Seguinos en redes

Siria

Biden revive la guerra en Siria: Estados Unidos incursiona por primera vez en el área controlada por Asad

Publicado

en

Distintos medios estatales sirios afirman que Estados Unidos llevó a cabo un ataque luego de que helicópteros norteamericanos descendieran a la aldea de Muluk Saray en la provincia de Hasaka, controlada por el gobierno de Bashar al-Asad.

La televisión estatal siria informó este jueves que fuerzas especiales de Estados Unidos habían llevado a cabo una “extraña” operación militar en el noreste del país, en la aldea de Muluk Saray en la provincia de Hasaka, controlada por el gobierno de Bashar al-Asad, matando a una persona y capturando a otras.

La provincia de Hasaka está en manos de las fuerzas gubernamentales, aunque hay una parte que permanece controlada por combatientes kurdos respaldados por Estados Unidos, cuyo brazo militar más importante son las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS).

Las fuerzas de ocupación estadounidenses llevaron a cabo una operación de aterrizaje utilizando varios helicópteros en la aldea de Muluk Saray, en el campo sureño de Qamishli, y mataron a una persona“, dijo la emisora estatal siria, sin dar más detalles.

Es la primera vez en más de 5 años que las fuerzas norteamericanas llevan a cabo una operación militar en la zona. Estados Unidos intervino en la Guerra Civil siria en 2014, durante el gobierno de Barack Obama, para eliminar a ISIS, que había surgido de las fuerzas rebeldes que él mismo había financiado en los inicios del conflicto. En 2017, ya bajo la administración de Trump, Estados Unidos logró eliminar a ISIS de Siria, y le devolvió el control del país a Bashar al-Asad, retirando miles de tropas del país.

La información fue brindada por dos fuentes de seguridad en el terreno sirio. “La operación aerotransportada tuvo como objetivo a un líder clave de ISIS presente en las áreas controladas por el gobierno sirio. Fue un éxito”, dijo una de las fuentes de seguridad; y agregó que el hombre que fue asesinado era responsable de coordinar las células durmientes del Estado Islámico en el área.

“Esta operación tiene como objetivo ampliar el alcance de los miembros de esta organización en diferentes partes de Siria“, agregó la fuente. La segunda fuente, por su parte, confirmó que el hombre asesinado era un funcionario del Estado Islámico y dijo que las fuerzas estadounidenses se habían llevado su cuerpo con ellos mientras se retiraban.

La aldea atacada por la operación se encuentra a 17 kilómetros al sur de la ciudad de Qamishli y está controlada por las fuerzas del régimen sirio, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos (OSDH), con sede en Gran Bretaña.

El coronel Joseph Buccino, portavoz del Comando Central de Estados Unidos (CENTCOM), confirmó a Reuters que las fuerzas estadounidenses estaban involucradas en una incursión al amanecer que tuvo como objetivo a un operativo del Estado Islámico (ISIS), pero no proporcionó más detalles, ni tampoco indicó si la baja registrada fue el individuo objetivo.

Convoy estadounidense en Siria.

Estados Unidos ha llevado a cabo incursiones anteriores en territorio sirio para atacar a miembros de ISIS, pero la operación del jueves sería la primera incursión conocida en un área controlada por el gobierno.

Según lo negociado por Trump, antes de una operación de este estilo, Estados Unidos debería pedirle permiso al gobierno de Al-Asad, o incluso proporcionarle la información para que ellos ejecuten la eliminación del líder islamista. Siria es hoy un estado soberano, al menos en las partes que están bajo control del gobierno baazista, y no Estados Unidos no tiene jurisdicción para operar allí.

Es la primera vez que las fuerzas estadounidenses llevan a cabo una operación de este tipo en áreas controladas por el régimen“, agregó el OSDH, sin identificar a la víctima. Además, afirmó que varias otras personas fueron capturadas, pero sin proporcionar una cifra exacta.

