Seguinos en redes

Brasil

Nuevo ministro de Educación de Bolsonaro promete desideologizar las escuelas y evitar que se censure a la religión

Tras la salida del ministro Decotelli, Bolsonaro nombró al abogado Milton Ribeiro al frente del Ministerio de Educación, quien prometió desideologizar las aulas y terminar con la persecución religiosa en las escuelas.

Publicado

en

El Ministerio de Educación de Bolsonaro es una calesita. Tras la desafección del ministro Decotelli por presiones de los medios de izquierda que lo acusaron de haber mentido en su CV, el presidente finalmente optó por ocupar el cargo con alguien muy cercano a su gobierno, el abogado Milton Ribeiro.

Al principio del gobierno pasó por la cartera de Educación el filósofo de descendencia colombiana, Ricardo Vélez Rodríguez, impulsor del movimiento “Escola sem Partido” (“escuelas sin política”), y gran ensayista de escritos anti-comunistas. Vélez Rodríguez terminó siendo despedido por Bolsonaro ya que no tenía la capacidad de gestión necesaria para negociar con los sindicatos de la educación.
En su lugar, fue designado el economista y profesor Abraham Weintraub, una figura muy querida por la derecha popular brasileña, con gran muñeca política que logró impulsar muchas de las reformas que Vélez Rodríguez teorizó pero no pudo llevar a cabo. Sin embargo, tras una persecución de la Corte Suprema izquierdista, renunció al cargo y tomó un alto puesto ejecutivo en el Banco Mundial, trasladándose a Washington D.C.
En su lugar, Bolsonaro nombró al economista, militar y profesor Carlos Alberto Decotelli, quien fue el primer afro-descendiente en cubrir la cartera de Educación. Sin embargo, luego de una serie de comunicados de la Universidad de Rosario argentina y la Universidad de Wuppertal alemana, los medios comenzaron una fuerte campaña en su contra asegurando que había inflado su CV y le había mentido al presidente.
Esta información resultó ser exagerada; su doctorado en Argentina está todavía en trámite luego de rendir la tesis hace unos años y su pos-doctorado en Alemania, aunque aprobado, no puede ser adjudicado hasta no obtener la certificación de la Universidad de Rosario. Ante los enormes ataques de los medios, Decotelli decidió dar un paso al costado, anunciándole a Bolsonaro su renuncia tras 5 días en el cargo.
Luego de casi 2 semanas con el puesto vacante, el presidente finalmente se decidió por su reemplazo.

Ad

El día 10 de julio, Bolsonaro anunció la designación de Milton Ribeiro, quien anteriormente lideraba el Comité de Ética de la Presidencia y asesoraba al Ministerio de Educación.

Ribeiro es abogado por la University of Toledo, de Ohio, Estados Unidos (1990), y previamente estudió teología en el Southern Presbyterian Seminary, en Kentucky. Luego se doctoró en Educación en la Universidad Presbiteriana de Mackenzie, en São Paulo, Brasil, donde continuó dando clases y llegó a ser decano de la institución.

Ha ejercido por muchos años como pastor evangélico y es una figura muy querida y reconocida por la comunidad cristiana en Brasil. Ribeiro, que mantiene grandes lazos con los sectores universitarios, tiene su nominación apoyada por entidades evangélicas como la Anajure (Asociación de Juristas Evangélicos).

“Tiene un perfil que nos gusta porque al mismo tiempo que tiene sólidos valores morales, es un técnico con mucha experiencia y tiene un doctorado en el área”, dice Uziel Santana, presidente de Anajure.

El propio Ribeiro ha publicado una nota tras el nombramiento en el que defiende un “pacto nacional por la calidad de la educación en todos los niveles” con adhesión de la clase política, la academia, los estudiantes, las familias y la sociedad en general.

Ha prometido seguir con la línea educativa del Ministerio, que a pesar de haber pasado por la mano de ya 4 ministros en 18 meses, mantuvo siempre una iniciativa de desideologizar los centros educativos, y defender la religión y la teología en las escuelas. Esto va directamente en contra de lo que hizo el Ministerio de Educación durante los años de Lula y Dilma, cuando se buscó socavar y fulminar a los colegios con enseñanzas religiosas.

