Seguinos en redes

Vaticano

El Papa Francisco y su "relación humana" con los genocidas comunistas de la dictadura cubana

Publicado

en

Cerca del fin de su pontificado, Bergoglio ha empezado una serie de declaraciones desafortunadas que confirman lo que sus fieles sospechan hace mucho tiempo: está más interesado en la política que en la Iglesia.

Se dice que el pez por la boca muere y el Papa Francisco parece haber entrado en una espiral de “sincericidio” digno de un loco que ya sabe que nada tiene que perder o simplemente está dando signos de demencia senil. Lo cierto es que en Roma hay mucho enojo, y ya piensan en el protocolo funerario.

En una entrevista concedida a Univisión, cuando le preguntaron al Papa sobre Cuba, el Sumo Pontífice resaltó que quiere "mucho al pueblo cubano". Si se hubiera quedado callado ahí, hubiera estado bien, siempre y cuando se deje pasar por alto su falta de accionar en casi 10 años de pontificado y que no ha hecho nada por defender a los cubanos que incluso a la fecha son perseguidos y arrestados por su ideología y religión, pero no, Francisco continuó.

Yo quiero mucho al pueblo cubano, lo quiero mucho y tuve buenas relaciones humanas con gente cubana, y también lo confieso, con Raúl Castro tengo una relación humana", dijo Francisco, en tal vez la peor declaración de la historia de un Santo Padre.

Quizás el líder de la Iglesia Católica olvidó su rol espiritual e institucional. Quizás también olvidó que todavía no ha pasado ni un año del estallido social cubano por las pésimas condiciones de vida que enfrenta el pueblo caribeño, durante las protestas del #SOSCuba.

Los cubanos tienen hambre, no tienen futuro y no tienen libertad y el culpable es pura y exclusivamente aquél hombre con el que dice poseer una “relación humana”. Pero él sabe que está mal lo que dice y por eso mismo dice “LO CONFIESO”.

Para entender el accionar de Bergoglio es necesario entender que viene de una escuela de pensamiento surgida en la década del 70 llamada La Teología del Pueblo. Esta vertiente de la Teoría de la Liberación pretendía ser social pero no marxista. Pero en realidad lo que hace es tomar al manifiesto comunista y reemplazar la palabra “partido” por “Iglesia” y “proletario” por “pobres”, básicamente. 

Desde la perspectiva de “liberación” es común que piense que el pueblo cubano se “liberó” de un dictador liberal burgués que oprimía a los pobres y que Fidel Castro era una especie de libertador que les devolvió la dignidad a un pueblo que, si bien es pobre, es digno

Estos orígenes explican en gran parte el rol que cumplió durante la dictadura militar, el regreso a la democracia, su reivindicación del peronismo dentro de la Iglesia y su defensa de un Estado benefactor. Él no busca combatir o erradicar la pobreza, él promueve la dignidad de ser pobre y la maldad intrínseca de todo aquél que no lo es.

Bueno, salvo que el “no-pobre” sea un dictador multimillonario como lo es Raúl Castro o lo era el propio Fidel. Con ellos si está todo bien. Lo que pasa es que por sobre la Teoría de la Liberación está el hecho de que Bergoglio todavía es fiel a la doctrina peronista de “a los amigos todo, al enemigo ni justicia”.

Lo vemos cuando se le consulta por la guerra en Ucrania y dice que prefiere hablar de las víctimas antes que de los victimarios, “del país que es agredido” y de las “cosas salvajes que leemos y que ya se sabe quién las hace”. Lo que se dice, todo un hombre de coraje. Además, es la primera vez en la historia reciente que la cabeza del Vaticano no se expresa sobre una guerra en Europa.

Pero esto es lo de menos. Ha abandonado a los cristianos perseguidos y asesinados por su fe en el mundo por facciones musulmanas extremistas. Promueve la inmigración descontrolada en una Europa arrasada por la corrección política y destruida por políticas progresistas, mientras él aprovecha el tiempo que le queda para hacer lo mismo en la Iglesia católica.

