Seguinos en redes

Nicaragua

Nicaragua: La oposición anuncia que un ex comandante de los Contra será su candidato a presidente

Publicado

en

De manera poco transparente e incumpliendo su promesa luego de los arrestos políticos de los principales candidatos de la oposición, el partido Ciudadanos por la Libertad anunció que Óscar Sobalvarro será el elegido para enfrentar al dictador Daniel Ortega a fin de año.

Luego de que prácticamente toda la oposición sea puesta bajo arresto por la dictadura comunista de Daniel Ortega, era imperativo que se escogiera al candidato por la oposición para definir una voz en contra del régimen y elevar el costo de su arresto. Además, la fecha de inscripción de las fórmulas electorales estaba cerca, y la dictadura podría boicotear la candidatura si no se hacía en tiempo y forma.

Todo apuntaba a que el escogido sería Américo Treminio, basado en las declaraciones de la presidente del principal partido opositor, Ciudadanos por la Libertad (CxL), Kitty Monterrey, quien afirmaba que irían a elecciones con el precandidato que quedara, en referencia a la lista de precandidatos anotados.

La mañana de este lunes la dirigencia del partido sostuvo una reunión con Treminio, quien era el último precandidato en libertad, luego de que el régimen de Ortega diera una verdadera cacería de precandidatos opositores, secuestrando a algunos y dando casa por cárcel a otros.

En esta reunión según Treminio, se le comunicó que Alianza Ciudadana, que lidera el partido CxL inscribirá al ex comandante de los Contra Óscar Sobalvarro, quien a su vez es vicepresidente de CxL.

Esta noticia ha causado un gran malestar en la opinión pública y en especial a quienes veían en Américo a un candidato que salía de los paradigmas habituales de la política nicaragüense. En los próximos días debería ratificarse la candidatura de Sobalvarro por la convención del partido, a su vez, debería buscársele una compañera de fórmula.

¿Quién es Óscar Sobalvarro? ¿Tiene opciones reales de ganarle las elecciones a Daniel Ortega en un escenario de desventaja?

Óscar Sobalvarro es un ex comandante de la Contrarrevolución que logró el retroceso del sandinismo y la libertad de la primera dictadura sandinista que desembocó en las elecciones democráticas de 1990.

En aquél entonces, las fuerzas de resistencia nicaragüenses (apodadas Contra), financiadas por el gobierno de Ronald Reagan y George H.W. Bush en Estados Unidos, lograron derrocar a Ortega en una contienda electoral libre que llevó al poder a la derechista Violeta Chamorro, quien encabezaba la Unión Nacional Opositora.

Tres presidentes después, y tras el desastroso gobierno de Enrique Bolaños, Ortega volvió al poder luego de ganar las elecciones del 2006, las primeras en reducir la barrera que evita el ballotage de 45 a 40 puntos y el margen sobre el segundo de 10 a 5 puntos. De esta manera, el dictador que aterrorizó a los nicaragüenses en la década del 80 regresó al gobierno e instauró, como había prometido en campaña, una nueva dictadura sandinista.

En todo este tiempo y luego de haber ganado la primer contrarrevolución, Sobalvarro se convirtió en un importante empresario del sector maderero del país.

Sobalvarro, quien sería un buen candidato en circunstancias normales, se puede ver muy afectado por la manera en que surge su candidatura, en un país que está necesitado de transparencia en sus procesos, desconcierta que quienes quieran plantar cara al sandinismo caigan en jugadas que le quitan credibilidad tanto al partido como al candidato, lo cual, podría costarle a Nicaragua 4 años más de sandinismo y agravar aún más la crisis sociopolítica del país.

Óscar Sobalvarro en su época de comandante de las fuerzas contrarrevolucionarias.

Nicaragua

La dictadura comunista de Daniel Ortega lleva detenidos a 55 curas en los últimos años mientras recrudece la persecución a opositores

Publicado

en

El sandinista Ortega detuvo a 55 religiosos desde 2018 y exilió del país a 44 de ellos. También se suman las cancelaciones de 381 organizaciones religiosas, de las cuales 288 son evangélicas.

La dictadura de Daniel Ortega en Nicaragua, inspirada en el comunismo y comandada por ex guerrilleros sandinistas, lleva detenidos a 55 líderes religiosos en los últimos años, mientras se recrudece la persecución a opositores, denunciaron este miércoles tres organizaciones humanitarias.