El gobierno de Bolsonaro, a pesar de las turbulencias, ha logrado cumplir su objetivo en el área de educación, donde prometió dar una revolución conservador frente a casi 20 años de marxismo cultural en las aulas.

Haga clic para comentar

Usted debe estar conectado para publicar un comentario Inicio de sesión

Deja una Respuesta

Brasil

Bolsonaro lidera la carrera por la Presidencia en encuesta realizada por el imparcial Instituto Brasmarket

Publicado

en

Las encuestadoras imparciales comienzan a admitir que Bolsonaro tiene una alta intención de voto a medida que se acercan las elecciones.

Publicada el viernes pasado, la encuesta del imparcial Instituto Brasmarket señala que el presidente Jair Bolsonaro (PL) es el favorito en la carrera presidencial con el 39,9% de las intenciones de voto, contradiciendo los resultados de las encuestas de las empresas alineadas con la izquierda, como las del Instituto Datafolha.

En ese escenario, el expresidente que estuvo preso Lula da Silva (PT) aparece en segundo lugar, con el 33,1%, seguido por el centroizquierdista Ciro Gomes (PDT) con el 6,3%, y la centrista Simone Tebet (MDB) con el 1,7%. 

Los demás candidatos quedaron por debajo del 1%, como el empresario Pablo Marçal (Pros) con el 0,7%, el centroderechista José Maria Eymael (DC) con el 0,5%, el liberal Luiz Felipe d’Avila (NOVO) con el 0,2%, el izquierdista Leonardo Péricles (UP) con el 0,2%, la socialista Vera Lúcia (PSTU) también con el 0,2% y  la comunista Sofía Manzano (PCB) con el 0,1%. Blancos y nulos suman un 6,8%, y un 10% todavía no sabe a quién votar o no respondió.

La encuesta es la primera que posiciona a Bolsonaro cómodo en la delantera en la primera vuelta, y también es la primera que realiza una consultora que hasta el momento parece ser neutral en el plano político brasileño.

Se encuestó a 2.000 personas entre el 30 de julio y el 2 de agosto. El margen de error es del 2,2%. La investigación fue registrada en el Tribunal Superior Electoral (TSE) con el número BR-05691/2022 y avalada por el órgano electoral.

El resultado sorprenderá a quienes miran la televisión brasileña o leen los medios tradicionales, pero no sorprende a quienes siguen las visitas del presidente a ciudades del interior de Brasil, donde atrae masivas multitudes en centros urbanos que en el pasado fueron bastiones de la izquierda, algo muy diferente a las visitas de Lula, que evita salir del hotel para evitar conflictos con la población.

Pensando en una segunda vuelta, es esperable que la gran mayoría de los votos de Ciro Gomes y de Simone Tebet se trasladen a Lula, pero solo si la totalidad de los mismos va para el PT podría imponerse en un ballotage. Por ejemplo, si consigue un 80% de sus votos, no le alcanzaría para vencer a Bolsonaro.

Además están los 10 puntos de indecisos, que no deberían ir masivamente para un candidato como Lula, ya que ha dominado la política brasileña en los últimos 20 años y sus votantes suelen tener su preferencia bien definida.

Ese porcentaje de encuestados que no optaron por ningún candidato probablemente tengan pudor de decir que quieren votar por Bolsonaro, un fenómeno que marcó las encuestas en 2018, que no lo daban ganador al candidato derechista pero había un alto porcentaje de indecisos que terminó cayendo casi en su totalidad por Bolsonaro.

Seguir Leyendo

Brasil

Bolsonaro eliminó la inflación: Los precios minoristas bajaron un 0,7% en el mes de julio

Publicado

en

El IBGE anunció que la inflación interanual cayó casi 2 puntos porcentuales entre junio y julio. La variación del mes fue negativa por primera vez desde 2020, y fue la deflación mensual más importante desde 1980.

