Conecte con nosotros

Chile

Sebastián Piñera promete aprobar el matrimonio igualitario antes de dejar el gobierno y anuncia aumentos en los presupuestos de los organismos de izquierda

Publicado

en

En una última estocada a la coalición de derecha, Chile Vamos, Piñera anunció nuevas medidas que ni siquiera se las había anticipado a sus ministros, dejando el gobierno totalmente entregado al próximo gobierno de izquierda.

Como en todos los 1ro de junio, el Presidente de la República dio la Cuenta Pública 2021, un discurso que se realiza todos los años desde 1833 a fin de dar cuenta al país del estado administrativo y político de la nación. 

Este año se esperaba mucho del presidente Sebastián Piñera, especialmente por la baja votación que tuvo el oficialismo, la caótica situación del país y la venidera Constitución comunista.

Sin embargo, en vez de transmitir tranquilidad a sus votantes, traicionó nuevamente a su base electoral, haciendo anuncios inesperados que incluso su comité político no sabía que iba a hacer.

En una de las decisiones políticas más extrañas de la historia del país, Piñera dijo que antes de que finalice su mandato se comprometería a avanzar y promover el proyecto de ley del matrimonio igualitario presentado por el gobierno izquierdista de Michelle Bachelet el periodo pasado. 

Piñera, si bien es un defensor de la ley de unión civil para parejas homosexuales, siempre se había opuesto al matrimonio igualitario.

En una nota publicada por el medio Ex-Ante, solo tres personas conocían su discurso completo, omitiendo mostrar esta propuesta a sus ministros y asesores más cercanos que se sorprendieron al escucharlo en la cuenta pública.

Pienso que ha llegado el tiempo de garantizar esa libertad y esa dignidad a todas las personas. Pienso que ha llegado el tiempo del matrimonio igualitario en nuestro país. Anunciamos que pondremos urgencia al proyecto de ley que lleva años en el Congreso y que establece el matrimonio igualitario entre todos nuestros compatriotas”, dijo Piñera ante la sorpresa de la nación entera.

Esto provoco un gran revuelo dentro de su propia coalición, Chile Vamos, ya que genera nuevas divisiones en una alianza partidaria que está atada con alambres. 

Muchos diputados y senadores se sintieron traicionados por Piñera por proponer algo así sin consultar con el resto de la dirigencia de los partidos vinculados a la coalición de gobierno. Lo que la derecha en Chile necesita es mayor unidad, no división, especialmente luego de los desastrosos resultados electorales sufridos hace unas semanas.

Entre otros anuncios, condenó las supuestas violaciones de los derechos humanos sufridas por civiles a manos de los carabineros, recalcando que su gobierno siempre ha hecho todo lo posible por protegerlos. 

Para tratar de agradar aún más a la izquierda, Piñera propuso la creación de una nueva fiscalía especializada en delitos contra los derechos humanos para acelerar las investigaciones contra Carabineros, dejándole servida la persecución política a los policías que defendieron el país durante el estallido social al próximo gobierno.

Además, anunció un fuerte aumento del presupuesto de instituciones de Estado que hace tiempo que fueron tomadas por la izquierda y que Piñera nunca se preocupó por vaciar, como el Instituto Nacional de Derechos Humanos y la Defensoría de la Niñez, ambas caracterizadas por participar en numerosas querellas contra Carabineros y las Fuerzas Armadas, muchas de ellas falsas como la falsa acusación de haber tirar a un menor de edad al Rio Mapocho

Y anunció el fortalecimiento de los programas de atención médica a los terroristas que sufrieron trauma ocular y lesiones graves ocurridas durante las violentas protestas políticas de los últimos dos años, incorporando acompañamiento y apoyo para una reparación más integral para los delincuentes que se vieron afectados por la fuerza pública. 

Muchas fuentes explican que estos cambios no necesariamente se deben a que Piñera piense así, sino porque tiene una preocupación personal muy fuerte por las querellas en su contra interpuestas en Chile y en tribunales extranjeros por supuestamente violar los derechos humanos, y se cree que haciendo estas concesiones a la izquierda podrá salir ileso.

El estallido social trajo consigo la pérdida de vida y graves lesiones, incluyendo civiles y carabineros. Reitero nuestra condena total a toda forma de violencia y atropellos a los derechos humanos, y expreso mi más profunda solidaridad con todas sus víctimas, civiles y uniformados de esos hechos de violencia”, declaró.

Por último, en su afán de seguir creando burocracia donde no se necesita, Piñera anunció la creación de un nuevo Ministerio de Seguridad Pública, quitándole atribuciones al Ministerio del Interior. 