Un residente de la aldea dijo que tres helicópteros estadounidenses que transportaban tropas aterrizaron en la aldea después de la medianoche y les dijeron a los residentes por altavoz que se quedaran en el interior y mantuvieran sus luces apagadas, protocolo que normalmente es seguido por las tropas estadounidenses en ataques de este tipo. El residente dijo que la operación duró varias horas pero que no hubo intercambio de disparos con las tropas estadounidenses.

Tropas de ISIS en Siria.

En julio, el Pentágono dijo que mató al principal comandante de ISIS en Siria en un ataque con aviones no tripulados en la parte norte del país. En su momento, CENTCOM dijo que había sido “uno de los cinco principales” líderes de ISIS en general.

La redada de julio se produjo cinco meses después de una incursión nocturna de Estados Unidos en la ciudad de Atme, que llevó a la muerte del líder general de ISIS, Abu Ibrahim al-Qurayshi. Ambos ataques ocurrieron en partes del país en las que Al-Asad no tiene control, y son internacionalmente conocidos como territorios rebeldes.

Después de perder su último territorio tras un ataque militar respaldado por la coalición liderada por Estados Unidos en marzo de 2019, los restos de ISIS en Siria se retiraron en su mayoría a escondites en el desierto de Deir ez-Zour. Desde entonces, han utilizado tales escondites para emboscar a las fuerzas lideradas por los kurdos y a las tropas del gobierno sirio, a la vez que continúan montando ataques en Irak, pero de manera marginal.

Más que ISIS, el principal problema que enfrentan las fuerzas estadounidenses en Siria han sido las milicias respaldadas por Irán. Más recientemente, al menos cuatro cohetes fueron lanzados hacia la base militar de Green Village en el noreste de Siria el 19 de septiembre.

Arabia Saudita

Arabia Saudita y Siria acuerdan reabrir sus embajadas tras 11 años: Los saudíes dan un paso más alejándose de EE.UU.

Publicado

en

Arabia Saudita y Siria acordaron reabrir sus embajadas luego de 11 años de la ruptura de relaciones diplomáticas. La reapertura tendría lugar después de Eid al-Fitr, una celebración musulmana que marca el final del mes sagrado de Ramadán.

Siria y Arabia Saudita acordaron reabrir sus embajadas después de cortar las relaciones diplomáticas hace más de una década, un paso que marcaría un salto adelante en el regreso de Damasco a la Liga Árabe y en la normalización de las relaciones de Siria con sus vecinos.

Evidentemente, los contactos entre Riad y Damasco han cobrado impulso tras el acuerdo histórico que impulsó China entre Arabia Saudita e Irán, un aliado clave del presidente sirio, quienes acordaron restablecer sus relaciones diplomáticas y reabrir embajadas y consulados en sus respectivos territorios.

El restablecimiento de los lazos entre Riad y Damasco marcaría el desarrollo más significativo hasta ahora en los movimientos de los estados árabes para normalizar los lazos con Bashar al-Assad, presidente de Siria, quien fue rechazado y criticado severamente por muchos estados occidentales y árabes después de que comenzó la Guerra Civil en Siria, entre finales de 2011 y principios de 2012.

Adicionalmente, Siria fue suspendida de la Liga Árabe en 2011 en respuesta a la brutal represión de al-Assad contra los manifestantes.

Los dos gobiernos se están “preparando para reabrir embajadas después de Eid al-Fitr“, una fiesta musulmana en la segunda quincena de abril que marca el final del mes sagrado de Ramadán. Según fuente citadas por Reuters, la decisión habría sido el resultado de conversaciones en Arabia Saudita con un alto funcionario de inteligencia sirio.

Mohammad bin Salman, Príncipe heredero del Reino de Arabia Saudita

Según fuentes diplomáticas saudíes, el alto funcionario de inteligencia sirio “se quedó durante días” en Riad y llegó a un acuerdo para reabrir las embajadas “muy pronto”. Una de las fuentes regionales identificó al funcionario sirio como Hussam Louqa, quien encabeza el comité de inteligencia de su país, y dijo que las conversaciones incluyeron, además, la seguridad en la frontera de Siria con Jordania y el contrabando de captagon, una anfetamina para la cual hay un próspero mercado en el golfo.