¿Puede Fransico mirar a los ojos a un cubano que tiene hambre y que no puede salir a la calle por temor a ser encerrado en la cárcel? ¿Puede Bergoglio mirar a un cubano a los ojos y decirle que en su pobreza y en su hambre es más digno y que irá al cielo mientras él disfruta de “una relación humana” con aquél que lo condena en vida?

Francisco sigue ocupado en la perpetuación de su legado. En Roma se habla de que si no fuera porque quiere asegurar un sucesor, ya hubiera renunciado por cuestiones de salud hace rato.

Aún así, muchos sacerdotes ya se preparan para lo que vendrá después y ya no le brindan especial importancia a sus dichos. Prueba de esto es la Carta Apostólica Desiderio Desideravi que Francisco publicó el 29 de junio y que pasó sin pena ni gloria. 

Si bien es una carta sobre liturgia, la cual parece una broma ya que Bergoglio aborrece la liturgia, no fue recibida con las trompetas triunfales con las que todo su trabajo ha sido recibido con anterioridad. Y este es un cambio notable, su figura se ha deteriorado muchísimo.

También es notable como la entrevista que Bergoglio diera a Télam hace algunas semanas, donde repitió estos dichos y agregó nuevas adulaciones a la cosmovisión socialdemócrata, no fue replicada en todos los medios, quizás sus frases de agenda progre verde ya no son noticiosas. Lo cierto es que su discurso sólo expone a un hombre político que está completamente alejado de su pueblo y de Dios.

Argentina

Milei le explicó a Francisco su plan económico: “El Papa se mostró satisfecho con el programa económico y su contención social”

Publicado

en

Fue un diálogo privado, casi sin testigos, cuyo núcleo giró en torno a la economía y a los planes que tiene el Presidente para el futuro del país.

En diálogo con Infobae tras salir del encuentro con el Papa Francisco, el presidente Javier Milei contó que durante la conversación de más de una hora con el Santo Padre, le explicó con detalles todos los indicadores sociales que recibió del gobierno de Alberto Fernández y le hizo un recorrido por su plan económico.

Se mostró satisfecho por el programa económico y su contención social”, aseguró Milei, quien a su vez dijo que tuvieron más coincidencias de las que pensaba que iban a tener en cuanto a las soluciones que el líder libertario está introduciendo en la Argentina.

El jefe de Estado argentino expuso sobre la herencia que recibió, el plan de contención social que está implementando y las medidas impulsadas para desanudar maniobras enquistadas en la administración pública contra el erario público.

El Pontífice se interesó en la cuestión e interumpiendo solamente para hacer algunas preguntas, mantuvo la atención durante más de una hora en la que no hubo té, agua ni bebidas. Solamente un diálogo franco entre los dos argentinos más importantes del mundo que parecen haber dejado atrás los roces del pasado.

Te quiero pedir disculpas por mis declaraciones”, dijo Milei en un tramo de la charla, según supo este medio. “Son errores de juventud que todo el mundo comete”, contestó Francisco, dando por cerrada la cuestión. En declaraciones públicas previas, el Pontífice ya había dado indicios de que no le daba demasiada entidad a los agravios del pasado al declarar que los dirigentes políticos en sus campañas políticas suelen tener expresiones que no representan su pensamiento real: “Son cosas que se usan para crear un poco de atención, pero después caen solas”.

Durante las cordiales conversaciones en la Secretaría de Estado, se expresó satisfacción por las buenas relaciones entre la Santa Sede y la República Argentina y el deseo de reforzarlas aún más. A continuación, se detuvieron en el programa del nuevo Gobierno para enfrentar la crisis económica y se abordaron varios temas internacionales, en particular los conflictos actuales y el compromiso por la paz entre las naciones”, informó oficialmente el Vaticano luego del encuentro.