De los 55 prisioneros por esparcir la palabra de Dios, en una dictadura que promueve el ateísmo, 44 de ellos han sido excarcelados y obligados a exiliarse del país. 22 de ellos a su vez han sido despojados de su nacionalidad, por lo que nunca podrán volver a Nicaragua.

“Desde el 2018, el Gobierno ha detenido a 55 religiosos, excarcelando y desterrando a 44 de ellos, mientras 11 misioneros evangélicos aún permanecen bajo detención arbitraria”, asegura el informe llamado ‘Ataques a la libertad religiosa en Nicaragua’, que fue presentado este miércoles en el marco del 55º periodo de sesiones del Consejo de Derechos Humanos, en Ginebra.

Entre los curas “desnacionalizados” se encuentran Rolando Álvarez, obispo de la diócesis de Matagalpa y administrador apostólico de la diócesis de Estelí, ambas en el norte de Nicaragua, y Silvio Báez, obispo auxiliar de Managua.

El 14 de enero pasado, la dictadura de Nicaragua acordó con la Santa Sede el “envío” al Vaticano de los obispos nicaragüenses Rolando Álvarez e Isidoro Mora, de 15 sacerdotes y dos seminaristas a los que tenía privados de libertad.

Álvarez y Mora se sumaron al obispo auxiliar de Managua, desnacionalizado y exiliado, Silvio Báez, a quien el papa Francisco ordenó dejar Nicaragua en 2019 por razones de seguridad, como los tres jerarcas de la Conferencia Episcopal impedidos de regresar a su país.

La excarcelación de los religiosos nicaragüenses ocurrió dos semanas después de que el Papa Francisco, tras el rezo del primer Ángelus del año, expresara su “preocupación” por la detención de sacerdotes católicos en Nicaragua, y pidiera que “se busque siempre el camino del diálogo” para superar los problemas.

Mientras tanto, Ortega también ha ordenado una masiva cancelación de permisos que se habían entregado a Iglesias para operar como tales. Desde 2018, 381 organizaciones religiosas han sido cerradas, de las cuales 288 son evangélicas, e incluye a la Iglesia Católica.

Esta persecución, que también incluye saqueos a iglesias y profanaciones de templos violenta el derecho de la población de acudir a las iglesias y profesar su fe libremente”, indicaron.

Seguir Leyendo

Brasil

El canciller de Rusia culminó su gira por Latinoamérica: Se reunió con todos los dictadores de la región

Publicado

en

Serguei Lavrov realizó una visita de cinco días por Latinoamérica, donde visitó exclusivamente a las dictaduras que gobiernan Brasil, Venezuela, Nicaragua y Cuba. Tras su regreso a Rusia, destacó que el frente “anti-Washington” permanece vivo.

Putin busca revitalizar el “frente anti-Consenso de Washington” en Latinoamérica que bien logró impulsar al principio del milenio con el Foro de Sao Paulo. Entre el año 2000 y el 2005, prácticamente todos los países de la región cayeron en manos de gobiernos o dictaduras socialistas.

Con el pasar de los años, prácticamente todos estos gobiernos cayeron, especialmente luego de que el Kremlin se acercara a la Casa Blanca durante el mandato de Trump, y perdiera sentido seguir impulsando esta alianza internacional.

Sin embargo, la intempestiva llegada de Biden a Washington y la invasión de Ucrania llevó el conflicto entre Estados Unidos y Rusia a su punto más caliente tal vez en toda su historia. Con la amenaza de una guerra abierta entre Moscú y la OTAN, Putin busca volver a edificar su “cortina de hierro” en Latinoamérica, con los únicos aliados que le quedan: Brasil, Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Al no poder viajar por el pedido de captura que tiene emitido por la Corte Penal Internacional, acusado de ser “responsable del crimen de guerra de deportación ilegal de miles de niños de las zonas ocupadas de Ucrania a Rusia”, Putin envió a su mano derecha y ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguei Lavrov

En su primera parada, viajó a Brasil el pasado lunes donde fue recibido por su homólogo, Mauro Viera, y por el presidente brasileño, Lula da Silva, quien usó como excusa el conflicto en Ucrania para poder tener dicha reunión.

El presidente brasileño, considera que es hora de dejar de vender armas a Ucrania y hablar más de diplomacia y negociación. “Es necesario que Estados Unidos y que la Unión Europea, empiecen a hablar de paz para que podamos convencer a Putin y a Zelenski de que la paz interesa a todo el mundo”, dijo con Lavrov al lado.

