligación de proteger a su pueblo, y que sería una cuestión para resolver ante la población israelí después de que terminara el conflicto.

En cuanto a la posición de Estados Unidos, el país americano ha aumentado su presencia militar en la zona mediante el envío de dos grupos de ataque de portaaviones.

Asimismo, el lunes temprano, el Pentágono anunció que un submarino estadounidense de propulsión nuclear de la clase Ohio había sido desplegado en Medio Oriente, con el objetivo de evitar la escalada de las hostilidades y nuevos conflictos.

Los israelíes se reunieron en el Muro de los Lamentos para conmemorar un mes del ataque de Hamas, el cual estalló el pasado 7 de octubre con la Operación “Inundación de Al-Aqsa”. El Muro de los Lamentos, lugar sagrado del judaísmo es lo único que queda del antiguo Templo de Jerusalén. Entre los reunidos se encontraban varios familiares de víctimas y cautivos israelíes.

Israel

Israel continúa su guerra contra el terrorismo islámico: Las FDI abatieron a un cabecilla de Hezbollah

Publicado

en

Las Fuerzas de Defensa Israelíes empiezan a enfocarse en el frente de batalla al norte de Israel con masivos bombardeos selectivos con el objetivo de eliminar importantes líderes de Hezbollah.

A medida que Israel completa su operación militar para liberar la Franja de Gaza, un nuevo frente se abre en su guerra contra el terrorismo islámico en la región: la frontera norte con el Líbano se encuentra completamente militarizada por el grupo guerrillero Hezbollah, que está realizando ataques relámpago contra las fuerzas israelíes.

En este contexto, este sábado el Ejército israelí informó que atacó un puesto de observación en el que operaba una célula terrorista del grupo extremista libanés, y que en el ataque abatieron a una cabecilla de las milicias chiítas.

“A primera hora de hoy (sábado), las FDI han identificado a un terrorista en un puesto de observación perteneciente a la organización terrorista Hezbollah en la zona de Ayta ash Shab. Poco después de la identificación, se llevó a cabo un ataque de precisión contra el puesto en el que operaba el terrorista”, señaló el Ejército en un comunicado.

“En la zona de Yaroun, en el sur del Líbano, las FDI identificaron a un terrorista que entraba en una estructura militar de Hezbollah. Un caza de la Fuerza Aérea atacó rápidamente la estructura en la que operaba el terrorista”, agrega el texto.

Por su parte, el Ejército informó que aviones de combate israelíes también atacaron estructura terrorista de Hezbollah en la zona de Ramyeh, en el sur del Líbano. “A lo largo del día, las tropas de las FDI dispararon para eliminar amenazas en las zonas de Ayta ash Shab, Jibbain y Tallouseh”, concluye el comunicado.

Horas antes de este ataque, el Ejército había informado sobre el abatimiento de Ayman Ratma, miembro de Hamas pero también cabecilla del grupo terrorista libanés Jamaa al Islamiya, vinculado a Hezbollah, en un ataque aéreo selectivo contra su vehículo cerca de la ciudad de Khiara, a 40 kilómetros de la frontera con el Líbano.

“Un avión (no tripulado) de las fuerzas aéreas llevó a cabo un ataque preciso en el área (occidental) de Beqaa en el Líbano para eliminar al terrorista Ayman Ratma, un miembro clave responsable del suministro de armas para las organizaciones terroristas Hamás y Jamaa al Islamiya en el Líbano”, según un comunicado castrense.

Israel asegura que Ratma se disponía a atacar en Israel de forma “inmediata” y que ya había participado en otros ataques anteriores. Por el momento, Hamas no se ha manifestado al respecto ni reivindicado a Ratma como uno de sus afiliados.

El pasado día 20, en otro ataque selectivo contra un vehículo, Israel mató a un alto miembro de Hezbollah que circulaba en el sur del Líbano, en lo que ya se ha convertido en una práctica habitual de la fuerzas aéreas israelíes en medio de las crecientes tensiones en la frontera norte.

Seguir Leyendo

Israel

Las Fuerzas Especiales de Israel rescataron 4 rehenes de Gaza, que llevaban 6 meses secuestrados y torturados por los palestinos

Publicado

en

La operación se llevó a cabo entre tropas del Ejército, agentes del Shin Bet y la fuerza de élite Yamam, que asaltaron sorpresivamente dos centros de tortura de Hamás.

El Ejército de Israel informó este sábado que sus tropas rescataron con vida a cuatro rehenes israelíes de la Franja de Gaza tras una compleja operación de las Fuerzas Especiales, en la que recuperaron a Noa Argamani (25 años), Almog Meir Jan (21), Andrey Kozlov (27) y Shlomi Ziv (40).

Los cuatro israelíes fueron secuestrados por los terroristas de Hamás en el festival de música Nova durante el ataque del pasado 7 de octubre, cuando miles de soldados palestinos ingresaron al territorio israelí a cometer el peor genocidio de judíos desde el Holocausto.

Las fuerzas especiales asaltaron simultáneamente dos emplazamientos de Hamás en el enclave de Nuseirat, en el centro de Gaza. En uno de los lugares fue rescatado Argamani, mientras que Meir Jan, Kozlov y Ziv se encontraban en el segundo.