Según el Presidente, este nuevo Ministerio traerá al país más seguridad, centrándose en el narcotráfico, terrorismo y protección de fronteras. El modelo previo, de integrar Interior con Seguridad era aplicado por países como Uruguay, pero ahora, Chile tendrá el mismo modelo que Argentina: un Ministerio de Interior para coordinar políticas públicas regionales y un Ministerio de Seguridad para coordinar políticas de seguridad regionales.

Con este anunció también anticipó la creación de una Agencia Nacional de Ciberseguridad y una nueva carrera funcionaria de Carabineros

Durante este gobierno, la deuda pública ha roto todos los récords, pero a Piñera esto parece no importarle, creando cada vez más burocracia como lo haría un presidente de izquierda.

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Chile

La izquierda chilena y Piñera se unen para impulsar una ley que regule las empresas digitales como Rappi o Uber

Publicado

en

El Partido Socialista, la DC, el RN y la UDI se unieron con los diputados de Boric para aprobar un marco regulatorio a los contratos de empleados con plataformas digitales, principalmente de delivery y de transporte.

El Congreso despachó la ley que regula el contrato de trabajadores de empresas de plataformas digitales, iniciativa ingresada en mayo de 2020 por la izquierda chilena, frente a la falta de regulación en este tipo de compañías que predominan en los rubros de delivery y transporte.

Este proyecto le daría un marco legal especial a los contratos de empresas como Rappi, Uber Eats, y otras plataformas, estableciendo sindicatos en el rubro, vacaciones pagas obligatorias, cobertura de seguridad social, y salario mínimo.

Así lo explicó la senadora de la DC, Carolina Goic, una de las impulsoras de la propuesta: “Hay dos aspectos que concordamos con el Ejecutivo, que serán incluidos en un veto aditivo, relativos al inciso que regula el acceder a cobertura de seguridad social, que si bien hay normas, nos parece que debe quedar explícito; y el ejercer los derechos colectivos por parte de trabajadores de plataformas”.

Otro de los patrocinantes del proyecto, el senador socialista Juan Pablo Letelier, destacó que el objetivo es regular “algo que afecta a decenas de miles de personas, la economía de nuestro país cambió con los trabajadores de plataformas y no tienen ninguna protección”.

Además de Letelier y Goic, el documento fue ingresado por los senadores Manuel José Ossandón (RN) y David Sandoval (UDI), y cuenta con el apoyo de prácticamente todo el arco político, desde la extrema izquierda que respalda a Gabriel Boric, hasta la centroderecha que responde a Sebastián Piñera. Por lo que es casi una certeza que será aprobada.

De hecho, el proyecto cuenta con el apoyo explícito del gobierno. El subsecretario del Trabajo, Fernando Arab, explicó que “lo que hace este proyecto primero que todo es darle la categoría de trabajador, es decir, reconocer como trabajadores a las personas que se desarrollan en las plataformas digitales”.

En concreto, la iniciativa surgió en medio de la denominada “revolución digital” y apunta a modificar el Código del Trabajo, instaurando como contrato especial el de “trabajo mediante plataformas digitales de servicios” mediante una serie de regulaciones a los empleados y empleadores.

Además, dispone que la calificación de trabajador dependiente o independiente dependerá de la existencia de una prestación remunerada, bajo vínculo de subordinación y dependencia.

Seguir Leyendo

Chile

Boric asegura que pondrá “bajo revisión” los tratados comerciales de Chile: Peligra el acuerdo con Brasil

Publicado

en

El acuerdo firmado entre Bolsonaro y Piñera podría verse saboteado por las políticas del nuevo Presidente electo.

Tras el triunfo de la extrema izquierda en Chile, crece la idea de revisar los acuerdos comerciales firmados en los últimos años. El entonces candidato Gabriel Boric prometía realizar revisiones de acuerdo a estándares de “equidad”, “desarrollo sostenible” y “trabajo decente”, ampliando la maniobrabilidad de Chile para imponer nuevas regulaciones que de otra forma estarían limitadas por las cláusulas actuales.

Entre otros objetivos, las famosas revisiones de Gabriel Boric plantean la marcha atrás con la flexibilización del mercado laboral, las imposiciones de nuevas cláusulas y regulaciones de índole ecologista, y la limitación de la apertura económica con un supuesto objetivo basado en la equidad.

En particular, el tratado de libre comercio entre Chile y Brasil se torna de gran importancia para el comercio exterior de ese país con la región, siendo el acuerdo más importante de Chile en los últimos años.

