Conecte con nosotros

Suiza

Referéndum: los suizos rechazaron imponer limitaciones a la entrada de refugiados desde países europeos

En el plebiscito del día de ayer, los ciudadanos suizos le dieron un amplio rechazo a la iniciativa anti-inmigración del Partido Popular Suizo que buscaba restringir la libre circulación de refugiados entre Suiza y los países de la Unión Europea.

Publicado

en

En un referéndum realizado el pasado domingo 27 de septiembre, los ciudadanos suizos mostraron su rechazo a restringir la libre circulación de personas entre Suiza y la Unión Europea. El rechazo logró un amplio apoyo con un 61,7% de votos y una mayoría en 22 de los 26 cantones que conforman la república.

El escrutinio, que consistió de varios temas, estaba programado para el 17 de mayo, pero fue pospuesto por la pandemia del COVID-19 hasta este domingo 27 de septiembre. A votar fueron llamados aproximadamente 5,4 millones de ciudadanos.

Después de una campaña de desinformación por parte del Parlamento, asegurando que la Unión Europea (UE) no está dispuesta a conceder una excepción a Suiza con respecto a su política de libre circulación de personas, la propuesta de limitar la inmigración solo fue aprobada por los cantones de Appenzell Innerrhoden (54,3%), Schwyz (53,4%), Glarus (50,5%), y Tesino (53,1%), frente a un 61,7% de rechazo a nivel general.

La iniciativa “por la limitación” del conservador Partido Popular Suizo (SVP) fue lanzada como respuesta al Parlamento, que en 2014 se negó a aplicar una iniciativa que buscaba imponer cuotas y contingentes para limitar la inmigración, misma que fue aprobada por un 50,3% del electorado. 

En cambio, el Parlamento introdujo una cláusula de “prioridad suiza” (prioridad de empleo para los nativos suizos) para escasos sectores del mercado laboral. El SVP y algunos grupos afines comenzaron con la recolecta de firmas de la iniciativa ciudadana en 2018 y la presentaron 8 meses después.

Campaña a favor de la iniciativa anti-inmigración del SVP.

Ad

Suiza es un país que debido a su pequeña población y enorme desarrollo humano y tecnológico se permite llevar a cabo varios plebiscitos todos los años sobre diferentes temas. Generalmente la misma población, con la recolección de firmas, puede hacer llegar cualquier propuesta al Parlamento y éste debe votar para aprobar una consulta popular sobre ese tema.

La iniciativa buscaba que el Gobierno suizo suspenda un acuerdo bilateral con la Unión Europea sobre la libre circulación de personas, y que Suiza sea soberana y asuma el control total de la política inmigratoria nacional.

De haberse aprobado, se habría tenido que renegociar también otros acuerdos sobre comercio, transporte, e investigación que forman parte de un paquete de siete acuerdos bilaterales vigentes desde 2002.

Suiza, si bien a un menor nivel que otros países de la UE, ha estado teniendo terribles problemas con refugiados e inmigrantes que no cumplen los “estándares” de empleo que las autoridades del país quieren tener. 

Suiza es una de las economías más libres del mundo pero tiene cierto nivel de seguridad social para los refugiados y las clases más bajas. Como en el resto de los países europeos los Estados de Bienestar están ya saturados de inmigrantes, muchos refugiados han optado por emigrar a Suiza y se conforman con una magra asistencia social.

Christoph Blocher, uno de los principales promotores de la iniciativa y hombre fuerte del UDC.

Ad

Según los grupos políticos promotores de la restricción a la inmigración, el actual régimen inmigratorio ejerce una gran presión sobre los empleos y los salarios de los suizos y, eventualmente, culminará en un aumento de los alquileres de las viviendas y a la saturación de los transportes públicos y las escuelas

Los resultados del plebiscito fueron publicados por el Servicio Internacional de la Sociedad Suiza de Radiodifusión y Televisión. A pesar de que la votación más importante era la relacionada a la inmigración, también fueron votadas y aprobadas la compra de aviones militares y el permiso de paternidad.