Aunque no se confirmó oficialmente, se ha difundido en medios internacionales que Maher al-Assad, hermano del presidente sirio y jefe de la temida Cuarta División Blindada, visitó Arabia Saudita a principios de la semana pasada y recibió las condiciones del reino para la normalización.

Un funcionario sirio, que habló bajo condición de anonimato, dijo a Middle East Eye que la situación estaba avanzando hacia la normalización. “El acuerdo saudí con Irán es definitivamente otro obstáculo fuera del camino de un mayor compromiso. Arabia Saudita es un estado árabe central“, señaló.

El ministro de Relaciones Exteriores de Arabia Saudita, el príncipe Faisal bin Farhan al-Saud, dijo a principios de este mes que un mayor compromiso con Siria podría allanar el camino para el regreso de Damasco a la Liga Árabe durante la próxima cumbre del bloque, planificada para abril de este año. “Es necesario un compromiso para abordar estas preocupaciones. Y eso bien puede llevar eventualmente a Siria a regresar a la Liga Árabe“, aseguró.

Estados Unidos y varios de sus aliados regionales, incluidos Arabia Saudita y Qatar, habían respaldado a algunos de los rebeldes sirios en su esfuerzo por derrocar a al-Assad. No obstante, el presidente sirio, con la ayuda de Irán y Rusia, ha sido exitosos en derrotar a la insurgencia en la mayor parte de Siria.

Un cartel del presidente sirio Bashar al-Assad, medio cubierto por una bandera nacional

Debido a la fuerte represión y a la brutalidad del gobierno de al-Assad durante el conflicto, que ha sido acusado de utilizar armas químicas contra su propia población, Estados Unidos se opone a los movimientos de los países regionales para normalizar los lazos con el actual presidente sirio.

No obstante ello, en una muestra de autonomía nacional, los países del golfo están iniciando procesos que culminarán en las normalizaciones con al-Assad. En particular, Emiratos Árabes Unidos, socio estratégico de Estados Unidos, es el país que está liderado el camino en de dicho proceso.

La semana pasada, el presidente sirio, acompañado de su esposa, visitó los Emiratos, lo cual supone la segunda visita del al-Assad al Golfo en menos de dos meses, puesto que el mes pasado se dirige a Omán.

Los medios estatales mostraron cómo el presidente de los Emiratos, Mohammed bin Zayed al-Nahyan, recibió al presidente sirio en su llegada a Abu Dhabi, cuyo avión fue, además, recibido por aviones de combate emiratíes.

Mantuvimos conversaciones constructivas destinadas a desarrollar las relaciones entre nuestros dos países“, dijo más tarde el jeque Mohammed en una publicación en su cuenta oficial de Twitter. “Nuestras discusiones también exploraron formas de mejorar la cooperación para acelerar la estabilidad y el progreso en Siria y la región“.

Los Emiratos Árabes Unidos reabrieron su embajada en Damasco en 2018, argumentando que los países árabes necesitan más presencia si verdaderamente quieren resolver el conflicto sirio.

La ayuda humanitaria de Arabia Saudita para las víctimas del terremoto se descarga en el Aeropuerto Internacional de Alepo, en el norte de Siria

A raíz de los dos terremotos masivos en Turquía que mataron a más de 6.000 personas en la vecina Siria el 6 de febrero, un avión saudí que transportaba ayuda aterrizó el mes pasado en el aeropuerto de Alepo con alimentos y equipo médico, el primer vuelo de este tipo en 11 años.

Funcionarios saudíes en el aeropuerto dijeron en ese momento que la operación “se llevó a cabo por orden directa del rey Salman bin Abdulaziz de Arabia Saudita y el príncipe heredero Mohammed bin Salman”.

Seguir Leyendo

Estados Unidos

Estados Unidos responde con ataques aéreos a milicias proiraníes en Siria que acabaron con la vida de un estadounidense

Publicado

en

El ejército de los Estados Unidos llevó a cabo múltiples ataques aéreos en el este de Siria contra milicias respaldadas Irán a quienes culpó por un ataque con vehículos aéreos no tripulados que mató a un estadounidense, hirió gravemente a otro y lastimó a cinco más.