La situación del gobierno petísta es la más complicada. Lula llegó al poder con un amplio apoyo de Biden, incluso teniendo de vicepresidente a Gerardo Alckmin, el máximo aliado de la Embajada de los Estados Unidos en Brasil, pero ahora ha decidido unilateralmente acercarse a China y a Rusia.

Lula propuse crear un grupo de países no alineados, un “G-20 de la paz”, que impulse un final dialogado del conflicto. “Estamos agradecidos con nuestros amigos brasileños por su clara comprensión de la génesis de la situación en Ucrania. Estamos agradecidos por su deseo de contribuir a encontrar formas de resolver esta situación”, dijo Lavrov en referencia a Lula a los periodistas después de una reunión con el ministro de Relaciones Exteriores de Brasil, Mauro Vieira.

Rusia quiere acabar con la guerra cuanto antes“, ha dicho en Brasilia el jefe de la diplomacia rusa. “Agradecemos a la parte brasileña por su contribución a la solución de este conflicto que necesitamos resolver de forma duradera e inmediata”, declaró Lavrov al comparecer junto a su homólogo.

Lavrov afirmó que, en relación con el conflicto ucraniano, “Brasil y Rusia tienen una única visión” y que “Moscú quiere poner fin al conflicto lo antes posible”.

Sergei Lavrov junto a Mauro Vieira en Brasilia

Sin embargo, “necesitamos resolver el conflicto de una manera duradera, no a corto plazo“, pero los países de la OTAN y Occidente no han cumplido los “compromisos que asumieron”, dijo Lavrov a su homólogo brasileño en referencia a los acuerdos de Minsk, que intentaron sin éxito poner fin a la situación conflictiva en el Donbás.

Estamos protegiendo la vida de las personas de origen ruso”. Según Lavrov, las comunidades rusas han sido amenazadas y perseguidas por el Gobierno ucraniano. Lavrov añadió que “también estamos construyendo un orden mundial más equitativo, más justo y basado en el derecho. En esto tenemos una visión de un mundo multipolar, en el que tenemos en cuenta a diferentes países, no sólo a unos pocos”, remarcó el ministro ruso.

Es así que el ministro brasileño de Asuntos Exteriores, Mauro Vieira, reiteró el llamado de su gobierno en favor de un alto el fuego y una solución pacífica, poniéndose a disposición para formar un grupo de países negociadores.

Lavrov agradeció a Vieira por la oposición de Brasil a las sanciones comerciales impuestas a Rusia, señalando que estas fueron producto de una “decisión ilegal” dado que no fueron aprobados por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

En honor a ello, Vieira confirmó que Brasil tradicionalmente solo apoya aquellas que cuentan con el respaldo del Consejo de Seguridad y señaló que, lamentablemente, “han tenido un impacto en toda la economía global, que aún no se ha recuperado de la pandemia“.

Protesta en San Pablo contra la llegada de Lavrov a Brasil. Muchos militantes petístas protestaron contra su propio gobierno por la visita del canciller ruso.

Tras su paso por Brasil, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia llegó el martes en Caracas para reunirse, primero, con su homólogo, Yván Gil, y, segundo, con el dictador de Venezuela, Nicolás Maduro, en el palacio de Miraflores.

Lavrov es uno de los hombres más influyentes en la política internacional, así que bienvenido, canciller Lavrov, a América del Sur, a América Latina, al Caribe, y bienvenido a Venezuela también”, expresó Maduro previo al arribo del diplomático ruso.

Del encuentro entre el canciller ruso y el presidente venezolano poco se sabe, ya que el mismo fue a puertas cerradas, y, a pesar de convocar a los medios, ninguno de los presentes realizó declaraciones.

Venezuela y Rusia prevén ampliar los acuerdos de cooperación en materia energética, de inversiones, comercio y finanzas, entre otras áreas, señaló el canciller ruso. “Con Venezuela tenemos una agenda muy rica y proyectos prácticos y una cooperación que, en la práctica, fortalece la base de nuestra economía, que no depende del capricho de los chantajes” de Occidente, dijo Lavrov.

La información que trascendió fue brindada por el canal estatal Venezolana de Televisión (VTM). El mismo divulgó que se trató “el mapa de cooperación, temas relevantes de la agenda internacional, los desafíos de la geopolítica actual y los proyectos en marcha”, sumado al “impacto de la presencia Rusia en Latinoamérica y el Caribe como gran aliado de la región”. Por su parte, el líder chavista se comprometió a profundizar la relación bilateral entre ambos Estados.