La compra de aviones militares  también fue votada en 2016 pero en ese entonces había sido rechazada. A pesar de esto, esta vez fue aprobada rasgando la mayoría necesaria con un 50,1%. Uno de los principales argumentos en contra de estas compras es que muy a menudo Suiza paga más por el equipamiento militar que otros países.

También fue aprobado el permiso de paternidad, que consiste en darle a los padres solo 2 semanas tras el nacimiento de su hijo, a comparación de un promedio europeo de 2 meses de licencia. Fue aprobado con un 60,3%. 

Por otro lado, fueron votadas y rechazadas las iniciativas de degravaciones fiscales a las familias con hijos, presentada por grupos conservadores pro-familia, y una nueva ley de caza. 

La iniciativa de reducción de impuestos a las familias con hijos fue rechazada ampliamente con un 63,2% de los votos. En su contra, argumentaban que esto beneficiará solo a las familias adineradas que pueden mantener a más hijos que el resto de las familias.

La Ley de Caza solo obtuvo un 48,1% de aprobación en los comicios y fue rechazada, aunque los grupos que la impulsaron prometieron volver a llevarla a votación en los próximos años.

La ley buscaba favorecer a los cazadores de lobos, argumentando que el descontrol de la población de lobos que viene creciendo exponencialmente llevará a un descontrol ecológico total y perjudicará a la agricultura.

Por otra parte, los adversarios a la ley argumentaban que la solución a este descontrol no es fomentar su matanza ya que esto rompería con la biodiversidad en el país. 


Por Max Pérez, para La Derecha Diario.

Seguir Leyendo
Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Suiza

Suiza logró reducir sus casos de COVID-19 a la mitad sin cuarentena obligatoria ni destruyendo su economía

El Gobierno suizo ha conseguido reducir sus casos de COVID-19 a la mitad sin necesidad de imponer cuarentena obligatoria a nivel federal. Cada ciudad tuvo libertad de decidir como afrontar la pandemia y los casos se redujeron estrepitosamente.

Publicado

en

Por

Las autoridades suizas han confirmado que los casos de coronavirus se han reducido a la mitad en cuestión de semanas a pesar de que en la mayor parte del país tanto bares como restaurantes y gimnasios permanecieron abiertos en todo momento.

Para el 5 de noviembre, Suiza tenía unos 10 mil casos diarios, pero para fin de mes, rondaba el número rondaba los 4 mil. Según el diario inglés The Telegraph, el Gobierno suizo combatió la pandemia de forma satisfactoria sin necesidad de imponer cuarentenas obligatorias y dejando a cada cantón (Provincia/Estado) combatir el virus como le pareciese a las autoridades locales.

Por ejemplo, si bien Ginebra ordenó un cierre estricto de los lugares públicos con una cuarentena dura, Zurich o Berna permitieron que los establecimientos, negocios y centros públicos funcionasen de forma normal.

El Gobierno suizo solo emitió a nivel federal tres restricciones, entre las que se encuentran un límite de 10 personas para reuniones en espacios cerrados, cierre de algunos lugares públicas todas las noches a partir de las 11 p.m. y uso obligatorio de barbijo en comercios techados

Con tan solo estas 3 medidas, y sin comprometer a la economía, la pandemia se vio achicada rápidamente, al contrario de lo que sucedió en países como Argentina que a pesar de las decenas y decenas de restricciones los casos no han parado de subir.

Berna, Suiza. Fuente: NY Post.

Ad

Thomas Steffen, médico suizo y parte de la junta de médicos de Basilea, afirmó en una conferencia de prensa: “La forma especial suiza ha funcionado. La desaceleración ha revertido la tendencia de las infecciones. Ahora tenemos que seguir adelante ”.

Desde el inicio de la pandemia, Suiza ha acumulado casi 345 mil casos de coronavirus, sumando tan solo 4.421 casos este viernes. 

Estos son números muy positivos si lo comparamos con países con cantidades de población similares pero con medidas mucho más restrictivas. Tal es el caso de Bélgica, que ha acumulado 587 mil casos.

Siguiendo el ejemplo, Bélgica ha tenido más de 17 mil decesos desde el primer caso del virus chino, más del triple que las casi 4.900 muertes que ha contabilizado Suiza.

Seguir Leyendo

Trending