El ejército estadounidense llevó a cabo múltiples ataques aéreos en Siria el jueves por la noche contra milicias alineadas con Irán a los que culpó por un ataque con vehículos aéreos no tripulados que mató a un contratista estadounidense, hirió gravemente a otro y lastimó a cinco soldados estadounidenses, aseguró el Pentágono.

Las incursiones estadounidenses del jueves por la noche fueron en represalia por un asalto con drones contra una base de la coalición liderada por Estados Unidos cerca de Hassakeh, en el noreste de Siria, a las 01:38 pm (10:38 GMT).

El ataque con aviones no tripulados contra personal estadounidense causó heridas que, para tres miembros del servicio y un contratista, requirieron evacuación médica a Irak, donde la coalición liderada por Estados Unidos que lucha contra los restos de ISIS tiene instalaciones médicas. Los otros dos soldados estadounidenses heridos fueron atendidos en la base en el noreste de Siria.

La comunidad de inteligencia de Estados Unidos evaluó que el avión no tripulado de ataque unidireccional era de origen iraní, confirmó el Ejército. Aunque las fuerzas estadounidenses estacionadas en Siria han sido atacadas por aviones no tripulados antes, las muertes son extremadamente raras.

El secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin, dijo que los ataques de represalia se llevaron a cabo bajo la dirección del presidente Joe Biden y se dirigieron a instalaciones utilizadas por grupos afiliados al Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán (CGRI).

Secretario de Defensa de Estados Unidos, Lloyd Austin

Los ataques aéreos se llevaron a cabo en respuesta al ataque de hoy, así como a una serie de ataques recientes contra las fuerzas de la Coalición en Siria por parte de grupos afiliados al CGRI”, dijo Austin en un comunicado.

“Como el presidente Biden ha dejado claro, tomaremos todas las medidas necesarias para defender a nuestro pueblo y siempre responderemos en el momento y lugar que elijamos. Ningún grupo atacará a nuestras tropas con impunidad”, agregó.

“Estos ataques de precisión están destinados a proteger y defender al personal estadounidense. Estados Unidos tomó medidas proporcionadas y deliberadas destinadas a limitar el riesgo de escalada y minimizar las bajas“, confirmó el Departamento de Defensa en un comunicado.

Se trata de uno de los intercambios más sangrientos entre Estados Unidos y milicias pro iraníes. Además de la baja estadounidense, el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos (OSDH) aseguró que la represalia norteamericana habría acabo con la vida de 19 combatientes. Entre ellos, se encontraban tres militares del ejército sirio, 11 combatientes de milicias pro gubernamentales y cinco ciudadanos no sirios alineados con las fuerzas del gobierno.

La televisión estatal iraní Press TV aseguró que ningún iraní había muerto en el ataque, y remarcó que “una fuente militar en Siria dijo a Press TV que los grupos de resistencia se reservan el derecho de responder al ataque estadounidense y tomarán medidas recíprocas”.

El jefe del Estado Mayor Conjunto de Estados Unidos, general del ejército Mark Milley, habla con las fuerzas estadounidenses en Siria durante una visita no anunciada, en una base militar estadounidense en el noreste de Siria

El ataque contra la base estadounidense se produjo pocas semanas después de que el Jefe del Estado Mayor Conjunto estadounidense, Mark Milley, visitara el noreste de Siria para evaluar la misión contra el Estado Islámico y el riesgo para el personal estadounidense.

Cuando los periodistas que viajaban con él le preguntaron si creía que el despliegue de aproximadamente 900 soldados estadounidenses en Siria valía la pena el riesgo, Milley vinculó la misión a la seguridad de Estados Unidos y sus aliados, diciendo: “Si crees que eso es importante, entonces la respuesta es ‘Sí'”.

Las tropas estadounidenses han sido atacadas por milicias respaldadas por Irán unas 78 veces desde principios de 2021, según el general del ejército Erik Kurilla, quien supervisa a las tropas estadounidenses en el Medio Oriente como jefe del Comando Central.