El canciller Serguéi Lavrov en reunión con funcionarios venezolanos

Según VTM, Rusia y Venezuela mantienen fuertes relaciones económicas y políticas, las más recientes plasmadas en acuerdos firmados en diciembre respecto a materias de salud, energía y transporte marítimo. Lavrov afirmó que, junto con Yván Gil, acordaron “ampliar el ritmo y volúmenes de la cooperación en las áreas de petróleo, medicina, agricultura, farmacéutica y nuevas tecnologías”.

Por otro lado, el canciller Lavrov instó a “unir fuerzas” contra el “chantaje y presión unilateral ilegal” de las sanciones de Occidente, además de que ratificó con su par venezolano “el derecho de los pueblos a la autodeterminación”.

Rusia y Venezuela seguirán “insistiendo en defender el derecho de todos los países a su autodeterminación y soberanía sin ningún tipo de injerencias externas, como son las ilegales medidas coercitivas unilaterales aplicadas por Occidente, y por un mundo multipolar”, señaló Yván Gil.

Luego de su paso por Venezuela, Lavrov arribó a Managua, capital de Nicaragua. El dictador comunista del país centroamericano, Daniel Ortega, se reunió nuevamente a puertas cerradas con el ministro ruso, con quien “analizaron la cooperación bilateral y exploraron la posibilidad de ampliarla“, según fuentes oficiales.

El mismo día de su arribo, Estados Unidos impuso nuevas sanciones sobre el régimen nicaragüense, específicamente contra tres jueces que despojaron de su nacionalidad a 222 opositores que habían sido excarcelados u obligados al exilio el 9 de febrero del año corriente.

Tenemos centenares de compañeros y funcionarios sancionados. Pero eso a nosotros no nos provoca ningún temor, ninguna preocupación”, dijo el dictador de Nicaragua. En ese mismo sentido, Lavrov añadió que las sanciones son vistas en Rusia como un “reconocimiento de sus avances en la protección de los intereses rusos”.

Serguei Lavrov en reunión con funcionarios de Nicaragua

Con respecto a la reunión, abordaron “muchos temas de mutuo interés, como asuntos económicos y también cooperación en el marco de la comisión intergubernamental“, dijo el jefe de la diplomacia rusa en una comparecencia de prensa junto a su homólogo nicaragüense, Denis Moncada, tras el encuentro con Ortega.

Sobre la cooperación bilateral, Lavrov destacó que Rusia ofrece a Nicaragua en “el ámbito de salud y de producción de vacunas, que está bastante bien desarrollado” en el país centroamericano. “Tenemos una buena base para aumentar nuestras relaciones y llevarlos a un nivel cualitativamente más alto”.

Recordó también que Nicaragua y Rusia han firmado “muchos acuerdos” en diferentes campos, y que a finales de marzo pasado firmaron “otro acuerdo muy importante sobre el uso pacífico de energía atómica“. Asimismo, el canciller ruso afirmó que “tenemos una buena cooperación en el ámbito de la educación, intercambios humanitarios y hay muchos estudiantes nicaragüenses que estudian en las universidades rusas“.     

Además, destacó las relaciones entre la Duma estatal rusa y la Asamblea Nacional (Parlamento) de Nicaragua, así como entre partidos políticos. “La Duma estatal de Rusia tiene programada una reunión, un evento importante en otoño, un foro Rusia-América Latina, donde parlamentarios nicaragüenses, por supuesto, van a participar” reiteró Lavrov.

Por último, los Estados fijaron conversar durante el Foro Económico de San Petersburgo que se celebrará en junio, y una visita de Denis Moncada, canciller de Nicaragua, a Rusia.

Para finalizar su gira latina, el hombre de confianza de Putin se hizo presente en La Habana, donde fue recibido por su homólogo, Bruno Rodríguez. La isla del Caribe es la socia más cercana de Moscú en el Atlántico.

Como parte de las conversaciones oficiales entre los dos ministros en La Habana, el Canciller cubano también recordó la posición invariable de Rusia en el reclamo del cese del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos a Cuba y por la salida del nombre de la isla caribeña de la lista de países patrocinadores del terrorismo.

Cuba condena las sanciones unilaterales y se opone a la política de aislamiento contra la Federación de Rusia. Por ello, Rodríguez señaló que Cuba rechaza “enérgicamente” la expansión de la OTAN que continúa hasta las fronteras rusas, causa principal del actual conflicto en Europa según el diplomático cubano.