Seguir Leyendo

Argentina

El regalo personal de Milei al Papa: Le dio unos libros de economía austríaca del profesor español Jesús Huerta de Soto

Publicado

en

El "gran profesor" de Milei, famoso por decir que "Dios es libertario", le regaló al Papa Francisco algunos de sus libros más importantes.

El Papa Francisco recibió durante más de una hora al presidente Javier Milei en su despacho en la Santa Sede. Fue un diálogo privado, casi sin testigos, pero fuentes del Vaticano aseguraron que tuvo como núcleo la economía y los planes para el futuro del país.

En este sentido, y por fuera de los regalos protocolares que preparó la Cancillería, el mandatario le dio un obsequio muy particular: unos libros de economía austríaca del renombrado profesor de la Universidad Rey Juan Carlos, Jesús Huerta de Soto.

Según fuentes consultadas, estos libros se los obsequió directamente el economista español, y se los hizo llegar a través de Milei, con quien mantiene una estrecha relación, y el Presidente argentino suele apodarlo como su "gran profesor".

Como dice el gran Jesús Huerta de Soto, los planes contra la pobreza generan más pobreza, la única manera de salir de la pobreza es con más libertad”, dijo el jefe de Estado frente al Congreso en su inauguración.

Famoso por sus videos dando clases, que son filmados por sus alumnos y que suelen viralizarse en redes sociales, ha dicho en más de una ocasión que "Dios es libertario", explicando cómo la ideología libertaria es, en realidad, la que mejor se acopla a la doctrina católica. Incluso tiene una ponencia en el año 2017 llamada "Anarquía, Dios y el Papa Francisco", donde congenia todos estos conceptos.

Huerta de Soto es quizás el mayor exponente de las ideas libertarias en el habla hispana. Pertenece al Instituto Ludwig von Mises, ha sido patrono de la Fundación Instituto Madrileño de Estudios Avanzados (IMDEA), y fue vicepresidente de la Sociedad Mont Pelerin (2000-2004), a la que pertenece actualmente.

Igualmente pertenece a los consejos editoriales del Quarterly Journal of Austrian Economicsdel Journal of Markets and Morality y de la revista New Perspectives of Political Economy. También colabora muy cercanamente con el Instituto Juan de Mariana en Madrid desde su fundación en el año 2005.

Aunque receloso de meterse en política, algo que él mismo ha admitido que le aconsejó a Milei que no haga y que "por suerte" no le hizo caso, en octubre del año 2011 anunció su afiliación al Partido Libertario (P-Lib) de España, aunque la agrupación nunca prosperó, especialmente tras la aparición del partido VOX, que engloba a conservadores, nacionalistas y libertarios.

Además de los libros de Huerta de Soto, durante el intercambio oficial de regalos, uno de los momentos más tradicionales de las audiencias con el Papa, Milei le entregó una carpeta con la copia de la carta manuscrita del Canciller José María Gutiérrez a Juan Bautista Alberdi, el prócer liberal argentino, acreditándolo como embajador en Europa en mayo de 1854.

También, le obsequió un cuadro con la postal conmemorativa de Mama Antula que el Correo Argentino distribuyó en ocasión de su beatificación em agosto de 2017, además de una caja de alfajores de dulce de leche de Cachafaz y otra de galletitas de limón de Havanna, los preferidos de Bergoglio.

El Santo Padre, por su lado, le obsequió un medallón de bronce inspirado en el Baldaquino de San Pedro, una serie de volúmenes con documentos papales pertinentes a la Argentina y el Mensaje por la Paz del Vaticano para este año.

Seguir Leyendo

Argentina

Histórico encuentro entre Milei y el Papa Francisco: Estuvieron reunidos más de una hora y desde el Vaticano destacaron su espiritualidad

Publicado

en

El Pontífice dialogó a solas con el Presidente argentino durante 70 minutos , marcando un récord histórico de encuentros papales. Si bien persisten las diferencias ideológicas, pudieron conectar desde lo humano y lo espiritual, aseguran desde el Vaticano.