Kurilla advirtió que las fuerzas estadounidenses podrían llevar a cabo ataques adicionales si fuera necesario. “Estamos posicionados para opciones escalables frente a cualquier ataque iraní adicional”, señaló.

Kurilla, que testificó ante el Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes el jueves, advirtió sobre la flota de aviones no tripulados de Irán. “El régimen iraní ahora tiene la fuerza de vehículos aéreos no tripulados más grande y capaz de la región“, resaltó.

En enero, tres drones atacaron una base estadounidense en la región siria de Al-Tanf. El ejército estadounidense dijo que dos de los aviones no tripulados fueron derribados, mientras que el tercero golpeó el complejo, hiriendo a dos miembros de las fuerzas del Ejército Libre Sirio.

Las fuerzas estadounidenses proporcionan entrenamiento militar a las fuerzas kurdas del grupo PKK, en la provincia de Al-Hasakah, Siria

Desde el ataque con aviones no tripulados estadounidenses que mató al general de la Guardia Revolucionaria, Qassem Soleimani, en 2020, Irán ha tratado de “dificultar la vida de las fuerzas estadounidenses estacionadas al este del Éufrates”, dijo Hamidreza Azizi, experto del Instituto Alemán de Asuntos Internacionales y de Seguridad.

Irán aumentó su apoyo a los representantes locales en Deir Az Zor mientras intentaba aliarse con las fuerzas tribales en el área“, escribió Azizi en un análisis reciente. “Debido a la proximidad geográfica, los grupos iraquíes también intensificaron sus actividades en la franja fronteriza con Siria y en la provincia de Deir Az Zor“.

Seguir Leyendo

Siria

Al-Assad continúa buscando normalizar relaciones con sus vecinos, y ahora visita oficialmente Emiratos Árabes Unidos

Publicado

en

En un nuevo intento de lograr la normalización de relaciones de su país con el resto de sus vecinos, el presidente sirio, Bashar al-Assad, visitó al presidente de Emiratos Árabes Unidos, Sheikh Mohammed bin Zayed al-Nahyan, poco tiempo después de visitar Omán.

El presidente sirio, Bashar al Assad, llegó a los Emiratos Árabes Unidos (EAU) el domingo para la primera visita oficial al país del Golfo desde los devastadores terremotos que azotaron Turquía y Siria el mes pasado, acompañado por su esposa Asma al Assad, en un momento en que una mayor cantidad de estados árabes se han mostrado a favor de acabar con el aislamiento de Damasco.

La visita estuvo marcada por más ceremonias que su viaje anterior a los Emiratos Árabes Unidos el año pasado, el primer viaje oficial a un estado árabe desde que comenzó la guerra civil siria entre finales de 2011 y principios de 2012.

Los medios estatales mostraron cómo el presidente sirio fue recibido por el presidente Sheikh Mohammed bin Zayed al-Nahyan a su llegada a Abu Dhabi el domingo y recibió un saludo canónico cuando su convoy entró en el palacio real. Además, el avión de al-Assad fue recibido por aviones de combate emiratíes.

Mantuvimos conversaciones constructivas destinadas a desarrollar las relaciones entre nuestros dos países“, dijo más tarde el jeque Mohammed en una publicación en su cuenta oficial de Twitter. “Nuestras discusiones también exploraron formas de mejorar la cooperación para acelerar la estabilidad y el progreso en Siria y la región“.

La presidencia siria aseguró que Asma al-Assad, en su primera visita oficial al extranjero de la mano de su esposo desde 2011, se reuniría con la jequesa Fatima bint Mubarak, quien es la madre del presidente emiratí y considerada en los Emiratos Árabes Unidos como la “Madre de la Nación“.