La operación especial

De acuerdo a lo informado por las autoridades, el nombre de la operación conjunta de las FDI, el Shin Bet y la policía para rescatar a los cuatro rehenes se llamó “Semillas de verano” y fue llevada a cabo por agentes del grupo de élite Yamam.

A las 11:00 de la mañana, hora local, los soldados recibieron la orden de asaltar dos edificios de varias plantas en el centro de Gaza, en Nuseirat, donde tenían indicios de que Hamás estaba reteniendo a los rehenes, en lo que se considera como un centro de tortura.

Los edificios estaban a unos 200 metros de distancia. Las fuerzas de seguridad decidieron realizaron la misión en ambos puntos de forma simultánea -y no por separado- ante la posibilidad de que los terroristas de Hamas asesinaran a los rehenes tras identificar la operación de rescate.

Si bien la operación fue exitosa, no faltaron los contrapuntos. En el centro donde estaban retenidos Meir Jan, Kozlov y Ziv se produjo un intenso tiroteo, durante el cual el inspector jefe Arnon Zamora, oficial de Yamam y comandante del equipo de rescate en el segundo edificio, resultó gravemente herido por disparos de Hamas.

Cuando los tres rehenes y Zamora eran rescatados, el vehículo en el que viajaban fue atacado por Hamas y quedó atrapado. Inmediatamente otras tropas israelíes llegaron al lugar para rescatarlos y los llevaron a un helipuerto improvisado en Gaza.

“Las fuerzas israelíes se han estado preparando para esta misión de rescate durante semanas. Se han sometido a un entrenamiento intensivo; arriesgaron sus vidas para salvar las vidas de nuestros rehenes. Esto es lo que hacemos en Israel: arriesgamos nuestras vidas para salvar las vidas de nuestros rehenes”, aseguró el contralmirante Daniel Hagari, portavoz de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI).

Y concluyó: “Cuando decimos que haremos todo lo posible para que nuestros rehenes vuelvan a casa, lo decimos en serio. No dejaremos de luchar por su libertad. Cualquier otro país decente del mundo haría lo mismo”.

Seguir Leyendo

Argentina

Un joven argentino murió peleando contra terroristas en la Franja de Gaza: tenía 20 años y se había enlistado en las Fuerzas de Israel

Publicado

en

La AMIA confirmó la noticia. Se llamaba Ilán Cohen, pertenecía al batallón 202 y falleció durante un enfrentamiento bélico al norte de la Franja de Gaza contra terroristas de Hamás.

El gran rabino de la AMIA, Eliahu Hamra, emitió un comunicado a través de Twitter, donde reveló la triste noticia de la muerte de Ilán Cohen, un joven argentino de 20 años que se había enlistado en las Fuerzas de Defensa de Israel y combatía al norte de la Franja de Gaza.

Cohen, nacido en Argentina, había prestado su servicio como paracaidista en el Batallón 202, y falleció el miércoles por la mañana en un combate contra guerrilleros de Hamás. La familia viajará de urgencia para estar presente en el último adiós.

“Recibimos la estremecedora noticia de la muerte de Ilán Cohen, un joven argentino que formaba parte de las Fuerzas de Defensa de Israel falleció combatiendo en Gaza. Abrazamos a su familia y seres queridos en este momento de tanto dolor, y rezamos por la elevación de su alma”, expresó el rabino a través de un tuit, junto a una imagen del soldado, donde se lo puede ver con el uniforme militar.

Ilán es hijo de David Oscar y Adriana Edith Zac, solía asistir a la comunidad judía del Templo Ajdut Israel, en el barrio porteño de Belgrano, donde celebró su bar mitzvá en 2017, según indicó Eliahu Hamra.

La AMIA confirmó que el padre de Ilán, y uno de sus hermanos, abordarán un vuelo de urgencia desde Ezeiza en las próximas horas. “Les informó la desgarradora noticia del cónsul israelí, y mañana viajará también su madre”, comentó, mientras les brindan contención en este desolador momento.

El grupo terrorista Hamás secuestró a 21 argentinos en su ataque al sur de Israel el pasado 7 de octubre, donde asesinaron a más de 1.500 judíos en cuestión de horas, en la peor masacre en contra de la comunidad desde el Holocausto.

Ilán, como tantos judíos a lo largo del mundo, se postularon para ser parte de las Fuerzas de Defensa del Estado de Israel, y poder pelear en contra de los guerrilleros palestinos.

Su muerte se da en la recta final del combate en la Franja, donde Hamás ya ha entrado a la ciudad de Rafah, el último bastión del terrorismo islámico en el territorio palestino. El ejército de Israel dijo que las tropas habían matado a "un gran número de terroristas" en su último combate en Jabalia.

La ONU dice que casi 600.000 personas que se refugiaron han sido desplazadas desde el inicio de una operación terrestre israelí en las afueras del este de la ciudad hace nueve días, incluidas 150.000 personas en las últimas 48 horas.

Seguir Leyendo

Tendencias