Luego de su reunión con Bruno Rodríguez, el canciller ruso realizó una reunión a puertas cerradas con el dictador Miguel Díaz-Canel, quien había estado en Moscú en diciembre pasado. El líder supremo de la dictadura comunista cubana, Raúl Castro, también participó del encuentro del jueves.

Serguéi Lavrov no perdió oportunidad para felicitar la sesión constitutiva del Parlamento cubano, un chantada política que el régimen cubano quiere hacer pasar por democracia, en la cual fue reelegido el Miguel Díaz-Canel como “presidente” y la alta dirección del país. La

En conferencia de prensa tras el encuentro con Raúl y Díaz-Canel, Lavrov dijo que invitó al canciller cubano para que visite la Federación de Rusia en un futuro próximo. Asimismo, explicó que la nueva concepción de la política exterior de Rusia prevé una mayor atención a la región de América Latina.

Serguei Lavrov es recibido por Raúl Castro y Miguel Díaz-Canel en Cuba

Seguir Leyendo

Argentina

El ex líder de Montoneros se convirtió en el principal asesor del dictador comunista de Nicaragua, Daniel Ortega

Publicado

en

Firmenich pasó de ejercer el terrorismo como una guerra de guerrillas contra el Estado, en el ocaso de su vida se coloca del otro lado, y ahora ayuda al régimen sandinista a ejercer terrorismo de Estado contra la población nicaragüense.

El portal Nicaragua Investiga y la agencia CONNECTAS revelaron este martes que el exlíder de Montoneros Mario Firmenich está trabajando como el más importante asesor del dictador de Nicaragua, el comunista Daniel Ortega.

Lejos de dejar en el pasado sus actos de terrorismo, ahora Firmenich asesora al régimen sandinista en cómo violar los derechos humanos de la población, en una situación que desborda de ironía, considerando que durante los años justificó sus acciones con el hecho de que Argentina era gobernada por una dictadura.

Según consignó la investigación, que se generó a partir de la filtración de datos del Instituto Nicaragüense de la Seguridad Social (INSS), “Firmenich aparece como empleado de a Presidencia de Nicaragua, cobrando un salario neto de 133,710.59 córdobas (3,735.63 dólares)“.

Aunque su cargo no ha sido oficializado en La Gaceta (diario oficial de Nicaragua), los medios oficialistas La Voz del Sandinismo y Radio Uraccan Siuna publicaron una información en septiembre de 2020 en la que figura el argentino como ‘asesor de la presidencia para la Planificación’“, detalla el medio en una nota titulada “Mario Firmenich, un ex guerrillero argentino a sueldo de Daniel Ortega”.

Al respecto, el medio asegura que “el ex montonero tiene hoy domicilio en una zona exclusiva de Managua: Residencial Villa San Ángel, Casa 0302. Esto confirma que Nicaragua es su nuevo país adoptivo: su último paradero conocido era España, donde estaba radicado desde 1999″.

Hace poco más de 1 año, el 7 de noviembre de 2021, Firmenich había participado de las elecciones presidenciales de Nicaragua como veedor. Esos comicios arrojaron como resultado la esperable victoria de Daniel Ortega para gobernar el país por cuarto mandato consecutivo, números que fueron desconocidos por la Organización de Estados Americanos (OEA) por fraudulentos.

Antes de instalarse en Nicaragua, Firmenich, de 74 años, se desempeñaba como docente de Economía en la Universidad Rovira i Virgil en Tarragona, España, donde finalmente se jubiló. A pesar de todas las vidas que quitó, se le permitió seguir con su vida, metiendo peligrosas ideas en sus alumnos.

La revelación sobre el vínculo del ex líder terrorista argentino con el régimen sandinista llega justo cuando Ortega le quitó la nacionalidad a 222 nicaragüenses, luego de ser declarados como “traidores a la Patria”.

En ese escenario, este domingo la Argentina aseguró que está dispuesta a otorgar la ciudadanía a los nicaragüenses disidentes exiliados y despojados de su nacionalidad por Ortega, entre ellos la escritora Gioconda Belli y el ex vicepresidente Sergio Ramírez, anunció el canciller Santiago Cafiero.

Si bien el kirchnerismo históricamente se mostró del lado del régimen de Managua, en los últimos años se distanció, a medida que las violaciones de derechos humanos se hicieron más evidentes. “Si hay solicitudes, Argentina trabajará para que sean aceptadas, pero es una decisión que deben tomar los interesados”, explicó el canciller argentino.

Seguir Leyendo

Tendencias