El presidente Javier Milei concretó finalmente su esperada reunión con el Papa Francisco en el Vaticano, en un encuentro que hizo historia, ya que estuvieron más de 70 minutos a solas en su despacho en el Palacio Apostólico, más que cualquier otro mandatario argentino.

En comparación, Francisco le dedicó a su primer encuentro con Mauricio Macri en 2016 apenas 22 minutos. Con Alberto Fernández, estuvo 44 minutos en 2020. Con Cristina Kirchner estuvo 50 minutos en 2013, cuando la ex Presidente viajó para su asunción.

Según dijeron fuentes del Vaticano luego del encuentro, el Papa "quedó encantado" con el Presidente, y destacó su lado humano y espiritual. Se dice que hablaron de la situación social en el país, donde Milei le explicó con lujo de detalle todos los indicadores sociales que recibió del kirchnerismo.

Tras la conversación en privado, el Pontífice permitió el ingreso a la secretaria general Karina Milei y al resto de los ministros que formaron parte de la comitiva oficial: Guillermo Francos (Interior), Diana Mondino (Relaciones Exteriores), Sandra Pettovello (Capital Humano) y Francisco Sánchez (Culto).

Para el intercambio de regalos, uno de los momentos más tradicionales de las audiencias con el Papa, Milei le entregó una carpeta con la copia de la carta manuscrita del Canciller José María Gutiérrez a Juan Bautista Alberdi, el prócer liberal argentino, acreditándolo como embajador en Europa en mayo de 1854.

También, le obsequió un cuadro con la postal conmemorativa de Mama Antula que el Correo Argentino distribuyó en ocasión de su beatificación em agosto de 2017, además de una caja de alfajores de dulce de leche de Cachafaz y otra de galletitas de limón de Havanna, los preferidos de Bergoglio.

El Santo Padre, por su lado, le obsequió un medallón de bronce inspirado en el Baldaquino de San Pedro, una serie de volúmenes con documentos papales pertinentes a la Argentina y el Mensaje por la Paz del Vaticano para este año.

En las fotos oficiales que difundió el Vaticano luego del encuentro, los dos líderes lucen sonrientes, algo muy distinto a las fotos que trascendieron luego de la audiencia con Mauricio Macri en su primer año como presidente en 2016.

Este domingo ya habían tenido un encuentro muy amigable durante la ceremonia de canonización de Mama Antula, cuando el líder de la Iglesia aceptó un abrazo fuera de protocolo del mandatario argentino en la Basílica de San Pedro.

La reunión había generado mucha expectativa, especialmente luego de los roces que tuvieron en los últimos años. Milei, cuando todavía no se había metido en política ni pensaba hacerlo, había dicho que era el "representante del Maligno en la tierra", por su difusión de las ideas socialistas.

Francisco había replicado en una entrevista para el medio C5N que Milei le daba miedo y que lo hacía acordar a Hitler. "Me parece que tiene el Sindrome 1993. Los alemanes probaron con alguien que nadie lo conoce, no se conocen sus raíces, ni su condición. Todos votaron a Adolfito. Así terminamos. Le tengo miedo a los salvadores sin historia”, dijo en su momento.

Pero todo esto quedó en el pasado. Fuentes acreditadas ante el Vaticano aseguran que, si bien las diferencias ideológicas persisten, el Papa y el Presidente lograron "conectar a nivel espiritual", algo que no se había tocado durante la campaña.

Si bien el Papa parecería tener una cercanía ideológica a figuras como el ex presidente Alberto Fernández, en temas como la relación entre el Estado y la Iglesia, la importancia de la promoción de la religión y el aborto las coincidencias con Milei son plenas.

Seguir Leyendo

Tendencias