Este acuerdo firmado por Sebastián Piñera y Jair Bolsonaro busca profundizar el comercio entre ambos países y continuar con la agenda aperturista comenzada en 1996.

Se determinó una fuerte rebaja arancelaria y se trataron objetivos de modernización del mercado laboral. Por otra parte, el acuerdo contempla un consenso sobre la inversión en el sector financiero entre ambos países, y la facilitación de la inversión directa.

El documento firmado por ambos presidentes facilita, además, que empresas en Chile y Brasil puedan participar de licitaciones de compras públicas en ambos países. Esta iniciativa rescata y afianza otro acuerdo que ya había sido formulado en 2018 bajo la dirección de Temer y el propio Piñera.

Los presidentes Jair Bolsonaro y Sebastián Piñera reunidos por el motivo de un nuevo acuerdo comercial entre Chile y Brasil.

Boric asegura que su intención no es romper los acuerdos internacionales, pero la polémica por sus ideas poco convencionales no tardó en sembrar incertidumbre en los mercados. En sus propias palabras, Boric estableció su intención de crear una “inserción inteligente” en los mercados internacionales, un discurso que guarda muchas semejanzas con las declaraciones de Alberto Fernández en Argentina.

El discurso de Boric parecía insinuar una cierta moderación, pero las propuestas de su propio partido, Apruebo Dignidad, plantean un cambio radical del modelo económico chileno y un mayor aislacionismo comercial como el que llevó adelante Argentina y Venezuela.

Ante la incertidumbre, la Unión Europea le solicitó formalmente al presidente electo de Chile una mayor profundización del acuerdo comercial entre ambas regiones, y el cese de la agenda aislacionista que pregona la izquierda extremista en América Latina.

Se teme, además, que bajo la futura presidencia de Boric se avance en la instalación de regulaciones y limitaciones no arancelarias, del mismo modo en que lo hace el Gobierno de Alberto Fernández en la Argentina. Estas medidas podrían ser incluso más restrictivas de lo que son los aranceles comunes.

Seguir Leyendo

Chile

Boric presentó su gabinete: guiños a la DC y una purga militar a cargo de la nieta de Allende

Publicado

en

El presidente electo de Chile hizo la presentación del gabinete que lo acompañará desde el próximo 11 de marzo. La mayoría de las carteras estarán ocupadas por mujeres y dirigentes de los partidos izquierdistas que no lo acompañaron en la primera vuelta, para obtener diálogo en un Congreso donde es minoría.

Gabriel Boric designó el pasado viernes, al gabinete de ministros que lo acompañara desde el inicio de su mandato. El objetivo del comunista es tener mayor consenso parlamentario, donde tendrá minoría.

Por eso nombró miembros de los espacios de izquierda e independientes que le brindaron apoyaron en la primera vuelta, como el Frente Amplio y el Partido Comunista. Por otro lado, un tercio del gabinete será para referentes independientes y sin partido, pero de alta intensidad dentro del electorado izquierdista.

Otro de los puntos a destacar es que la mayoría de las carteras serán ocupadas por mujeres, con el objetivo de limpiar su imagen tras las denuncias de acoso a una excompañera de militancia. 14 de los 24 funcionarios serán mujeres, será el primer gabinete de la historia chilena con mayoría femenina.

“Hemos conformado este equipo de trabajo con personas preparadas, con conocimiento y experiencia, comprometidos con la agenda de cambios que el país necesita y con la capacidad de sumar miradas, distintas perspectivas y nuevas visiones”, dijo Boric.

Además, siete de los 24 ministros no alcanzan los 40 años. El promedio de edad del gabinete será de 42 años. Desde el entorno del próximo mandatario indican que hay que darles “mayor trascendencia a los jóvenes”.

Los nombramientos más importantes

  • Mario Marcel: actual presidente del Banco Central, en una muestra de la moderación para la política y la ciudadanía.
  • Camila Vallejos: la comunista y exdiputada, será la vocera presidencial. En el pasado fue compañera de militancia de Boric en las revueltas estudiantiles en contra del primer mandato de Piñera.
  • Izkia Siches: médica y ex presidenta del Colegio Médico, ocupará el Ministerio del Interior y Seguridad Pública, primera mujer en la historia chilena en adueñarse del cargo. Fue la jefa de campaña de Boric.
  • Maya Fernández: afiliada al PS y nieta del derrocado Salvador Allende, será la encargada de Defensa Nacional. Su tarea será limpiar a los militares pinochetistas que todavía quedan en las fuerzas.

Así quedará conformado el gabinete en su totalidad:

Seguir Leyendo

Trending