El ajuste fiscal y la restricción de la oferta monetaria están concretando resultados en el combate de la inflación en Brasil. El Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE) confirmó oficialmente que los precios minoristas relevados en el IPC tuvieron una baja del 0,68% en el mes de julio.

Es la primera vez que Brasil registra deflación mensual desde abril y mayo de 2020, pero a diferencia de aquel entonces, esta vez se produce en el marco de una expansión de la actividad económica medida por el IBC-Br (también del IBGE) en contraste con la aguda recesión inducida por la pandemia.  

Además, la deflación mensual de julio de 2022 fue la más importante registrada en toda la serie histórica del IBGE comenzada en 1980. Pero considerando las estadísticas históricas del Banco Central de Brasil, que comienzan en 1939, la deflación mensual resulta incluso la más pronunciada desde junio de 1957.

La baja registrada en julio responde, en mayor medida, a la fuerte reducción de los precios de los combustibles. Entre otras razones, el Gobierno impulsó un cambio de precios relativos mediante una quita de impuestos a la energía, lo cual contribuyó a abaratarla con respecto al resto de los precios. También se observaron rebajas importantes en el gas (-15,48%) y los precios del Etanol (-11,38%).

Pero además de las políticas coyunturales, también se registró deflación en otros sectores de la economía sin exposición a medidas puntuales. El transporte bajó un 4,5% en julio, los precios de las viviendas cayeron un 1,5% y la electricidad bajó un 5,78%.

Otros rubros continuaron registrando inflación, pero moderando sus aumentos. La indumentaria marcó una suba mensual del 0,58% contra junio, la salud subió un 0,49%, y los alimentos y bebidas aumentaron un 1,3%. Este último rubro registró la mayor variación de todas.

La inflación interanual acumulada de 12 meses cerró el mes de julio en el 10,07%, y registró una fuerte desaceleración con respecto al 11,89% medida al término del mes de junio. La inflación interanual retornó al mismo nivel que tenía en diciembre del año pasado, y los mercados esperan que continúe bajando hasta el 7% interanual para fin de año.

Inflación minorista de Brasil entre 2019 y 2022.

Las razones de la caída sostenida de la inflación en Brasil

Las variaciones mensuales del IPC siguen un camino de moderación desde abril de 2022, después del pico de hasta 1,62% registrado en marzo. Las medidas fiscales tomadas por el Gobierno de Jair Bolsonaro y la política monetaria del Banco Central contribuyeron a bajar la inflación.

El déficit fiscal primario del Gobierno federal fue completamente eliminado a partir de enero de 2022, añadiendo en resultado del balance del Banco Central (el déficit cuasi-fiscal). Prácticamente la totalidad de los desequilibrios fiscales del Estado se explican por la factura de intereses (casi 5% del PBI).

Añadiendo el resultado fiscal de los Estados locales y las municipalidades de Brasil, se registra un holgado superávit primario del 1,3% del PBI en el sector público consolidado, el más elevado desde 2014.

La disciplina fiscal tiene por objetivo anclar las expectativas inflacionarias, garantizando que los desequilibrios del Estado no se van a financiar en el futuro con emisión monetaria. Esta señal es suficientemente fuerte como para reactivar la demanda de dinero y bajar la inflación. El programa económico impulsado por Paulo Guedes resulta objetivamente creíble a través del tiempo.

Por otra parte, el Banco Central de Brasil liderado por Roberto Campos Neto actúa de forma completamente independiente, y marcó un fuerte aumento de la tasa de política monetaria SELIC hasta el 13,75% desde el pasado día miércoles. La autoridad monetaria dispone de sus propias metas, y resulta creíble su promesa de no financiar al Tesoro. 

Seguir Leyendo

Argentina

Ex asesor de Lula intenta desmentir a La Derecha Diario sobre una noticia de Brasil y termina eliminando sus tuits

Publicado

en

Se trata de Guillermo Raffo, un argentino viviendo en Brasil, que fue recientemente contactado por Juntos por el Cambio para que arme la estrategia para contrarrestar a Javier Milei en Argentina.