El presidente de Siria, Bashar al-Assad, se reúne con el presidente de los Emiratos Árabes Unidos, el jeque Mohamed bin Zayed Al Nahyan, en el aeropuerto presidencial de Abu Dhabi

Emiratos Árabes Unidos, un aliado de Estados Unidos, ha liderado los esfuerzos en Medio Oriente para lograr la reactivación de los lazos con al-Assad, quien sostuvo conversaciones en Omán el mes pasado, su primer viaje al extranjero desde los devastadores terremotos que azotaron Siria y Turquía, y visitó Rusia a principios de este mes.

Abu Dhabi, que normalizó oficialmente las relaciones con el gobierno de al-Assad en 2018, ha contribuido a los esfuerzos de ayuda tras los terremotos del 6 de febrero que sacudió el sureste de Turquía y el norte de Siria, matando a decenas de miles.

La visita marca una continuación en el deshielo en curso de las relaciones entre Siria y otros países árabes, más de una década después de que la Liga Árabe, de 22 miembros, suspendiera la membresía de Damasco por la represión de al-Assad contra los manifestantes y luego contra los civiles durante la guerra. Al parecer, la simpatía internacional tras los terremotos del mes pasado han acelerado el acercamiento regional que se venía gestando ya desde hace años.

El enfoque y los esfuerzos de los Emiratos Árabes Unidos hacia Siria son parte de una visión más profunda y un enfoque más amplio destinado a fortalecer la estabilidad árabe y regional“, escribió en su cuenta de Twitter el asesor presidencial emiratí, Anwar Gargash.

Recibimiento ceremonial para Bashar al-Assad, presidente sirio, acompañado del presidente de los Emiratos Árabes Unidos, en su llegada a Abu Dhabi

La posición de los Emiratos Árabes Unidos es clara con respecto a la necesidad de que Siria regrese” a su lugar en el mundo árabe y recupere la legitimidad en la región, remarcó Gargash. “Esto fue confirmado por Su Alteza el Jeque Mohammed bin Zayed durante su reunión de hoy” con al-Assad, agregó el asesor presidencial.

Los Emiratos Árabes Unidos han prometido más de 100 millones de dólares en asistencia para Siria, siendo, por amplia diferencia, la suma de dinero más grande ofrecida a Sira. También ha enviado un equipo de búsqueda y rescate, ha proporcionado miles de toneladas de artículos de socorro de emergencia y ha proporcionado tratamiento médico a las víctimas del terremoto sirio en hospitales emiratíes.

Además, el ministro de Relaciones Exteriores de los Emiratos Árabes Unidos, el jeque Abdullah bin Zayed Al Nahyan, se convirtió el mes pasado en el primer alto funcionario árabe en visitar Siria desde el terremoto.

El analista emiratí, Abdulkhaleq Abdulla, dijo que Abu Dhabi “está convencido, junto con muchos estados árabes, de que ha llegado el momento de reconciliarse con Assad … y ver a Siria regresar a la Liga Árabe y al redil árabe”. “Emiratos Árabes Unidos está encabezando los esfuerzos para reconciliarse con los enemigos del pasado y transformarlos en los amigos del mañana“, señaló Abdulla a AFP.

Arabia Saudita, Qatar y, en menor medida, los Emiratos Árabes Unidos, supieron respaldar a los rebeldes sirios que buscaban destronar a al-Assad. No obstante, Abu Dhabi ha reconstruido los lazos con Damasco en los últimos años a pesar de las objeciones de Estados Unidos, buscando contrarrestar la influencia de Irán que, junto con Rusia, han ayudado a al-Assad a continuar en el poder.

Bashar al-Assad llega al aeropuerto presidencial de Abu Dhabi

Arabia Saudita, que recientemente llegó a un acuerdo con su rival Irán para restaurar las relaciones bilaterales, ha abierto la puerta a un posible diálogo con Damasco, especialmente sobre cuestiones humanitarias, diciendo que se estaba construyendo un consenso árabe de que aislar a Siria no estaba funcionando.

Qatar, al igual que Washington, ha expresado su oposición a cualquier movimiento hacia la rehabilitación o normalización de los lazos con al-Assad, acusando la brutalidad de su gobierno durante el conflicto y la necesidad de ver avances hacia una solución política.

Seguir Leyendo

Tendencias