El argentino Guillermo Raffo, exasesor de comunicación del exconvicto Lula da Silva y de varios políticos de Argentina y de Brasil, había definido como “fake” la noticia publicada por La Derecha Diario sobre un reciente reportaje de la Fundação Getulio Vargas (FGV) que estimó que el índice semanal de precios al consumidor registró una variación negativa del 0,76% al cierre de la cuarta semana de julio, y que estimaba que hubo deflación en el promedio de todo ese mes.

En su miserable ataque, Raffo también publicó otro tweet diciendo que “hay que ser medio pelotudo para creer una noticia publicada por un lugar llamado La Derecha Diario. O estar con la autoestima muy baja“.

No sabemos cómo están de autoestima nuestros lectores, pero de seguro están mejor informados que él, ya que la medición publicada por la FGV es similar a la estimada por el Banco Central de Brasil y el IBGE, así que de falsa la noticia no tiene nada.

De todos modos, la autoestima del operador político del PT también debe ser muy baja, ya que luego de que varios usuarios le reprocharan sus repudiables comentarios, Raffo eliminó todos los tweets donde había mencionado a La Derecha Diario.

Por esta cobarde reacción, la cuenta de @laderechadiario no le pudo contestar de manera directa a sus difamaciones, por lo que lo haremos en esta nota.

De un total de 8 categorías encuestadas por el indicador de la FGV, en 5 de ellas se registró deflación en la cuarta semana de julio con relación a la tercera. Entre todas las partidas, se destaca la caída de los precios del transporte (-4,8%) y de los combustibles (hasta el -14%). También hubo descensos en  los precios de la vivienda (-0,7%)  y en el ítem “educación, lectura y ocio” con variación negativa del 4,06%.

La variación negativa del IPC, deflación propiamente dicha, fue la más drástica para una variación mensual registrada desde el lanzamiento del Plan Real en julio de 1994. De hecho, según la serie histórica de inflación mensual proporcionada por el Banco Central de Brasil, la variación de julio sería la más negativa desde mayo de 1954.

¿Quién es Guillermo Raffo?

Con sede en la ciudad de São Paulo, Raffo brinda servicios de consultoría a líderes en Brasil y Argentina. Entre los clientes divulgados por Raffo en su cartera pública se encuentran la ex vicepresidente de Argentina, Gabriela Michetti, el ex gobernador de Córdoba José Manuel De la Sota y los expresidentes Fernando Henrique Cardoso y Lula da Silva, entre otros.

De hecho, Raffo comenzó su trabajo en la campaña política de Eduardo Duhalde en 1999. También trabajó en la estrategia del entonces candidato Aécio Neves, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), cuando se postuló a la presidencia con Dilma Rousseff en 2014.

El asesor suele criticar y atacar con muy poca gracia al presidente Jair Bolsonaro y su familia, y constantemente se dedica a defender al criminal condenado Lula Da Silva.

En Argentina, tiene una visión muy distinta. En vez de defender a la contraparte de Lula en el país, el kirchnerismo y particularmente, a la vicepresidente Cristina Kirchner, dice que considera un “engaño” comparar a Cristina Kirchner con Lula y a Bolsonaro con Mauricio Macri.

Juntos por el Cambio ha consultados sus servicios recientemente, algo que él mismo admite en una nota que publicó en el diario Clarín, para que los ayude con la estrategia de campaña para contrarrestar a Javier Milei.

Según cuenta Clarín, se reunió en una llamada de Zoom en mayo de este año con Horacio Rodríguez LarretaPatricia Bullrich, Diego Santilli, Cristian Ritondo, Humberto Schiavoni, Federico Angelini y María Eugenia Vidal para explicarles qué haría él para desprestigiar a Milei.

Raffo les dijo que “no tiene disponibilidad para trabajar en la Argentina” por el momento, ya que estaría trabajando en las elecciones brasileñas de este año, pero habría acordado funcionar como un consultor externo encargado de la “estrategia macro” de la embestida contra el diputado libertario.

Seguir Leyendo

Tendencias